2009 vs 1989

Al ver el año que acaba de iniciarse y conocer las dificultades económicas existentes y las muchas más que se avecinan, involuntariamente vinieron a mi memoria la ocurrencia de hechos parecidos hace dos décadas atrás, que llevaron al gobierno del entonces presidente Carlos Andrés Pérez a asumir una serie de medidas de contención del gasto público, para tratar de enfrentar exitosamente la crisis económica existente en aquel momento, la cual había reventado seis años atrás. La receta económica impuesta por el Fondo Monetario Internacional resultó totalmente contraproducente en lo político, pues al inicio de su aplicación estalló la insurgencia popular del 27 de febrero de 1989. Esta explosión anunció al mundo la fractura del apoyo del pueblo venezolano al modelo bipartidista de gobierno mantenido por AD y COPEI desde 1959.

Son muchas las cosas que hoy ocurren que nos recuerdan la situación de hace 20 años, razón por la cual quisimos alertar sobre este parecido, para que se tome en cuenta la experiencia anterior en relación a las medidas de ajuste a tomar, las cuales generalmente afectan mucho más a los sectores pobres de la población. Ya se produjo la primera medida: Reducción a la mitad del cupo de dólares para los viajeros, disposición que afecta a los sectores medios y no a la burguesía explotadora ni a la alta burocracia estatal, que continuarán disfrutando de lo que un segmento de la población dejó ya de disfrutar. No son los súper millonarios explotadores quienes tendrán dificultades para viajar; son las capas medias las primeras afectadas, un sector que vive de su trabajo y que no explota mano de obra asalariada como sí lo hace la burguesía.

El año 2009, al igual que 1989, arranca en medio de una situación inflacionaria importante, la cual golpea con mucha mayor fuerza a los sectores populares; el presupuesto de 2009 es deficitario tal y como lo era el de 1989; el Gobierno Nacional deberá tomar medidas económicas de ajuste en 2009, al igual que el gobierno de Carlos Andrés Pérez tomó una serie de medidas económicas de ajuste en 1989; en 2009, al igual que en 1989, el país viene de recibir ingresos mil millonarios en dólares, producidos por los elevados precios del petróleo; se inicia el año 2009 en medio de una situación grave de dependencia de la importación de bienes para el consumo de la población, al igual que la economía de puertos existente en 1989; la corrupción administrativa campea en 2009, como lo hacía en 1989; la sordera gubernamental en 2009 es igual a la de 1989.

Las situaciones no son iguales, pero tienen sus similitudes. Preocupa mucho la naturaleza de las medidas que una “estrella” como El Troudi pueda recomendar y los sectores sociales que se vean afectados con las mismas; ojalá se escuchen otras voces. Hay quienes dicen que la historia es una espiral en la que hechos similares se repiten y suceden en niveles distintos de desarrollo y complejidad.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3594 veces.



Luis Fuenmayor Toro


Visite el perfil de Luis Fuenmayor Toro para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Fuenmayor Toro

Luis Fuenmayor Toro

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a69995.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO