Una nueva forma de insultar: ¡Eres un hijo de Peña Esclusa!

Viendo la actuación de "Leopoldito", como siempre a la pesca de una situación que provoque y multiplique la violencia, llamada "guarimba", mención que hago, como para distinguirla de la violencia que surge de la impunidad y de alguna manera historicamente incontrolada cuando llega al límite, como sucedió en el fatídico "Caracazo".

Surge esta visión desde la parte de abajo del "gallinero" en donde vivimos millones de ciudadanos, aguantando estoicamente las cagadas de la "gallinas" que se acomodan en la parte superior, de "nuestro gallinero".

Mientras, nos informan que en una gandóla cargada con tejas-rojas, desde la "hermana" Colombia nos embasura la reputación como país decente, colocando apenas 3000 kilos de droga, uno se pregunta:
¿quién carajo otorga divisas para esa importación?... ¿quién está detrás de ese negocio?... y lo más importante: ¿coño, nuestro país es un desierto, que no tenemos los elementos (simple tierra) como para producir nuestras propias tejas?... entonces me pasa el compatriota Mario Silva un video reseñando los hechos acaecidos ayer, en donde los "hijos de Peña esclusa", cual blanca palomas se encargan de promover guarimbas, llevándose por delante hasta los funcionarios policiales.

Da "arrechera" tamaña impunidad... y puedo asegurar que este sentimiento se multiplica por decena de miles de ciudadanos que como anoté anteriormente, todavía vivimos en la parte baja del "gallinero", aguantando cagada tras cagada, de propios y extraños, que sencillamente cumplimos un horario por el "mínimo", mas las dos horas de anticipación para llegar al lugar de trabajo y dos horas de retorno, más la hora del almuerzo, total: entre 13 a 15 horas fuera del "hogar dulce hogar", si es que los malandros nos dejan llegar con los pocos "riales" que podamos esconder en algun lugar de nuestra humanidad, arriesgando hasta el "pichi" celular, con la impotencia de que si es un celular "pichi", los malandros lo arrojan por la ventana del "desvencijado" y que autobús, que lo único que tiene bueno es el equipo de música que suele llevar a decibéles inconfesables y generalmente con música foránea.

Lo dicho: si usted quiere innovar el léxico de los insultos, el título del presente es una opción... ¡eres un hijo de Peña Esclusa!... ¡basta de impunidad!... la compañera Lina asumió su responsabilidad y está "encanada", estos "hijos de Peña Eclusa", "leopolditos y leopolditas" (inclúyase en esa nueva forma de determinar a los alienados buergueses, oligarcas y simples "jala-bolas", a los cuervos que mal representan a la "santa-madre-iglesia-catolica) haciendo de las suyas, promoviendo guarimbas, que obviamente terminarán por generar mas violencia, violencia que no queremos, pero que se está gestando sencillamente porque estamos repodridos de esperar por justicia.

Metan en prision a estos ¡hijos de Peña Esclusa!

¡Patria, Socialista o Muerte... tenemos que Vencer!


gervasioarti@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2330 veces.



Gervasio Artigas


Visite el perfil de Gervasio Artigas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Por los Derechos Humanos contra la Impunidad


Revise artículos similares en la sección:
Oposición