El enemigo no envía flores…

"Los zorros son astutos. Sin embargo mueren a manos de un cazador"

ANONIMO

"Carajo, camarita… ¿Cuándo entenderán que Hugo Rafael no perdió el mundo al morir sino que el mundo lo perdió a él?"- empezó diciendo Anacleto luego de encender su acostumbrado cigarrillo. "Ay, camarita… decía Simon Sinek que trabajar duro por algo que amamos se llama pasión. Y esa era la vida del Gigante, su espíritu de lucha y de trabajo era indetenible. No tenía pelos en la lengua para decir lo que pensaba. El mundo aún recuerda su «Por aquí pasó el diablo… aún huele a azufre» en la Asamblea General de las Naciones Unidas, para referirse al Presidente de EEUU. Hoy en día el mundo está ardiendo y hemos visto como en los últimos años países como Libia, Iraq, Yemen, Siria y otras, han sido destruidas y devastadas en nombre de la «democracia y la libertad». En nuestra América han querido acabar con Venezuela, Nicaragua, Bolivia y Cuba. Han destruido prácticamente a Haití y los pueblos oprimidos de Chile, Ecuador, Perú y Colombia empezaron a tomar las calles en señal de descontento popular y han sido agredidos, asesinados, heridos, pero sobretodo pisoteados por los gobernantes de derecha que están en el poder, sin que se respeten sus derechos humanos ni que la Señora Bachelet diga algo. El ejército del mal está haciendo su trabajo de atacar y matar, y no cualquiera puede enfrentarlo. Sólo hombres honorables como Fidel, Chávez (y ahora Nico), como Correa, como Evo, como Kirchner han podido hacerlo. Vemos como los israelitas, que por los años 1880s imploraban ante el imperio Otomano que les dieran un pedacito de tierra en Jerusalén o en Palestina, ahora se han convertido en los nazis del pasado. No persiguen ni luchan contra Alemania, que en el pasado trató de exterminarlos. No… no se atreven. Sin embargo han asumido el papel de verdugos asesinos de los pueblos árabes con el apoyo del imperio al que económicamente han doblegado: EEUU. Podemos decir que desde hace un tiempo ya a Nico no le pertenece el auto que maneja, el arma que lleva, la casa en la que vive, la cama en la que duerme. Ya ni siquiera el tiempo es suyo, el camino que sigue, los hijos que tiene, y hasta el aire que respira… ahora todo eso pertenece a su pueblo. Y su lucha, legado de Chávez, es por hacer que la gente, tal y como decía Martin Luther King, sueñe… sí, sueñe con un Estado fuerte y sano, protector, un Estado que nos lleve a un futuro próspero y en paz. La victoria no será posible si no se logra convencer al soberano de tener el mismo sueño para poder continuar la marcha por el camino hacia él. El sueño de Bolívar de la Patria Grande se derrumbó a su muerte por la traición de Santander. El sueño de Chávez de una América Latina unida está de nuevo tomando forma con la recuperación de Bolivia y Argentina. Pronto tendremos de nuevo a Brasil, Ecuador y Perú en el mismo camino, y en espera de lo que suceda en Chile y Colombia. Ya los heraldos de la libertad están en las calles haciendo su trabajo. Camarita… seguimos siendo una amenaza inusual para la derecha mundial por el ejemplo que damos y que podrían seguir otros países del mundo. No le quede duda de que haya varios siguiéndolo ya. Por eso el enemigo no nos envía flores sino narco-paramilitares, mercenarios, bandas criminales y pare de contar. Ah… y nosotros somos los culpables de lo que pasa en sus países. ¡O sea!"

Se dice que una persona es tan grande como su sueño, pero que se debe estar preparado para ese viaje, porque un pájaro sin sus alas no puede volar. El secreto está en leer y conocer la historia, pues ésta siempre se repite, aunque no falta quien diga que la historia es la ciencia de las mentiras, contada por los más poderosos, por los vencedores. Aquí no tienen ninguna función ni utilidad el lamento y la queja. No es el propósito de estas líneas una crítica, que por otra parte ya está de sobra formulada por todos, dado que lamentarse y quejarse conduce a la impotencia y a la pasividad. Los musulmanes dicen: "Alá creó al hombre, le dio mente y alma. La belleza de la mente es la lengua y la belleza de la lengua es la palabra que se pronuncia. Todo aquello que proviene de la nada seguirá siendo nada. Eso que llamamos vida se desvanecerá tal como el viento. Todo aquel que mantiene ambos reinos en balance encontrará la paz. Ha llegado el tiempo de desbloquear los candados de la mente y agudizarla".

Siempre habrá una manera de hacer lo que nos proponemos. En Venezuela mucha gente jamás olvidará las caras de esos apátridas delincuentes como Borges, el vampiro Ledezma, el niño bomba López, el pelanalgas autoproclamado y sus ladrones, la nueva Mary Cory, pamperito, mentiArria, la "excelente estudiante" Arellano, Luisa la correlona y su marido, etcétera etcétera. Le han hecho mucho daño al país y tratan de justificarse con mentiras. Unos seres que han cometido tantos delitos contra su país, contra su pueblo, no tienen perdón. Para justificarse, tal y como un ratón atrapado en una casa que busca refugio en el primer hueco que encuentra, piensan que allí estarán libres de problemas. Se oponen al gobierno sólo por oponerse a alguien, por su ambición al poder; pelean por pelear. En realdad roban con tanta impunidad apoyados por EEUU, la UE y el Cartel de Lima, y en tal cuantía, que no hay nada que quieran ganar. Se enfrentan a Nico para hacer su teatro y tapar sus robos y accionar delictivo.

Hace algunos años atrás nos anunciaron que el Gigante Chávez había cambiado de paisaje, que había fallecido. Pensaron que la nación entera quedaría huérfana. Chávez no perdió el mundo al morir; su muerte es una pérdida para el mundo entero. Los cobardes mueren muchas veces antes de morir de verdad, ese es su castigo; los valientes sólo mueren una vez. Los cobardes son los pusilánimes de espíritu que ven razón en la sinrazón. Los cobardes primero mueren moralmente. Por eso siempre vence nuestra moralidad a su inmoralidad. Ellos quieren hundirnos en sus deseos y traicionarán mil veces; nosotros resistiremos y permaneceremos leales a nuestra causa esas mil veces y más. Ellos dicen que si no logran destruirnos no habrá paz en el mundo. Nosotros decimos que para que haya paz en el mundo necesitamos triunfar. Cuando siembras un árbol frutal quizá no vivas tanto como para comer su fruto, pero habrás comido frutas de árboles que otros plantaron antes de tú nacer. Quizá las próximas generaciones disfrutarán las frutas de este árbol que hoy plantamos.

Los campesinos se preocupan por los frutales pensando si florecerán esta temporada y algunos idiotas sueñan con recolectar la cosecha sin haber sembrado siquiera la semilla. Los que plantan, cosechan frutos; los que siembran las semillas tienen cosechas. Los que roban pagarán al final su deuda a la nación. ¿Cómo puede alguien tener la verdad frente a sí y no verla? ¿Cómo puede alguien ser tan ciego? Nuestra visión a veces tiene un velo puesto sobre las cosas que no creemos y no queremos ver. No podemos mirar detrás del velo y ver la verdad. Nuestros enemigos no nos traicionan; sabemos lo que son y quiénes son y nada les creemos. Los que traicionan, los que destruyen, son nuestros relativos, familiares y amigos porque creemos en ellos. Es suficiente con que no traiciones tu corazón ni tus creencias. Si empiezas a perder la fe en ti mismo, nadie podrá ayudarte. El bien y el mal pelean dentro de ti, dentro de las personas. Ya no puedes hacer nada por tu pasado, pero sí mucho por tu presente y tu futuro.

La majunchería venezolana desafortunadamente se convirtió en enemiga de la patria. Ciertos "intelectuales", intelectualoides en realidad, de nuestro país se han estado quejando de nosotros ante poderes extranjeros. ¿Cuál es su finalidad? El estrechar el movimiento de EEUU, la UE y el Cartel de Lima en contra nuestra. Su enemistad contra el chavismo la han convertido en animosidad contra el Estado, desafortunadamente. Por un lado, falsas noticias en los medios impresos y por el otro celebrando las sanciones impuestas por los gringos y la UE. Además, quejándose de todo lo que haga el Estado. Ellos son parte de las tácticas de invasión. Funciona de la siguiente manera: algunos países trabajan "Fake News" para derrocar gobiernos de países no serviles. Luego hacen que los intelectualoides del país las crean y repitan. Así los "intelectuales" solicitan la ayuda de poderes externos y esas potencias vienen pretendiendo ser "los salvadores" e inician una invasión. Es entonces cuando le dicen al mundo; "Nosotros no invadimos; sus propios intelectuales pidieron la liberación". Ese es el juego funesto. Pero no importa lo que hagan, nosotros venceremos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 588 veces.



Luis Semprún Jurado

Profesional, productor audiovisual, co-productor y co-moderador del programa radial El Ojo de la Ciudad en Maracaibo, estado Zulia

 luissemp2003@gmail.com      @luissemp

Visite el perfil de Luis Semprún Jurado para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Luis Semprún Jurado

Luis Semprún Jurado

Más artículos de este autor