Algunos detalles sobre la fase: "Calle Sin Retorno" que está en marcha por fuerzas terroristas en el día de hoy

Inicio este artículo, reiterando y sumándome a las advertencias dadas por el profesor José Sant Roz sobre las acciones terroristas planificadas y ejecutadas por Juan Guaidó para el día de mañana 01 de mayo, en el marco de la conmemoración del día del Trabajador y la Trabajadora.

He demorado en la redacción de estas líneas, debido a que en el sector donde resido en Ciudad Guayana, Villa Central, desde las 8:45 pm de la noche de ayer lunes 29 de abril de 2019, hasta las 12:00 del mediodía de hoy martes 30 de abril, tuvimos una interrupción no programada en el servicio eléctrico. Muy oportunas las advertencias del profe Sant Roz al prevenirnos sobre la posibilidad de nuevas acciones de sabotaje al servicio eléctrico nacional, en el marco de la denominada "Operación Libertad", en la que sus promotores han señalado que se ha entrado en la fase "Calle Sin Retorno". Gracias a que contaba con uno de mis celulares con suficiente batería, y al circuito Radio Nacional de Venezuela, me enteré sobre el despliegue de la operación de falsa bandera liderada por Guaidó y tres decenas de efectivos militares y del SEBIN junto ahora al nuevo prófugo de la justicia, Leopoldo López, para justificar el derrocamiento de Nicolás Maduro.

Importante es de señalar que esta situación se tradujo en que la ciudad de Caracas no cuente para el momento en que escribo estas líneas y de acuerdo a las informaciones obtenidas, del servicio de Metro y que no hay transporte hacia el Este de Caracas. Todo ello parte del plan golpista y la operación de falsa bandera en marcha.

De la misma manera, el chavismo se concentra y atrinchera en el Palacio de Miraflores, esperando cualquier desenlace. Cualquier especie de reedición del 11 de abril del año 2002 no es mera coincidencia.

Pero, quiero permitirme, a través de este artículo, hacer algunas consideraciones al respecto, asumiendo la plena responsabilidad de los mismos, y socializando algunas informaciones (de las que puedo revelar por esta vía) a fin de contribuir a desarticular el plan violento en estos momentos en marcha en mi país.

Ciertamente, en varios artículos expresé que esta situación no debió haberse permitido nunca. Guaidó debió ser detenido tan pronto cometió el delito de usurpación el pasado 23 de enero de 2019. No debimos haber permitido que la situación siguiera deteriorándose hasta llegar a esto. Era cuestión de tiempo que podíamos llegar a una situación como esta. Lo reitero: Guaidó y su camarilla debieron ser hechos presos desde hace un rato largo, pero pareciera que no solo de estúpidos sino de cobardes está llena la dirigencia de nuestra Revolución. ¡GUAIDÓ Y SU CAMARILLA TODOS DEBEN IR A LA CÁRCEL YA!

Evidentemente la puesta en escena Guaidó- López de la madrugada del día de hoy, un patriota cooperante me hizo llegar una imagen, la cual me permito socializar a través de este artículo (sería importante que la misma pueda aparecer junto a este artículo), en la que el supuesto acompañante militar de esta operación de falsa bandera en el distribuidor Altamira, porta un fusil AR15 que sería estadounidense. Importante es de destacar que desde hace rato, nuestra FANB no utiliza armamento de EEUU. He aquí la imagen:

E indudablemente surgiría una interrogante: ¿Quién proveyó el armamento para esta operación de falsa bandera? Es algo que debe ser seriamente investigado.

En ese sentido, está la mesa servida para que el sistema de justicia verdaderamente la administre, ya que esta impunidad pone en peligro la estabilidad de nuestras instituciones, pero sobre todo, la estabilidad y existencia del Estado-Nación venezolano.

Muy probablemente en la concentración opositora pueda haber la presencia de mercenarios y francotiradores para escalar la operación de falsa bandera en marcha. De no poner coto a esta situación dentro de pocas horas, estos asesinos seguramente podrían comenzar a actuar. Los muertos son la mejor excusa que necesitaría el imperialismo estadounidense para su invasión a Venezuela y pretenden fabricarla dentro de las próximas horas.

El madrugonazo Guaidó-López es una trampa, y la autoría intelectual de esta operación de falsa bandera tiene nombre y apellido: Elliot Abrams.

Dicha operación consiste en que a través de esta operación se busca un efecto dominó (cosa que no lograron), y en caso de fracasar (como en efecto ocurrió), está en los planes asesinar a Guaidó y a Leopoldo López porque vivos no les sirven y muertos les resultan mucho más valiosos. Serían los "falsos positivos" perfectos. La "ramera de América" carga el puñal desenfundado. Hay que poner extrema atención a los sicarios colombianos que pueden estar en el país y activados para tan perversa tarea.

Por ello, se impone la necesidad de capturar a Guaidó y a López. Y realmente preocupa el grado de penetración que pueden tener en estos momentos los cuerpos de inteligencia del Estado venezolano.

Sin embargo, vaya desde aquí todo mi apoyo y solidaridad al Presidente Nicolás Maduro.

Estamos en horas definitorias y decisivas no solo para Venezuela, sino para el resto de la humanidad.

¡Leales Siempre! ¡Traidores Nunca!

¡Bolívar y Chávez viven, y sus luchas y la Patria que nos legaron siguen!

¡Hasta la Victoria Siempre!

¡Independencia y Patria Socialista!

¡Viviremos y Venceremos!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 917 veces.



Juan Martorano

Abogado, Activista por los Derechos Humanos, Militante Revolucionario y de la Red Nacional de Tuiter@s Socialistas (RENTSOC).

 jmartoranoster@gmail.com      @juanmartorano

Visite el perfil de Juan Martorano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a278342.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO