Cáscara Amarga 642

Cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana

Cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana del poeta Antonio Machado. Esta expresión deviene ocurre sucede de la poesía de Antonio Machado: "Mas busca en tu espejo al otro, / al otro que va contigo… Busca a tu complementario, / que marcha siempre contigo/ y suele ser tu contrario." Lo de la cornucopia es simplemente un sinónimo similaricadente tautológico de espejo. Con la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado, estános diciendo el poeta su antagónica repugnante poesía, estános diciendo el poeta de su consciente y su inconsciente. Y, diciéndonos que entre el consciente y el inconsciente, tuyo y el mío, ha de haber un espacio una difuminación continua espectral complementaria como si fuera entre dendritas neurotransmisoras serotoninadas controlables de mi propio yo profundo, de mi yo interior abismal, de mi propiedad espiritual abisal racional de responder a mí mismo, ahí ha de estar la cornucopia reflexiva complementaria poética antoniomachadoiana de Antonio Machado, ahí hemos de estar tú y yo, entrecruzadas guafas bahareques paredes que nos resguardan y nos sostienen de las feroces férreas mandarrias aceradas humanas, y, ha de venir al duro dicho aquel, aguanta pared que lo que viene es mandarria, como si la cornucopia reflexiva complementaria poética antoniomachadoiana de Antonio Machado, fuera tanto como la complementariedad de las que habláranos Niels Bohr y su principio de la complementariedad entre la armónica simultaneidad opositiva entre la onda y la partícula entre la materia y la radiación, que ha de estar reflejada asina asín ansí así en la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana.

Con digresión y sin digresión, la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado y la ondina particular complementaria reflexiva nielsbohriana de Niels Bohr, el entendimiento y la estética junticas, como dos palomitas agarradas del piquito, la ciencia de Niels Bohr y la poesía de Antonio Machado. Niels Bohr y Antonio Machado, lo viable permisible observable, lo descriptible explicable interpretable en la filosofía de las 4E de Maleo 2001, la filosofía del entendimiento y la estética ética espiritual. La gran desgracia cósmica y cómica ha sido el divorcio del entendimiento y la literatura, la ciencia y la poesía. El principio radiactivo material ondulatorio particular complementario bohriano de Niels Bohr engastado fusionado funcionado funcionando en la filosofía de las 4E de Maleo 2001 con la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado.

Con digresión y sin digresión, la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado y el principio radiactivo material ondulatorio particular complementario bohriano de Niels Bohr en maridaje sostenido concupiscente, entre el consciente y el inconsciente, entre lo mental y lo sensorial, asina asín ansí así, entre el realismo ingenuo einsteiniano de Albert Einstein y el realismo mágico cervantino de Miguel de Cervantes Saavedra y el Quijote, como si fuera entre la onda y la partícula, como si fuera entre la materia y la energía, entre el campo gravitacional y el campo electromagnético, entre la teoría especial de la relatividad einsteiniana y la teoría general de la relatividad einsteiniana de Albert Einstein, como si fuera entre el universo expansivo einsteiniano de luz curvada de Albert Einstein propincuo a la vida y el universo contractivo maleoiano de luz tragada de Maleo 2001 ajeno a la vida, tanto como si fuera la vida y la muerte, como si fuera la luz y las tinieblas de Heráclito. Y, si ha de existir la complementariedad reflexiva antoniomachadoiana y la complementariedad refractiva nielsbohriana, ha de haberla para entre todos los casos correlativos límite contradictorios caliginosos Maleo 2001 de la teoría inédita novedosa avanzada cojedeña (Tinaco), de equilibrio dinámico dialéctico difuso dialógico diplomático diabético en el contradictorio medio maleoiano profundo entre el ser y no ser de Maleo 2001, como si fuera en el contradictorio medio aristotélico profundo entre el exceso y el defecto de Aristóteles, como si fuera en la resolutiva optimalidad pretendida entre el consciente y el inconsciente de Cirigliano y Villaverde, como si fuera en la síntesis intelectual esencial entre la tesis y la antítesis de Hegel y Marx, como si fuera en la conjunción "Y" luisalbertomachadoiana profunda del ser y no ser de Hamlet, de lo concreto y lo abstracto de Luis Alberto Machado, asina asín ansí así como si fuera entre lo consciente y lo inconsciente de Antonio Machado, en la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana.

Con divagancia y sin divagancia, la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana, es lo que hubo de faltar entre el entendimiento y la estética, entre la ciencia y poesía para fusionarse para siempre, y, la ciencia no estuviera pagando los platos rotos por la escasa escasés de la perogrullada primera vez de Perogrullo de la ironía cervantina quijotesca. La cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado, ha de ser el arma literaria dialéctica defensiva ofensiva la ironía quijotesca cervantina entre la razón y la belleza, entre la razón y la sinrazón, entre la cordura y la locura, entre el realismo ingenuo einsteiniano de Albert Einstein y el realismo mágico cervantino quijotesco de Miguel de Cervantes Saavedra y el Quijote. La ironía quijotesca cervantina, el arma literaria dialéctica defensiva ofensiva, ha de estar presente siempre en el hoy es siempre todavía, entre la ciencia y la poesía, y, jamás de los jamases, en tanto exista la filosofía de las 4E de Maleo 2001, ha de abandonar el espacio difuminado continuo espectral, ha de abandonar la complementariedad refractiva nielsbohriana, ha de abandonar la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana.

Con concordancia y sin concordancia, la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado es la ironía cervantina quijotesca, es el arma literaria dialéctica defensiva ofensiva entre la ciencia y la literatura, entre el realismo ingenuo einsteiniano relativista y el realismo mágico cervantino quijotesco, y, hemos de expresar que podrá no haber científico ni poetas, mas y más, ha de haber siempre filosofía 4E de Maleo 2001, ha de haber siempre el hoy es siempre todavía y el doctor Einstein no lo sabía, ha de haber siempre y de un eterno modo el somos Edipo la triple bestia de todo lo que hemos sido y lo que seremos de Jorge Luis Borges. Y, en el somos Edipo ha de estar la ironía cervantina quijotesca, el arma literaria dialéctica defensiva ofensiva, hemos estar en la complementariedad refractiva nielsbohriana de Niels Bohr, en la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado.

Con discordancia y sin discordancia, la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado, se ha de conjugar e identificar con el punto crucial decisivo inflexivo topológico borroso cartesiano, ahí, han de estar todas las ironías cervantinas quijotescas, del Quijote y de Cervantes, en la curva de Bernoulli en la lemniscata, en la curva de Picasso en la parábola cúbica. En la música de Chopin entre Bach y Beethoven, el punto crucial decisivo inflexivo topológico borroso cartesiano, ahí, ha de estar en la sombría penumbra whitmaniana del lienzo pictórico blanquinegro entre el yin y yang de Laozi, en la composición con hoja entre el blanco y el negro de Fernand Léger, en el cóncavo convexo contradictorio caliginoso concupiscente entre el seis y el nueve del 69 cojedeño de Maleo 2001, el punto crucial decisivo inflexivo topológico borroso cartesiano, en la complementariedad refractiva nielsbohriana de Niels Bohr asina asín ansí así en la difuminación continua espectral entre el consciente y el inconsciente, la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado.

Si la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado, es a la complementariedad refractiva nielsbohriana de Niels Bohr. Entonces sea dicho que la poesía y la ciencia han de estar engastadas. Ergo vergo sea dicho que decir poesía es decir la ironía quijotesca cervantina, el arma literaria dialéctica defensiva ofensiva, es decirla entre el realismo ingenuo einsteiniano y el realismo mágico cervantino, entre lo visible y lo invisible, entre la onda y la partícula entre la radiación y la materia, entre la teoría especial de la relatividad y la teoría general de la relatividad, y, es decirla entre los casos correlativos límite contradictorios caliginosos de Maleo 2001, es decir la complementariedad refractiva nielsbohriana de Niels Bohr científica que ha de ser, es decir, la similaricadencia tautológica repetitiva paradigmática platónica, la cornucopia reflexiva complementaria antoniomachadoiana de Antonio Machado literaria.

miguelbalza60@hotmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 472 veces.



Miguel Homero Balza Lima


Visite el perfil de Miguel Homero Balza Lima para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: