Entretelones del diseño de las organizaciones políticas y sociales venezolanas

Son numerosos los compatriotas preocupados por inteterpretar, diagnosticar, predecir y reconocer  en una organización  la eficacia y efectividad. Para diseñar una organización es menester considerar los sistemas que las integran. El primero es el sistema formal, que esta constituida por el organigrama, los objetivos y las actividades. Mientras, que el segundo es el sistema informal, es lo que no se puede ver y escribir. En esta se considera los siguientes aspectos: relación de poder, intereses personales, lenguajes, mitos y otros. Sin embargo, se puede inducir que una organización formal adecuada, refleja una pauta de comportamiento informal, en sincronía con los intereses de la sociedad. 

Lo anterior también conduce a inferir sobre la calidad de las organizaciones que surgen del medio circundante de el quehacer político, económico y social. Al considerar lo novedoso del sistema político venezolano, cualquiera se podría investir de un grado de flexibilidad y tolerancia, aceptando que los errores cometidos, ha dejado experiencia y se puede corregir, sin evaluar el costo. Pero es lamentable como la lógica y mas allá el conocimiento científico pareciese que fuese vulnerable a la acción política. 

Indudablemente que el sistema socialista promulga la igualdad social y de género, pero es menester concientizar que no puede ser igual en lo funcional y tampoco introducir la informalidad en lo formal. Existen muchas organizaciones donde los intereses de poder e intereses personales, conducen a muchos compatriotas en posiciones de relevancia a seleccionar personas de su entorno fuera de su parcialidad política y colocarlo en la misma organización o en otras con corte socialista, sin hacer pasado por un mínimo esfuerzo de capacidad, socialización y de concientización de clases, fácilmente identificable; sólo pregúntale al pueblo, que los conocen y no encuentran con quién quejarse. Son aquellos que le facilitan el camino a unos y obstaculizan el camino a otros  y no benefician al socialismo, se encuentran en las organizaciones y en las direcciones  con problemas de funcionamiento.  No le crean las excusas que presentan, le faltan experiencia en el área involucrada y como líder socialista. Muchos de ellos de extracción humilde, sin aptitudes gerenciales pero con actitud de falsa meritocracia y prepotentes. Ellos están ocasionando muchos daños a las organizaciones y al proceso revolucionario. 

Para desarrollar proyectos tácticos que permitan corregir las anormalidades de las organizaciones. Es preciso generar mesa de trabajo, para generar propuesta sabia, que solo el pueblo puede dar. La mesa de trabajo permite desarrollar las siguientes propuestas: Conceptual, de Trabajo y de Proyecto. La propuesta conceptual tiene como estructura en primer lugar, el antecedente, marco referencial o resumen. En el segundo lugar, listado de conceptos específicos de los integrantes de la mesa y en tercer lugar, la propuesta conceptual, que debe estar integrado por los elementos comunes conceptuales y en sentido general, llegar a la convicción que las diferencias con los conceptos específicos son insignificantes. 

Desarrollar una mesa de trabajo que tenga que ver con una Propuesta de trabajo, se reconocen cuando implícitamente requiere evaluar a una institución pública. Por un lado se evalúa la organización y por otro lado las necesidades y demanda de las sociedades, en forma integral incluyendo a los excluidos. La estructura estaría conformada por una introducción, diseño de organización y conclusiones. Normalmente, una modernización de las organizaciones institucionales es imperante, como consecuencia a la dinámica de cambios que impacta significativamente a las sociedades latinoamericanas. Esto permite hacer referencia a interrelaciones significantes, de obligatoria observancia para todos los compatriotas. Expertos investigadores han determinado una significante interrelación entre los trabajos técnicos y la política, así como también entre las necesidades sociales con los políticos, rigurosidad para  garantizar la calidad de las propuestas. La mesa de trabajo más compleja como instrumento social, sin duda que es para generar una propuesta de proyecto factible, ya que primero es imperante desarrollar una proyecto de investigación.  

Lo que se busca con una mesa de trabajo, debe ser del conocimiento de todo compatriota. Sin duda, es de fortalecer  las políticas implementadas por el gobierno bolivariano, crear una red democrática entre los ciudadanos que prestan servicios con las sociedades. Fortalecer las relaciones entre el Estado y la sociedad, para fomentar las responsabilidades. Capacitar a los ciudadanos para que con eficacia, efectividad y calidad cumplan con sus deberes ciudadanos.

basilioalezama@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2326 veces.



Basilio A Lezama M.


Visite el perfil de Basilio Lezama para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: