Entre lo estitico y lo laxante

Si hay algo innegable desde hace tiempo; es la habilidad de los servicios de inteligencia Norteamericanos para generar situaciones en las cuales nuestros gobernantes o gerentes de los países de la llamada América tercer mundista, siempre hagan el ridículo y el pueblo junto con éllos. Es que no acabamos de entender que nos están poniendo siempre en posición de decidir y actuar en base a las alternativas que éllos nos presentan. Nos comportamos obedeciendo a un programa pre establecido que siempre nos lleva a un callejón sin salida. O se va por el centro hacia la perdida, o se va hacia un lado, hacia la misma meta. No vemos hacia arriba o hacia abajo.

Los Estados Unidos, se han convertido en el problema digestivo del continente y del mundo, que hace que las naciones que escogen como objetivo, se pongan estíticas. Que se les colapse su sistema de desahogo natural. Ellos han asumidos las funciones del hígado, el vaso, el páncreas, el estomago y hasta el mismísimo intestino grueso y delgado del planeta. Mediante esa estratagema se han querido presentar como indispensables. Gracias al dolor y al trauma que generan; han hecho que el cuerpo natural de los países, se comporten tal como el torturado y el reprimido: Una especie de recién salido de Guantánamo, que conoció el fin de su existencia sin saberlo, pero que revivió. Que no duerme por temor a tener las pesadillas consecuentes de su cautiverio.

El caso Honduras, Cuba, Bolivia, Ecuador, Venezuela. Es la reacción de un organismo multi celular, que sufre de una enfermedad sicosomática, pero que no es curada por que el medico es parte activa de la enfermedad. Esa misma mala praxis médica es la que ha convertido al primer país negro libre del continente-Haití- , en un trauma cancerígeno, cuando en realidad fue uno de los síntomas más saludables de la recuperación del cuerpo continental de países neo liberados. Después de ejecutar su mal diagnostico, el cuerpo dañino de la región (USA), hace una mutación orgánica y se convierte en un laxante, que provoca (o pretende provocar) una diarrea que expulse del cuerpo inerme e indefenso, todas las posibles defensas que puedan ayudar a la recuperación del organismo colectivo atacado. Esa es la razón por la cual el embajador de Estados Unidos acude a reunirse con Zelaya, previa orientación e información a sus aliados golpistas de lo que pretende, y los orienta a la vez cual debe ser su actitud. En esa jugada, un parasito intestinal llamado “OSCAR ARIAS”, una especie de solitaria, que corroe el cuerpo interno de la persona del continente, pero que es útil para que la enfermedad mayor, se expanda y se convierta en mortal, cuando no tiene antídoto.

Lo malo para esas dolencias regionales, es que hay un remedio infalible: una medicina, que los ataca en su esencia y los amenaza a reducirlos a algo menos que excremento resultante. Esa medicina la han llamado “gente consciente” y su componente activo es una aleación natural originaria llamada “Hugo Chávez frías”. Lo bueno es que es de uso universal y sin patente de pago, se encuentra libre en la naturaleza y es componente básico del pueblo Venezolano..

javiermonagasmaita@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1356 veces.



Javier Monagas Maita


Visite el perfil de Javier del Valle Monagas Maita para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a84117.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO