Resueltos a ser ricos

De revolucionarios a nuevos ricos. Amor al dinero, podrían ser otras expresiones que adornen el titulo de este articulo.

¿Qué haría usted, si en dos, cuatro o nueve años, se volviera rico? No, por ganar la lotería, no, por trabajar en la robo lución. Curiosamente, muchos hombres y mujeres han adquirido grandes sumas de dinero por vestirse de revolucionarios, es decir: salir a las marchas con franelas o cachuchas rojas, calarse las 7 horas de alo presidente, y una o tres veces por año hablar con el pueblo. Por esto reciben cantidades mensuales, las manifestadas por el Sr. Presidente Chávez, 10-15 mil bolívares fuertes mensuales, son para salir de paseo los fines de semana. Realmente se quedan cortas.

Ante mi tengo los sueldos de algunos funcionarios de tres poderes: legislativo, judicial y ejecutivo, sin verificación, por eso no cito nombres, realmente es increíble, van desde los 30 hasta los 60 mil bolívares fuertes, sumando hasta la tos. Hay que confirmarlo. No obstante, cuando el rio suena piedras trae. Con razón la política es un gran negocio, luego les coge el gusto, y se dedican el resto de sus días a ganar más dinero, ya sea para pagar nuevas deudas o simplemente por amor al dinero.

Por esto del enriquecimiento ilícito, burocratismo, apatía, indolencia publica, desde tiempo atrás me pregunto si, ¿las revoluciones pacificas sirven o no sirven? Es por la cantidad de tiempo y energía requerida e invertida, para cambiar la conducta, con ella la cultura, del famoso nuevo hombre o mujer. La preocupación por los peligros que encierra, el amor al dinero, no es nueva ni mucho menos. Hace casi tres mil años, la Biblia afirmo: Los que están dispuestos a ser ricos caen en muchos deseos perjudiciales que precipitan a los hombres a la destrucción y a la ruina. No sé, si este nuevo decreto a los gastos superfluos, frene el gusto por el dinero de esta gente. El burocratismo, abogados y economistas se las ingeniaran, para evadir la ley. Están resueltos a ser ricos.

El capitalismo, su crisis de época, es un patético ejemplo. La pobreza, la violencia, las guerras, son sus hijos, paridos en unión con el sistema globalizado. Estilo de vida suntuoso, materialista, repercute en la población, y muy especialmente afecta la revolución moral y ética. El camarada Castro, públicamente los hubiera destituido, pero como esta es una revolución pacífica-petrolera… ¡Que viva Venezuela!  Últimamente se han publicado artículos de prensa, programas de TV, y datos de sueldos circula por internet, los mega sueldos, pero en el fondo de mi corazón quería creer que era una patraña de la oposición, pero estas cifras que veo, me hacen recordar, a estas personas hablando de moral revolucionaria, de socialismo, de ética, en los medios de comunicación, diciendo socialismo o muerte, aparentando practicar el  socialismo, que asco.

Funcionarios de gobierno, consideran a la pobreza, como parte de la estética de las ciudades, indiferentes, indolentes, se visten de rojo con guardaespaldas, no solo para la protección, los usan para el amedrentamiento, andan por el mundo cual dignificados, aparentando que ya todo lo saben, algunos no saben ni expresarse.

Sr. Presidente, es el precio de la lealtad que hay que pagar, cuyo resultado es la ineptitud, corrupción, deslealtad, demostrada en la burocracia. Actividad administrativa que desemboca en el burocratismo, elemento que les ayuda a disimular su ineficacia y corrupción.

Alto precio para la revolución y la fe del pueblo en el socialismo. Esta gente esta resuelta a ser rica a como de lugar. 

rcpuma061@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3124 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: