Mi palabra

¡Las Primarias!

"Las tonterías que se hacen,

pueden a veces remediarse;

las que se dicen son irremediables"

  1. Berthet

¡Qué molleja, desde que ganó Chávez, la oposición anda más enredada, que no sale de las primarias? La expresión se le salió a un señor muy obeso, tan obeso, que se agarró de su voluminoso cuerpo para practicar algo propio de los maracuchos: la jocosidad, al referir a las tan cacareadas primarias de la oposición: ¡primero rebajo yo, que la oposición presentar un candidato, están esperando que se acerque el momento de las elecciones para salir, con otro aborto al estilo Guaidó y la orden viene del norte, con el postulado listo por el actual mandatario y este anda más desorientado, que Manuel Rosales! Las pocas personas que se encontraban presente se vieron las caras, sin poder ocultar las risas disimuladas en medio de la frustración, como mujer engañada, que espera algo distinto de la pareja y le sale con el mismo cuento, parecido a los antiguos paquetes chilenos, a pesar, que ahora son pocos los que caen en esa trampa y menos las mujeres.

La expresión del hombre es de un maracucho "reencauchado" así, califican a los nacidos por los lados del Venado; una población muy cercana a los límites entre Lara y Zulia, pero el dialecto engaña, ya que, parece de una auténtica persona nacida en el saladillo, uno de los sitios emblemáticos de Maracaibo. Sin embargo, de ahí en adelante, casi todos imitaban al amigo, como si estaban en una reunión familiar en cualquier barrio de la tierra del sol amado y lejos de ponerse de acuerdo, a cada momento las diferencias políticas se acentuaban, pero todo giraba alrededor de las controversiales elecciones primarias de la paralizada oposición, en el cual no aflora una cara nueva y muchos de los que están tienen su expediente abierto, pero salen con el apoyo del poder mediático de los Estados Unidos, como árbitro, pero más vendido que juez pago por adelantado.

En medio de las opiniones cruzadas, salían a cada momento las expresiones tan comunes, que es difícil no escuchar en cualquier rincón del estado Zulia y solamente falta, que los encargados de dar las misas terminen sus homilías ¡Vergación pórtense bien! El más incisivo en la discusión, por momentos parecía andar algo acelerado, se paró con una actitud de orador y empezó a desmenuzar la cantidad de hechos contra el país, haciendo énfasis en los ataques directos contra la economía de Venezuela. Por momentos se preguntaba y no esperaba la respuesta ¿Qué pueden ofrecer Capriles, Guaidó y Leopoldo López? ¡Nada y el que esté esperando algo, es bien pendejo o lo han hipnotizado con el cuento, que la culpa de todo es Maduro!

Todos callaban, como si estaban frente a un tribunal esperando la sentencia y cuando parecía terminada la inesperada e improvisada reunión, apareció un admirador de una de las pocas mujeres, que hace vida activa en la oposición, pero de lejitos, María Corina Machado, ya que, se siente la legitima candidata de la oposición, desde aquel momento, cuando se entrevistó con George W. Bush y no quiere rayarse. Apenas la nombró se revivió la hoguera y si hubiese estado presente la nombrada la decepción es muy grande, porque le sacaron a relucirse ese encuentro, donde no dejó ninguna duda de lo pitiyanqui. Se escuchó un grito desesperado de un señor: ¡Que molleja, si gana, esa, al otro día tenemos a los gringos paseándose, como si compraron a Venezuela!

El panorama en la oposición es un verdadero saco de gatos, como viene quedando muy claro. El disparate de Guaidó, ha servido para que todos los que lo apoyaron, y casi lo cargan, como un niño de pecho, ahora se presenten persignándose, después de haber metido la pata, hasta la rodilla por la ambición del poder. La ex canciller de Colombia, María Ángela Holguín, ahora dice que "reconocer a Guaidó como presidente fue absurdo" Como dice el viejo refrán ¡piaste tarde pajarita! La larga lista de aspirantes a la presidencia se revisan los bolsillos y no se consiguen ninguna credencia. Lo que se oye es el llanto y las palabras soeces no salen a la luz pública, porque las que se conoce, hasta ahora basta y sobra para saber de la moral de estos señores. ¿Qué dirá la vieja militancia de AD y COPEY, aunque muy mermada, pero todavía existe y con sobradas razones para apartarse de los que quieren echar por el suelo la moral y la dignidad, la mejor carta de presentación?

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1581 veces.



Narciso Torrealba


Visite el perfil de Narciso Torrealba para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: