Como mosquitos… fuñen, fuñen y fuñen hasta que los aplastan

"Españoles y Canarios: Contad con la muerte aun siendo indiferentes, si no obráis activamente en obsequio de la libertad de América. Americanos: Contad con la vida aun cuando seáis culpables"

SIMÓN BOLÍVAR

Hacía tiempo, especialmente por la pandemia y el sistema 7x7, que no llegaba antes que mi amigo Anacleto al encuentro. Esta vez lo hice. Apenas al verlo y saludarlo, le hice la siguiente pregunta: "Camarita, ¿qué piensa usted hoy en día en relación al discursito que siempre ha presentado y presenta la pseudo dirigencia opositora, la malinche esa, que niega a priori todo lo que diga el gobierno o quién le huela a aliado a éste, pero que jamás ha presentado un argumento creíble del por qué de esa actitud? ¿Qué cree que piensa el pueblo de esa oposición? ¿Qué opina de las últimas revelaciones sobre el conocimiento y participación del gobierno gringo en los planes de invasión a nuestra amada patria, y la complicidad de Colombia en los mismos?". Anacleto, respondió con una sonrisa: "Camarita, camarita… como de costumbre vino con las pilas puestas y preparado para poner a prueba mis informaciones. Sobre el discursito de las bandas opositoras, creo que ya conoce mi opinión. Y digo bandas, porque, si antes eran partidos políticos, hoy están tan devaluados que ni el cumpleaños de AD se festeja con aquella «Romería Blanca», otrora símbolo de su status. Ellos mismos, con su perenne arrogancia y desenfado, su artera intención golpista, sus sempiternos errores que los han conducido de fracaso en fracaso, su negativa a un sincero diálogo por el país, y sus solicitudes a bloqueos e invasión a nuestra nación, se han encargado de convertir lo que fuera una victoria a finales del 2015, en polvo, o como diría el filósofo del Zulia, que por cierto ya anda en campaña como candidato a la gobernación, «en burusas». Son tan camaleónicos que piden pan y si les dan pan, ya no lo quieren porque entonces quieren arepa; y si le dan arepa la rechazan porque en ese momento quieren galletas. Es decir, piden por pedir porque saben que lo único que quieren, LA SILLA, no se lo van a dar. Dígame esos que están fuera del país ¡Dios santo!... fuñen, fuñen y siguen fuñendo como el mosquito, hasta que los aplastan. El vampiro, los ex-alcaldes, los prófugos, el que le compró a España un curul en el seno de la Unión Europea… todos esos que se reúnen con Almugre ‘porque eso da caché’, han perdido la noción de la realidad del verdadero pueblo criollo, ese que heroicamente resiste y sale todos los días a trabajar para tratar de construir una Venezuela mejor y darle a su prole un futuro de esperanza; ese que conforma la verdadera mayoría. Ah bueno, pero como para esa cipaya clase política, el pueblo es «ignorante, tierrúo y pata’en el suelo», su opinión no vale un comino. De ahí que vean a la derecha venezolana como lo que son: sus verdugos de siempre. Aunque déjeme decirle, que parte del pueblo está arrecha con el gobierno porque aún espera la lista de los 50 productos a precios controlados y justos, tantas veces ofrecida desde, uff, hace años. Y si a eso le suma la amenaza, de una posible invasión, con la complicidad del gobierno colombiano, se teme que la escasez sea mayor. Como decía Shakespeare: «Después de un tiempo aprenderás que el sol quema si te expones demasiado»."

Lo más extravagante de la política nacional es que tantos opositores, acérrimos al gobierno, hayan regresado al país para buscar quienes inscriban sus candidaturas al próximo proceso electoral del 21 de noviembre. Voluntad Popular, por cierto en proceso de extinción, luego de la fuga a España del "niño bomba" y la aprehensión del delincuente de Freddy, anda del tumbo al tambo, igual que su padre nacido de COPEI, Injusticia Primero, también en proceso a desaparecer. La pregunta que todo el mundo se hace, excepto sus secuaces, es: ¿de dónde sacarán gente para que les apoyen, si siempre han sido un grupito minoritario? Además, Borges, Ledezma y pare de contar, son pseudo dirigentes muy desprestigiados y con más rechazo del país. Además, al hablar de los pseudo dirigentes en el exterior, la gente se pregunta: ¿De qué viven? ¿Quién los mantiene y financia sus perennes viajes? ¿Por qué llaman a la gente a tumbar a Maduro desde lejos? ¿Creerán en las bombas "sólo mata chavistas"?

Lo acontecido en los últimos meses es realmente algo a tomar en cuenta. Sobre todo porque revela los verdaderos planes de los halcones con respecto a nuestro país. Lo de las reuniones de los gringos con los colombianos y los brasileños, y con un grupo de cipayos venezolanos no es nada nuevo. Sin embargo, lo sucedido en Apure y lo revelado en el caso de las "bacrims", aconsejan a realizar un análisis profundo de sus implicaciones. ¿Lo hacen para advertir a los aliados de Venezuela? ¿Lo hacen para avisar al mundo de sus intenciones bélicas? ¿Lo hacen para ganar aliados internos en su lucha contra Nico? Hay más interrogantes, pero lo que llama la atención es que por primera vez en muchos años, en EEUU se habla de ruido de sables, lo que significaría un posible golpe de estado. Los desmanes de la familia Biden, en tan corto tiempo, han generado mucho malestar a lo interno. Y los halcones no quieren Bolsonaros.

¿Qué consecuencias traerían para Venezuela el derrocamiento de un Biden apenas llegado al poder? Al principio ninguna, mientras se reorganizan los halcones. Luego recrudecerían las decisiones de doblegarnos, por la imperiosa necesidad de nuestro petróleo. Para ello cuentan con el experto en "falsos positivos": la Colombia del traidor Francisco de Paula Santander, hoy encarnada en la dupla satánica narcoterrorista Porky-Matarife, dispuesta a prestarse para presentar una supuesta agresión fronteriza, por parte de Venezuela y justificar la acción bélica posterior. Pero ya están advertidos que se encontrarían con la unión cívica-militar criolla, preparada para enfrentar cualquier eventualidad con lo más moderno del armamento existente, que les haría morder el polvo y llevaría la guerra a suelo neogranadino. Ya lo he dicho antes: contra los gringos no llevamos las de ganar, pero bien duro que se la pondríamos; y contra Colombia y Brasil sería una risa sólo con nuestros pájaros. Una cosa es estar alerta y otra alarmarnos, pues camarón que se duerme se lo lleva la corriente.

Seremos siempre una amenaza para el imperio, sobre todo porque el rumbo que está tomando nuestra economía, grave problema que nos afecta y mucho, parece ser el más acertado y le muestra al resto del mundo que no hay imperio que nos doblegue. Convertirnos en punta de lanza de los movimientos mundiales antiimperialistas nos coloca en el ojo del huracán. Pero aquellos que pregonan que estamos aislados en el mundo no saben lo que dicen; Chávez bastante que sembró en todos los continentes y ahora se ve la cosecha. EEUU y sus lacayos, tanto en la UE como en Latinoamérica, nos seguirán sancionando y bloqueando, ilegal y unilateralmente, pero cada día salen más países no alineados a ofrecernos su ayuda. Triste es que el estado de Roraima, en Brasil, diga que no puede pagarnos, lo que nos debe por suministro de electricidad, porque los EEUU se lo prohíbe y que denuncie que pensamos dejarlos a oscuras. Si no pagan, que les corten la luz y que le vayan a llorar al delincuente de Bolsonaro.

Les recuerdo las palabras de Shakespeare: "Siempre encontraremos gente que te quiere culpar de sus fracasos, Por eso hay que ser fuertes y levantarnos de los tropiezos que nos pone la vida, para avisarnos que después de un túnel oscuro y lleno de soledad vienen cosas muy buenas. Nunca arruines tu presente por un pasado que no tiene futuro". La desgastada maniobra de la supuesta "crisis humanitaria" en Venezuela y la mentirosa campaña de "ayuda a los venezolanos", forman parte de una parodia financiada por el Ministerio de las Colonias, la OEA, con la finalidad de crear un expediente oscuro contra Venezuela y justificar una intervención extranjera. Decir que no tenemos problemas es querer tapar el sol con un dedo; claro que los tenemos. Pero los que amamos Venezuela y aspiramos que sea una potencia que albergue a nuestros hijos, lucharemos por ella cada día de nuestras vidas. Recordemos con amor, la última proclama de nuestro eterno Chávez: ¡Unidad, Lucha, Batalla y Victoria!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 563 veces.



Luis Semprún Jurado

Profesional, productor audiovisual, co-productor y co-moderador del programa radial El Ojo de la Ciudad en Maracaibo, estado Zulia

 luissemp2003@gmail.com      @luissemp

Visite el perfil de Luis Semprún Jurado para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: