Yo creí que habíamos perdido a Sant Roz

Como San Juan El Bautista, José Sant Roz se había ido a meditar y ayunar al desierto de Canaguá y allí después de 40 dias, regresó con la energía que le ha caracterizado y lo ha hecho ser uno de los mejores escritores venezolanos revolucionarios de este siglo. Sant Roz volvió por sus fueros y lanza en ristre ha hecho morder el polvo a muchos molinos encopetados en sus tres últimos artículos. Son de antología. Su estilo, su lenguaje lo hacen único. No hay, hoy, otro escritor que pueda disputarle a José su maravilloso talento para hacer arrechar a quienes les envía sus venenosos dardos. Es por eso que yo lo admiro tanto. No tiene pelos en la lengua y está dispuesto a correr los riesgos que eso trae consigo. Carácter, valentía y los cojones bien puestos es lo que tiene Sant Roz para atreverse a escribir y decir lo que dice y escribe.

Quien ha leído alguno de sus 25 libros escritos por él en los últimos 20 años y los mas de 2000 artículos escritos en Aporrea, encuentra una línea recta y coherente de actitud, pensamiento y acción. No dice una cosa y hace otra, no piensa de una forma y actúa de otra… Yo que trabajé con él algunos años, puedo dar fé que Sant Roz es como es y no usa mascaras para congraciarse con nadie. Como dice Mario Silva "No tiene paz con la miseria". Parece que eso es genético, pues su hermano Argenis Rodriguez actuó de la misma forma y el Puntofijismo temblaba ante tu pluma irreverente.

Los que me conocen y me han leído durante los 15 años que tengo haciéndolo en esta página, estarán extrañado, pues no acostumbro escribir enalteciendo a nadie, pues eso que le digan a uno "Negro y Jalabolas", no es muy agradable, pero siempre hay una primera vez para todo. Yo que siempre he sido un crítico que me cuesta encontrar y ver las cosas positivas de los demás, hoy quisiera hacer una excepción para reconocer la valía y méritos de ciertas PERSONAS CON LAS CUALES ME HE TOPADO durante los 38 años que llevo viviendo en Mérida y de los cuales he aprendido muchísimas cosas y han incidido tanto en mi pensamiento como en mi comportamiento. No son muchos y no los que voy a nombrar y discúlpenme los que todavía están vivos.

En este articulo sobre José Sant Roz, lo que trato es consolar a algunos connotados militantes revolucionarios que han trabajado por este proceso y hoy se sienten apartados y relegados por los que hoy dirigen los destinos del país y sienten que no se hace justicia con ellos para reconocerles sus aportes a esta revolución. Yo les digo que si a José Sant Roz, lo tienen apartado y lo ignoran, con todo los aportes que este hombre le ha dado a este proceso, , que podemos esperar nosotros? Quiero dejar constancia que Sant Roz no está buscando ningún tipo de reconocimiento. Lo aquí expresado es mi opinión personal. Yo tengo muchos meses que no he visto ni hablado con José y posiblemente se enoje conmigo por escribir sobre él. https://www.aporrea.org/internacionales/a313636.html

Hoy leyendo un articulo del "antimadurista" Oscar Heck https://www.aporrea.org/internacionales/a313704.html, me encuentro que su contenido es un velado ataque al penúltimo articulo de Sant Roz, en el cual trata sobre los asesinatos que se cometen diariamente contra los que intentan llegar a USA para vivir El Sueño Americano y molesto porque Sant Roz no ataca como él a Nicolás Maduro, entonces inventa estadísticas como estas: "

"Venezuela tiene una tasa de asesinatos que es por lo menos de 6 y 8 veces más alta que la tasa de asesinatos de EEUU, además, Venezuela es el tercer país del mundo con la más tasa más alta de asesinatos de todo el planeta --- sí señor ---, mientras que EEUU se encuentra entre los primeros 20 países del mundo con la tasa de asesinatos más baja sobre este planeta." Usando la lógica de "El Ämigo de mi enemigo es mi Enemigo", mientras Sant Roz utiliza la lógica del: El Enemigo de mi Enemigo, es mi Amigo". He aquí una diferencia fundamental para descubrir en donde puede estar la verdad de los hechos, Sant Roz, no tiene porque odiar a Maduro y eso debe respetarlo Oscar Heck y Sant Roz no tiene porque atacar a Oskar Heck porque este lo odie. Sant Roz no pierde su energía en eso, él sabe quien es su enemigo y no hace ningún tipo de concesión; en cambio Oskar Heck para atacar a Sant Roz, porque éste no es enemigo de Maduro, no le queda mas remedio que salir en defensa de los gringos comparando situaciones tan disimiles como son las norteamericana y la venezolana.

José Sant Roz ha publicado 2339 artículos en Aporrea.org desde 05/06/02 y Oscar Heck ha publicado 1457 artículos en Aporrea.org desde 28/01/04. Dos estilos y dos visiones del mundo muy diferentes.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 902 veces.



Juan Veroes


Visite el perfil de Juan Veroes para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: