El expediente que pretenden construirnos respecto de que el oro llega a corporaciones mundiales entre contrabando y sangre

En anteriores artículos, he sostenido que el documento leído por la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, me refiero a la ex presidenta chilena Michelle Bachelet (y que no he tenido complejos en catalogar el mismo como panfleto) se ha convertido en un punto de inflexión de los nuevos planes en contra de la Revolución Bolivariana y el gobierno que encabeza hoy el presidente constitucional, legítimo y en funciones, Nicolás Maduro. Señalé hace varias semanas ya, y lo ratifico en estas líneas, que se pretende utilizar la institucionalidad de Naciones Unidas, y en especial de sus agencias especializadas, para construir todo un relato y narrativa para justificar una invasión de tipo "humanitaria" a Venezuela.

Dicho documento ha actuado como disparador de una serie de eventos durante las últimas semanas que no podemos desdeñar a la hora de formular los análisis. Se ha tratado de oxigenar la desinflada imagen de Juan Guaidó, a los fines de dinamitar las negociaciones Oslo-Barbados e impedir la solución pacífica a la actual coyuntura venezolana; aviones de inteligencia electrónica de EEUU han realizado varias operaciones de vulnerabilidad y provocación para medir nuestra capacidad de reacción y respuesta en caso de una agresión yanqui, y un reciente apagón de hace menos de una semana, han sido los eventos de mayor significación por parte del fascismo para tratar de dar al traste con el Gobierno Bolivariano encabezado por Nicolás Maduro.

Pero también del lado bolivariano ha habido movimientos estratégicos: Se realizó una reciente reunión de cancilleres del Movimiento de Países No Alineados (MNOAL) que produjo un importante documento de apoyo a nuestro país, y de condena al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por la administración Trump, en el marco de la imposición de medidas coercitivas unilaterales ilegales; el despliegue de los ejercicios militares "Campaña Libertadora Simón Bolívar 2019" ordenados por el Presidente de la República y Comandante en Jefe de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, con extensión hasta el 30 de agosto del presente año; la realización de la 25 edición del Foro de Sao Paulo en la ciudad de Caracas, y sendas movilizaciones realizadas el 13 de julio ( en la que estuve presente) y la que se realizará, para el momento en que escribo estas líneas, hoy sábado 27 de julio, también en la ciudad de Caracas.

Hace aproximadamente un par de semanas, si la memoria no me falla, me referí de la disposición de la República Cooperativa Guyana, de acuerdo a señalamientos expresados por el Comandante William Izarra, de ofrecer al Comando Sur de EEUU su territorio para sus planes de agresión contra la Patria de Bolívar y Chávez.

A la par de ese pronunciamiento del gobierno de ese país, hice mención a unas informaciones difundidas por la periodista Pableysa Ostos, corresponsal de El Universal en el estado Bolívar (fronterizo con Guyana), en la cual señaló que efectivos del ejército venezolano habrían sostenido un enfrentamiento en el fundo San Juan de Dios en la vía San Marco, en la población de Tumeremo, capital del municipio Sifontes de la referida entidad federal. En dicha confrontación, a decir de Ostos, se habría arrojado el saldo de seis hombres fallecidos y de una mujer, procediéndose, además, a la incautación de una moto, granadas, un fusil AK 103, un revólver, dos pistolas y dos escopetas.

Más o menos dos semanas después, se suscitó lo que la mediática ha señalado como la ocurrencia de la "Masacre de San Félix", en el municipio Caroní del estado Bolívar (el más importante poblacional y electoralmente hablando), en la que un grupo irregular armado, descendiendo de dos vehículos y con armas largas, procedieron a disparar a un grupo de personas que se encontraban en la parada El Mirador, en el sector La Gallina, con el saldo fatal de siete personas asesinadas y tres heridos. Esto ocurrió el pasado domingo 21 de julio de los corrientes.

Cabe destacar, y para ilustrar al lector y a la lectora, que Tumeremo (municipio Sifontes) se encuentra a un poco más de dos horas y media de San Félix (municipio Caroní) del estado Bolívar, esto si se traslada entre ambas por vía terrestre. Cabe destacar que en Tumeremo, y señalo esto porque lo he recorrido, está muy cerca de la zona del Esequibo, territorio en disputa y en reclamación con Guyana debido al despojo que nos hicieron los ingleses a través del laudo de París de 1.899.

Desde hace un rato largo ya, y varias veces que lo hemos advertido por vías como éstas, el sur del estado Bolívar, y particularmente los que tienen una actividad minera importante como El Callao, Sifontes, Gran Sabana, por sólo mencionar tres, ha sido epicentro de mafias de estas características, incluso de mercenarios del paramilitarismo colombiano (que los medios hegemónicos pretenden catalogar como presencia de fuerzas guerrilleras del ELN), es parte de las acciones contra nuestro país, que fue advertida por este humilde servidor, incluso en la época del Comandante Chávez. Recuerdo que hasta tuve la oportunidad de entregarle al propio presidente de la República en aquel entonces todas las pruebas y la documentación correspondiente sobre el incipiente accionar de esos grupos criminales y su incidencia en lo concerniente a nuestra Seguridad y Defensa de la Nación.

Algunas decisiones se tomaron al respecto, otras no, supongo producto de la enfermedad, posterior fallecimiento del comandante y los poderosos intereses que se tocaban en aquel entonces, muchos de ellos infiltrados dentro del propio partido de gobierno y estructuras jurisdiccionales e institucionales en la referida entidad federal, y las cuales se encuentran prácticamente intactas.

Importante es de destacar también que otras decisiones adoptadas en su momento por el inolvidable Comandante Chávez, se han venido revirtiendo, esto es algo sumamente peligroso. En otro momento y en otro artículo pudiéramos señalar el estado en el que se encuentra la CVG y las denominadas empresas tuteladas, las cuales, con dolor y pesar debo expresarlo, se encuentran en el suelo, pero eso es materia para otros artículos, como ya lo he expresado.

Se está hablando incluso de que la operación de grupos irregulares en los 11 municipios de la geografía bolivarense se está prestando para el cobro de vacunas a comerciantes y sometiéndolos a su propia ley. Es lo que diría la camarada María Alejandra Díaz Marín, nos están aplicando geometría de la ocupación.

Pues bien, hago mención de todo esto, porque en mis investigaciones sobre este punto, y por eso he querido hacer esto del conocimiento público, me he topado con que conglomerados mediáticos están impulsando en estos momentos, y a raíz de los recientes hechos ocurridos en el estado Bolívar, de una campaña en la que sostienen que el oro venezolano llegaría a corporaciones mundiales entre "contrabando y sangre". Ojo con esta información, evidentemente tendenciosa, pero no por ello menos peligrosa.

A través de un trabajo periodístico titulado "Venezuela, el paraíso de los contrabandistas" (publicado en enero de 2018 por la plataforma Explorando el Arco Minero), resultado de la investigación de un año emprendida por cinco medios (De Correspondent (Países Bajos), InfoAmazonía (Brasil), Miami Herald-Nuevo Herald (Estados Unidos) y Runrun.es (Venezuela) Correo del Caroní (Venezuela)). Devela cómo grupos armados y militares corruptos se beneficiarían del contrabando de extracción de oro, cuyo origen real es "borrado" y, en ese contexto, llegaría a enormes clientes de Estados Unidos y Europa.

En esta sombría dinámica, se aceleraría la violencia y el deterioro socio ambiental y presión sobre las comunidades indígenas. ¿Ya se olvidó de toda la parafernalia que se montó con el supuesto ingreso de la ayuda humanitaria por el sur de Venezuela el 23 de febrero de este año, y la supuesta masacre de los pemones, que los medios hegemónicos han replicado, y que de cuando en cuando retoman para agredir a Venezuela?

Pues bien, El referido trabajo busca establecer el siguiente cuadro perceptivo:

1.- La del crimen organizado que controlaría la explotación de oro en Venezuela: por Algimiro Montiel y Jorge Benezra: Todos los ingredientes para un mineral de conflicto se pueden encontrar en el sur de Venezuela. Un cóctel peligroso de múltiples grupos armados y oficiales corruptos controlan la extracción del oro del país antes de llevarlo a las fronteras. Con razón Guaidó ha venido sosteniendo en algunas de sus intervenciones, la supuesta presencia de grupos irregulares del ELN colombiano, Hezbolá y otros en los municipios del sur de Bolívar.

2.- Supuestos refugiados reclutados caminarían con oro a través de la frontera colombiana: por Bram Ebus: Según este periodista, todos los días, miles de venezolanos cruzan la frontera hacia Colombia; en la sombra del éxodo histórico de Venezuela, innumerables kilos de oro se introducen por contrabando. Grupos de criminales organizados, comerciantes y oficiales militares corruptos de Venezuela controlan un negocio multimillonario transfronterizo.

3.- La fiebre de oro de la Amazonía aterroriza a etnias indígenas: por Bram Ebus: Las comunidades indígenas están expuestas a la violencia y prácticas mineras contaminantes en las zonas fronterizas del sur de Colombia y Venezuela. En la Amazonía, los ríos son las autopistas de la selva y brindan a los traficantes una excelente oportunidad para transportar sus mercancías.

4.- La lavandería del oro venezolano estaría en el Caribe: por Bram Ebus: Desde 2014, al menos 160 toneladas de oro venezolano se han movido a través de las islas de Aruba y Curazao. Estos destinos turísticos funcionan como un trampolín para los minerales de conflicto así como el oro venezolano manchado de sangre que cambiaría su color bajo el sol del Caribe.

5.- Oro venezolano termina secretamente en los mercados internacionales: por Antonio Maria Delgado, Jay Weaver, Jim Wyss, Kyra Gurney, Nicholas Nehamas y Pamela Kalkman: El oro proveniente de "fuentes no éticas" de Venezuela ingresa a las cadenas de suministro mundiales luego de ser "lavado" en países vecinos como Colombia e islas del Caribe. A pesar de las sanciones internacionales y directrices de debida diligencia, aerolíneas siguen volando con oro a los mercados europeos y estadounidenses.

Indudablemente que el gobierno de Nicolás Maduro ha tenido que echar mano de las reservas de oro en medio del bloqueo que nos han impuesto, a los fines de obtener recursos y contar con flujo de caja para poder adquirir alimentos, medicamentos, bienes, servicios y otros insumos necesarios para sostener el nivel y la calidad de vida de la población. De ahí la estrategia de Guaidó, suministrada por sus jefes norteños, de designar una "junta directiva ad hoc", para robarnos ahora el oro que tenemos en nuestras reservas.

Y este caso es extremadamente peligroso en mi criterio, puesto que se busca con ello activar nuevas rondas de medidas coercitivas unilaterales en Venezuela, y legitimar una agresión armada por parte de EEUU en el país, bajo las tesis de R2P (Teoría de la Responsabilidad de Proteger), Estado Fallido, Estado Forajido.

Además de ello, es evidente que las estructuras mafiosas enquistadas e infiltradas en estructuras políticas como alcaldías, CVG, empresas básicas, tribunales, y hasta del propio PSUV que inciaron durante la gestión de Francisco Rangel Gómez, se mantienen con el M/G Justo Noguera Pietri. Recuerdo en una oportunidad, en un programa de radio en el que me encontraba, y que sabía que el actual gobernador me estaba escuchando, en el que le sugerí deslastrarse de tantos actores políticos "revolucionarios" que le hacían daño y no lo estaban ayudando. Noguera me parece un buen hombre y con la mejor disposición de rescatar y adecentar el estado Bolívar, pero, lamentablemente las estructuras de poder y las mafias se lo están tragando, porque él solo no puede con todo este monstruo.

Y de igual manera, el Estado nacional debe abocarse a ejercer soberanía en esta entidad federal, y especialmente al sur de Bolívar, tal y como fueron algunas de las recomendaciones hechas por los profesores Luis Britto García y Pascualina Curcio en el programa "La Hojilla", conducido por el camarada Mario Silva, transmitido el pasado sábado 13 de julio, el cual recomiendo ver, y de ser posible, transmitirlo en cadena nacional de radio, televisión, plataformas tecnológicas y redes sociales digitales.

¡Alerta!

¡Leales Siempre! ¡Traidores Nunca!

¡Bolívar y Chávez viven, y sus luchas y la Patria que nos legaron siguen!

¡Hasta la Victoria Siempre!

¡Independencia y Patria Socialista!

¡Viviremos y Venceremos!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 889 veces.



Juan Martorano

Abogado, Activista por los Derechos Humanos, Militante Revolucionario y de la Red Nacional de Tuiter@s Socialistas (RENTSOC).

 jmartoranoster@gmail.com      @juanmartorano

Visite el perfil de Juan Martorano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a280835.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO