La tripartita burguesa de Jorge Roig y Nicolás Maduro será otra estafa a los trabajadores

Con el giro plutocratico del "obrero" presidente Nicolás Maduro, su gobierno contrarevolucionario y neoliberal en contubernio con factores de poder de la burguesía apatrida, con la complicidad soterrada del ipocrita Diosdado Cabello y la plana mayor del psuv, con el apoyo incondicional de la Asamblea Nacional a excepción del Dip Oscar Figuera; se inicia un nuevo proceso de despojo a los trabajadores venezolanos en sus derechos sociales hasta ahora incumplidos por el gobierno madurista traidor de la clase trabajadora.

No es un hecho casual la reciente puesta en escena de Jorge Roig, empresario del sector metalúrgico de Guayana y director gerente de la empresa metalmet ubicada en matanzas pto Ordaz, fouchista de vocación, un habilidoso oportunista y prácticante del entrismo político para alcanzar sus objetivos burocráticos del poder, podemos decir que en los últimos 40 años ha sido un enigmático y envolvente operador "institucional" con poder económico y político al servicio del gran capital, eso explica perfectamente de como el señor Roig fué diputado de la Causa R del pasado y su consecutivo cambio de organización progresista a partido de derecha neoliberal; actualmente éste personaje es un alto funcionario de la OIT luego de presidir Fedecámaras, lo que constituye un amenazante peligro para los trabajadores venezolanos.

Su reciente aparición en la que expresó abiertamente que: "lo que está enturbiando el proceso de aumentar un poco más el salario, es el cálculo de las prestaciones sociales" prosiguió, ...ése recálculo "impide que gente que tiene 25 años trabajando en su empresa, tú le puedas duplicar o triplicar el sueldo"; al parecer éste "señorito satisfecho" del que habló Ortega y Gasset en tiempos pasados, de buenos modales burgués con su casi impecable agudeza argumentativa haya vaheado sin ningún problema al gobierno entreguista y a su "ilustradisima" burocracia sindicalera de la Central Bolivariana encabezada por el procer de la libertad obrera Will Rangel, para la restauración del fracasado método tripartito y eliminar las prestaciones sociales.

Tampoco es casualidad la coincidencia plena de Roig, con el argumento miserable y desclasado del ministro de la economía Jesús Farías, quien señala recurrentemente que no se pueden aumentar los salarios porque genera inflación en los bienes y servicios, para que nos demos cuenta, tal coincidencia es producto de un acuerdo previamente concertado entre el gobierno del "obrero" presidente y la burguesía parasita (Fedecámaras), pero a demás da pena ajena observar la incapacidad manifiesta de un "pobre" ministro que esconde su incompetencia en el manejo de la economía en el fatalismo entreguista y quien no ha mostrado hasta ahora ninguna respuesta certera, concreta y convincente con políticas eficaces para una economía sana, productiva e independiente; pero lo más grave aún es que éste impopular y cobarde gobierno no termina de cancelar la idea del socialismo para asumir de una vez por todas su correspondiente discurso neoliberal tal como ya lo viene haciendo en la práctica contá el pueblo trabajador.

Lo cierto es que con esa opinión el flamante directivo de la OIT y agente encubierto de la nueva burguesía "revolucionaria" Jorge Roig, dejo deslizar con sutileza y aparente "generosidad" un estimulo del conformismo al subconsciente de los trabajadores para que terminen aceptando la Tripartita como beneficiosa y "único mecanismo posible" en dar solución a la situación salarial. De allí que éste experimentado vocero anunció con el auspicio de la OIT la instalación de la enésima mesa de "diálogo social tripartito", lo que creemos es una estratagema conspirativa contra la necesidad salarial de los trabajadores venezolanos.

Indicando que será la isla de Margarita el escenario en enero del próximo año 2023, donde las cúpulas de la burguesía y el gobierno tratarán de seguir imponiendo la precarización salarial en el país, sin la participación protagónica directa de los trabajadores, tomando en cuenta que para la burguesía agrupada en Fedecámaras el salario es una mercancía de poco valor y no un derecho social fundamental del ser humano y en la mayoría de los casos un bien patrimonial de la familia con caracter prioritario; de allí su particular interés en desenterrar la difunta Tripartita muerta por infertilidad orgánica en la cuarta república y que ahora la burguesía quiere utilizar nuevamente como recurso inconstitucional de contención para evitar un verdadero incremento salarial razonable indexado a la canasta básica.

En Venezuela hoy dia la comisión tripartita es un mecanismo anacrónico y pernicioso, la cuál no se justifica porque nunca ha dado buenos resultados para los trabajadores quienes siempre han salido perdiendo porque han sido otros los que han negociado y cobrado en nombre de éstos, por ser un método burocrático que propicia la aplicación gatopardiano de Lampedusa y en consecuencia otra estafa más a los trabajadores; Pues si Jorge Roig y el "obrero" presidente de verdad quisieran hacer justicia con los trabajadores venezolanos simplemente bastaría con reconocer, desbloquear y aplicar el artículo 91 de la Constitución Bolivariana; !dentro de la constitución todo, fuera de la Constitución nada!

Porque no, indexar los salarios a la canasta básica, sí todos los precios de sus productos y demás bienes y servicios en la práctica están indexados al dólar?

Los trabajadores venezolanos todos deben rechazar la Tripartita por representar otro engaño del gobierno, su burocracia sindical corrupta y la burguesía "revolucionaria".-

Chávez, es el camino!
Feliz Navidad y un abrazo de año nuevo..!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2405 veces.



Aguedo Alcalá Machiz


Visite el perfil de Aguedo Alcalá Machiz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: