"Furia Bolivariana" contra la especulación

"Todos debemos unirnos, articularnos, en una ofensiva victoriosa contra el imperialismo".

Hugo Rafael Chávez Frías

(VI Foro Social Mundial de la lucha de los pueblos contra

el imperialismo, Caracas, 27 de marzo de 2006)

Si bien el término "furia bolivariana" tiene un hondo sentido popular es también una definición dada recientemente por el Presidente Nicolás Maduro a un Operativo Cívico-Militar, puesto en marcha contra un frustrado plan de invasión a Venezuela motorizado desde Colombia por una fracción de la oposición liderada por Juan Guaidó y que cuenta además, con el apoyo del gobierno del Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump.

El citado intento que está siendo desmantelado por las fuerzas de Seguridad del Estado, conjuntamente con la participación de organizaciones populares de nuestro país, ya ha tenido sus éxitos con hechos concretos como los ocurridos en la zona de Macuto, estado La Guaira y en la población de Chuao del estado Aragua.

Los demás acontecimientos que continúan "en pleno desarrollo" - como diría el colega periodista Walter Martínez en su destacado programa de Tv "Dossier" - también son de conocimiento público y comunicacional, gracias a las amplias informaciones suministradas por el Vicepresidente y ministro de Comunicación y Turismo, Jorge Rodríguez.

La verdad es que en pleno combate contra la pandemia, en el marco de una guerra económica, de sanciones y de un bloqueo ordenado por el Departamento de Estado contra Venezuela, la oposición y sus lacayos no cesan en su papel de dar un golpe de Estado contra el Gobierno del Presidente Nicolás Maduro.

Igualmente podemos decir que esta acción no es nueva sino que ya conocemos sus antecedentes, los cuales trascienden desde la llegada al Gobierno de nuestro Comandante Hugo Chávez Frías, a través de elecciones libres y soberanas, en diciembre de 1998.

Un capítulo más se escribe en la historia contemporánea de Venezuela y el cual se suma al Decreto del expresidente Barak Obama cuando declaró a nuestro país como "un enemigo inusual y extraordinario de los Estados Unidos".

Esta sentencia que continua desarrollándose ahora bajo el mandato de Donald Trump - quien busca desesperadamente su reelección a la Casa Blanca - no cesa en sus malévolas y depravantes intenciones, las cuales ya no ocultan su descaro por parte del establiment y los "capos" que hoy dirigen la Casa Blanca y quienes además, se han quitado la careta.

Así como a la par de acciones concretas que ya develan las componendas del Pentágono con Planes de Guerra, establecidos en sus manuales aplicados en países del medio oriente como Iraq, Afganistán, Libia y Siria. Hoy, ya han cambiado su escenario y se han trasladado a la América Latina, concretamente a Venezuela.

No es una historia desconocida en la geopolítica mundial el papel que cumple el imperio norteamericano en el mundo y sus métodos, los cuales ignoran cualquier organismo mundial o multilateral y que son una burla descarada de la diplomacia y de la justicia internacional.

Como diría el escritor colombiano y bolivariano Gabriel García Márquez, es la "Crónica de una Muerte Anunciada" y que supera los guiones de la fantasía de Hollywood, para probar nuevamente en el mundo un accionar de robo y saqueo, contra las riquezas naturales de un país soberano como la Patria de Bolívar, de la cual el imperio se niega a conocer su propia historia.

Mientras se develan los "misterios de la ciencia" ocultos entre lacayos y sicarios, quienes hablan de su papel de mercenarios a sueldo y revelan las abultadas cifras involucradas en su misión invasora, adornada con matices de droga y de traición desde la Guajira colombiana, ya aparecen nuevos protagonistas.

La lista parece ser larga y su historia apenas comienza. El fracaso hace el milagro de que en Venezuela unos ocultan sus vínculos, haciéndose los "policías de Valera", tal como ya lo hicieron sus amos - en las primeras de cambio - el Presidente Donald Trump y el Secretario de Estado Mike (Mouse) Pompeo.

Todo un entramado comienza a develarse en esta guerra híbrida y asimétrica del imperio contra la Patria de Bolívar. Detrás de esta operación fallida, había capítulos y escenarios que estaban premeditados y fueron activados.

No podríamos pensar ahora que fueran casuales o antesala de la invasión fracasada u Operación Gedeón, hechos como la fuga masiva de presos en una cárcel de Guanare, estado Portuguesa. Igualmente – como ha sido revelado por uno de los mercenarios – el enfrentamiento en los barrios de Petare (con armas de guerra) entre bandas de narcotraficantes (al más descarado estilo Medellín).

Mientras todo este método macabro y esta mezcla explosiva de sicarios, paramilitares, narco terroristas y mercenarios se han activado; paralelamente, los "sicarios y mercenarios de la especulación" disparan sus fúsiles con dólares y pesos, para el robo y saqueo de los bolsillos de los venezolanos.

Cuando ya el Estado a través de sus instituciones, ha puesto sobre la mesa unas reglas de juego claras y transparentes a través de una "Lista de Precios Acordada", los capos de las empresas productoras y distribuidoras de alimentos, se activan y lloran, no por la pandemia sino por no poder vender sus "cervezas" en el mercado.

Los ladrones que han utilizado sus mecanismos desde mucho antes de la "Operación Gedeón", ya se han reactivado de nuevo para crear un caos de zozobra en la población venezolana y justificar así cualquier acción contra nuestro país y el Estado venezolano, a cambio de su maquiavélico y lacayo servilismo a Washington.

No todo es casual en esta guerra híbrida y asimétrica, donde todo se vale todo y las armas son más sofisticadas que los fusiles y las bombas "sólo mata gente". ¡No!, la guerra está desatada y sus métodos han sido probados.

La Revolución Bolivariana debe activar de una vez por todas la "Furia Bolivariana" contra los especuladores, quienes nos oprimen y hacen explotar nuestra impotencia en los mercados, supermercados, abastos, farmacias, bodegones (muy de moda) y en todos los negocios.

Igualmente contra quienes no hacen posible la fácil adquisición de los productos de la cesta básica y los demás productos de limpieza para el hogar, junto a todos los más necesarios para la vida de los ciudadanos de cualquier sociedad.

No le tengamos miedo a la "Furia Bolivariana" y hagamos de una vez por todas que entre en acción con la unión cívico- militar contra los mercenarios e invasores de nuestros bolsillos y, para que hagamos respetar la lista de precios acordada de 27 productos de la dieta básica y de la cual esperamos su aparición en la Gaceta Oficial…

¡Llegó la hora! (http://www.sencamer.gob.ve/?q=prensa/mincomercio)

¡Amanecerá y veremos!







 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 656 veces.



Marco Tulio Arellano

Jubilado en Pdvsa

 arellanomt@hotmail.com      @Homugria

Visite el perfil de Marco Tulio Arellano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Marco Tulio Arellano

Marco Tulio Arellano

Más artículos de este autor