Carta abierta al pueblo y gobierno de Cuba

Reciban nuestro pesar y solidaridad en ocasión del paso de la tormenta Alberto por territorio cubano, escuetamente nos informamos que ha dejado cuatro personas fallecidas y centenares de evacuados. Seguros estamos que pueblo y gobierno cubano sabrán superar esta nueva adversidad e ir perfeccionando y superando programas y acciones tendentes a lidiar con lo que parece será el comportamiento futuro del clima en esta parte del Mar Caribe.

Acude a nuestra memoria, no muy lejana, cuando aún no se había burocratizado y deshumanizado la solidaridad que prestábamos de pueblo a pueblo en tragedias como las que hoy les y nos embarga. Recordamos que apenas conocíamos de noticia similar, nuestro pueblo se movilizaba inmediatamente y en caseríos, pueblos, ciudades y a nivel nacional se organizaban los comités de solidaridad para asistir con todos los recursos a nuestra disposición al pueblo hermano castigado por cualquier desastre natural u otra calamidad. Acopiábamos ropa, zapatos, frazadas, juguetes, alimentos y medicinas para enviarlas de inmediato al sitio de la tragedia, lo cual nos hacía sentir la misma como nuestra, y así la asumíamos.

Hoy el panorama es distinto, por lo menos acá en Venezuela, el gobierno nacional ha desplazado al pueblo llano en la expresión de sus sentimientos solidarios y asumido directamente la asistencia, proceder que desdibuja el sentir humanitario del pueblo que se veía urgido de colaborar directamente, a la par que desvía la atención que otrora se prestaba al acontecimiento en cuestión: hoy la calamidad se transforma en noticia hueca, la burocracia hace que se pierda el contacto humano y por tanto la fuerza emocional que ayudaba a acentuar nuestros lazos de hermandad.

En esta ocasión el gobierno nacional ha publicado el envió de 12 toneladas de ayuda humanitaria, lo hace en cuenta twitter de uno de sus ministros lo cual tiende a divorciar aún más al pueblo venezolano del que padece la tragedia; en los medios de comunicación no encontraremos mayores detalles, total parece ser que la idea es separar a los pueblos y privarlos de su comunicación directa. Esperamos que tal cargamento solidario contribuya a solucionar en parte la situación de emergencia que embarga al pueblo cubano.

Pedimento de todo corazón: pasada y superada la situación planteada les rogamos nos hagan llegar lo que sobre de tal cargamento y otros enviados desde otras latitudes y naciones porque acá en Venezuela tenemos un pueblo necesitado de alimentos, medicinas, ropa, zapatos, colchones, herramientas y enseres que contribuyan al bien vivir de este empobrecido, olvidado y maltratado pueblo venezolano.

La tragedia que padecemos amerita esa acción solidaria del pueblo y gobierno cubano. Ya son varios cientos los fallecidos por falta de medicinas y atención médica hospitalaria oportuna, adecuada y especializada; miles l@s niñ@s y ancian@s que presentan cuadros marcados de desnutrición y cientos de miles de niñ@s que han abandonado las escuelas por no contar con desayuno hogareño y en las escuelas haber desaparecido el programa oficial de alimentación escolar.

Nos atrevemos a afirmar, sin ánimos de minimizar los estragos de la tormenta Alberto, que el drama del pueblo venezolano es superior al de ustedes. Es más, segur@s estamos que los costos del cargamento que el gobierno venezolano les ha enviado se multiplicará por cinco o seis veces su valor en dólares habida cuenta de la corrupción que corroe todos las instituciones del país multiplicará la factura que por ese cargamento terminará pagando el pueblo venezolano. Lo más seguro es que un ministro o "colaborador" vea aumentar su fortuna en la negociación para la compra de lo contenido en el citado cargamento.

Tan es cierto que retamos al Contralor General y Fiscal de la República hacerse acompañar por funcionarios consulares de la República de Cuba y una comisión independiente de ciudadanos venezolanos (perdimos toda credibilidad en las instituciones venezolanas) para indagar e investigar el precio real de los colchones (y otros enseres e insumos) que aparecen en fotografía que acompaña al anuncio gubernamental: seguro estamos que encontraremos un sobreprecio astronómico además de enterarnos que no fueron 12 sino 20 toneladas las adquiridas para ser enviadas a Cuba pero desviadas 8 a manos de facinerosos que pululan en el seno del gobierno nacional, regional, estadal, municipal y comunal.

Al gobierno cubano, más no a su pueblo, le consta lo acá expresado, habida cuenta de contar con un extenso equipo de inteligencia desplegado en territorio venezolano que ha de mantenerlo bien informado al respecto y a eso debemos parte de la debacle de nuestra economía y, lo que es peor, de nuestra ruina ética y moral.

Azúcar por favor.

Si no es mucho pedir, nos atrevemos a solicitar nos envíen en el transporte habilitado por el gobierno venezolano, para hacer entrega del cargamento solidario a la isla, algunas toneladas de azúcar porque al momento no la producimos en el país y nuestro pueblo se ve obligado a pagar Bs. 600.000 por Kg. (cancelando con tarjeta de débito) o Bs. 150.000 (cancelando con dinero efectivo), es decir el equivalente a 6.424,53 dólares ó 1.606,13 dólares cada kilogramo respectivamente (calculado a tasa oficial Dicom). Pero por favor, háganlo directamente a la Comuna El Maizal y al precio internacional que ustedes manejan. Allí cancelaremos la factura y nos encargaremos de distribuirla a precios justos a todo el pueblo. Caso contrario caerá en manos de un general de alto rango del ejército venezolano que además de inflar la factura en dólares desviará parte del preciado edulcorante hacia Colombia y el resto de la mercancía entregada a la Guardia Nacional para que se encargue de distribuirla entre "bachaqueros"(1) de confianza y continuar con la guerra económica contra el pueblo. Pregúntense: ¿cómo hace el ministro de la defensa de Venezuela y demás generales para mantener viviendo a sus familiares en el exterior, y no precisamente en Cuba, Bolivia, Nicaragua, sino en Europa, Canadá y Estados Unidos de Norte América.

De paso, mucho sabríamos agradecer nos informen que sucedió con los cubanos involucrados en la estafa multimillonaria relacionada a la central azucarera que se debía instalar en el estado Barinas porque acá el burócrata venezolano a cargo del proyecto (Antonio Albarran) anda libre como si nada hubiese acontecido y de paso recién explotado el escandalo fue premiado por Adán Chávez con la secretaría del estado, y eso lo conoce muy bien el organismo de inteligencia cubano porque así lo anunció públicamente Hugo Chávez en esa oportunidad.

Esperamos que nuestro requerimiento no brinde resquemor entre pueblos hermanos y permita sincerar la relación entre gobiernos con objetivos diametralmente opuestos y distintos.

¡Sabino nos señaló el camino, me señaló el camino, nos señala el camino!

(1) Bachaqueros: modalidad de delincuentes, asociados a cuerpos policiales y militares que viven de exprimirle los pocos churupos que caen en manos del pueblo.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1618 veces.



Pancho Alegría


Visite el perfil de Pancho Alegría para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /economia/a264355.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO