Nuevo CNE, relegitimación de todos los poderes y rechazo a la intervención extranjera

Nuestro país vive momentos de extrema tensión. Estamos inmersos en una grave crisis política en la que, por un lado está la pretensión del gobierno de los Estados Unidos de colocar un gobierno títere que les devuelva el control absoluto sobre los recursos naturales de nuestro país, y por el otro, una complicada situación de malestar social generada por un desastre económico de magnitudes incalculables.

Sin lugar a dudas en un momento como este no existe otra opción que rechazar cualquier intento de agresión contra nuestro país, al igual que la pretensión de nombrar un gobierno títere controlado desde la casa Blanca y más aún, pretender entregarle la administración de recursos que son propiedad de nuestra nación.

Los criminales del Pentágono calculan que tienen luz verde para tomar por la fuerza nuestros recursos naturales, ante la innegable situación de inestabilidad social en la que hoy se encuentra la Patria.

Todos los días hay protestas en cualquier estado del país, que provienen de distintos sectores de nuestra sociedad. Ya sean los trabajadores, las enfermeras, los docentes, o los estudiantes, todos los días hay alguna manifestación de protesta, incluyendo las que surgen a diario por la falta de algún servicio público, y no pocas de estas protestas son duramente reprimidas por los cuerpos del estado. El país desde hace meses está sumergido en permanente estado de conflictividad que el sanguinario imperio del norte ahora intenta aprovechar.

El imperialismo gringo comienza a repetir el libreto de países como Siria o Libia, pero con la gran diferencia de que en Siria y Libia el Pueblo tenía una buena calidad de vida, no así en Venezuela: los resultados económicos de estos 6 años de gobierno han sido lamentables, y eso lleva a un amplio y creciente porcentaje de la población al desespero de anhelar la salida del actual gobierno por la vía que sea.

La responsabilidad del gobierno de Nicolás Maduro en la desgracia que hoy padecen millones de venezolanos y venezolanas dentro y fuera de nuestro país es motivo de conversas a diario en todos los rincones de Venezuela.

En 6 años de gestión de gobierno Maduro jamás ha presentado un plan económico serio, nada que de manera concreta impulsara el desarrollo de las fuerzas productivas de nuestra nación.

Justifican el desastre económico sosteniendo la matriz de un "bloqueo" contra Venezuela. Hablan de "bloqueo" pero en la práctica Estados Unidos nunca ha dejado comprar el petróleo a Venezuela pagándolo en dólares. Hablan de "bloqueo" pero resulta que el gobierno de Venezuela no solo importa gasolina desde Estados Unidos sino que importa cualquier clase de productos como cientos de autobuses para gobernaciones y alcaldías o las 14 mil toneladas de trigo que llegaron desde allá el 25 de octubre o las 15 mil toneladas más de trigo que llegaron el 16 de noviembre. Habla de "bloqueo" un gobierno que se la pasa firmando acuerdos y entregando toda clase de concesiones millonarias a empresas de países con economías solidas como China, Rusia, Turquía, India y más ¿Es que no se puede importar nada desde allá o es que esos países también forman parte del bloqueo? Hablan de bloqueo, pero en 6 años de mandato y 2 años de "bloqueo" a nadie en el alto gobierno se le ha ocurrido, ni ha tenido la capacidad de impulsar el más mínimo plan serio de producción y distribución de productos como alimentos y medicinas, porque para los corruptos del alto gobierno es más rentable robarse los dólares de la nación sosteniendo eternamente la importación de todo lo que puede producirse aquí, no es casualidad que todas las empresas que Chávez dejó operativas hoy están la ruina. Hablan de "bloqueo" pero al mejor estilo de los adecos y copeyanos, el gobierno de Nicolás Maduro le acaba de entregar a la empresa estadounidense "EREPLA" los campos petroleros de Rosa Mediano y Tía Juana para que explote y comercialice nuestro petróleo por 25 años sin siquiera pagar regalías lo cual es un grave delito contra nuestra Ley de Hidrocarburos impulsada por el Comandante Chávez. ¿Cómo han podido hablar de bloqueo durante todo este tiempo cuando incluso, en estos momentos en los que Maduro anuncia la ruptura de relaciones diplomáticas con Estados Unidos, el propio Maduro se toma la gentileza de aclarar que solo ha roto relaciones diplomáticas pero no comerciales? Las relaciones comerciales entre Venezuela y los Estados Unidos demuestran que hasta este momento no hubo un "bloqueo", lo que si hubo hasta ahora fueron sanciones y un saboteo económico tanto interno como externo, pero nada que justifique el desastre económico y social que vive nuestro Pueblo, cuya verdadera causa está en la corrupción desbordada de la cúpula madurista. Apenas es ahora, cuando las sanciones del gobierno de Trump empiezan a endurecerse contra el gobierno madurista, y si nuestros gobernantes llevaron a nuestro país a un desastre como este bajo las condiciones en las que estábamos, resulta temerario ser optimista cuando han demostrado ser tan nefastos en el manejo de la economía: el desastre que estamos viviendo en este momento muy posiblemente sea un juego de niños con lo que se avecina.

Mientras el gobierno de Maduro se dedicó a buscar excusas durante estos 6 años, en la práctica la cúpula civil y militar del alto gobierno ha saqueado los recursos de la nación. Apenas asumió Maduro lo primero que hicieron fue cambiar el mecanismo de asignación de divisas por uno en el que dijeron que aprobarían las divisas a puerta cerrada. Los listados de asignaciones de divisas, que durante el mandato del Comandante Chávez al final de cada año se publicaban, se dejaron de publicar con Maduro. Por 5 años el gobierno de Maduro sostuvo una tasa de dólares preferenciales supuestamente para alimentos y medicinas que hasta el sol de hoy nadie sabe a quién se los "asignaron". Estamos hablando del robo de prácticamente todo el presupuesto nacional para alimentos y medicinas de 5 años! Solo han publicado los listados del Dicom, pero nunca el de los dólares de tasa preferencial. El daño más grave es que al no existir casi oferta por parte del estado provocaron la escalada del dólar paralelo, que lamentablemente es el referente de los precios en el país. Todas las empresas públicas fueron entregadas a militares de alto rango, no pocas de ellas estaban plenamente operativas bajo el mandato de Chávez, hoy después de 6 años de gobierno de Maduro todas están en la ruina, incluyendo Pdvsa! Con su característica irresponsabilidad ante todo, Maduro hasta sugiere -haciéndole el juego a la derecha- que el desastre viene desde la administración de Chávez, sin embargo, en el año 2012 Pdvsa tuvo ingresos de 124.459 millones de dólares y el PIB de la nación estuvo alrededor de los 381.000 millones de dólares, ahora, después de 6 años de gobierno de Maduro ni siquiera se publica el PIB y Pdvsa está en la quiebra ¿De quién es la culpa? Igualmente, haciéndole el juego a la derecha, Maduro en sus discursos ensucia de forma tácita la imagen de Chávez, afirmando que Chávez la tuvo fácil porque lo tocó gobernar en un periodo de "bonanza petrolera" mientras a él le tocó un periodo de baja de los precios del petróleo. Resulta que cuando se buscan las cifras, lo cierto es que cuando Chávez asumió su mandato el barril de petróleo se cotizaba en tan solo 11 dólares, mucho más bajo de lo que lo ha tenido Maduro. De hecho Chávez en sus primeros 6 años de Gobierno tuvo una cotización del crudo muy inferior a la que ha tenido Maduro estos 6 años, y sin embargo el gobierno de Chávez era muy exitoso ya en ese momento, resistiendo incluso un paro petrolero y un golpe de estado. El famoso barril de 120 tan mencionado por la cúpula madurista llegó fue en el año 2012, casi al final del mandato de Chávez, ahí están las cifras, el que tenga duda que investigue. Pero aún más: cuando Chávez asumió Venezuela solo exportaba petróleo y muy barato, porque los adecos y copeyanos habían privatizado las industrias básicas, Maduro en cambio asumió un país que además de petróleo exporta: gas natural, hierro, aluminio, oro, diamantes, coltán y hasta torium ¿Qué hicieron con todo ese dinero? ¿Dónde está toda esa plata?

El desastre provocado por Maduro y su des-gobierno corrupto ha desembocado en este escenario de alta peligrosidad. Los gringos se lanzan con todo mandando a sus títeres, porque saben muy bien el alto rechazo que tiene Maduro en las calles. Dos cúpulas se enfrentan en este momento por el control del país, ambas cúpulas son oligarquías: la oligarquía del pasado, siempre rastrera al servicio de los gringos y la oligarquía madurista, que vive entregando las riquezas de nuestro país en contratos millonarios y jugosas concesiones a empresas extranjeras, mientras el Pueblo pasa trabajo como nunca y ellos viven como reyes manejando las riquezas de nuestro país como si fueran de ellos. Ninguna de las dos oligarquías representa los derechos del Pueblo, las dos representan el rentismo y la entrega de los recursos de nuestro país. El gobierno de Maduro es el gobierno de dolartoday, es el gobierno en el que los precios se duplican todos los días, es el gobierno en el que el salario de un trabajador no sirve para nada, es el gobierno en el que meten presos a los trabajadores que protestan.

Necesario es estar conscientes de que el malestar popular va a seguir, dado que no existe el más mínimo cambio de rumbo de un gobierno que sencillamente no da respuestas de ninguna especie en favor del Pueblo. Con gringos o sin ellos, nos dirigimos a escenarios lamentables, preciso es encontrar una ruta que pueda sacar a nuestro país del precipicio en el que se encuentra.

En la búsqueda de un camino para encaminar nuestra Patria, los camaradas de la Plataforma para la Defensa de la Constitución han presentado al país un conjunto de propuestas, que van desde el dialogo, hasta la realización de un referéndum consultivo a fin de que el Pueblo decida si desea o no que se relegitimen todos los poderes. Algunas consideraciones surgen en este sentido, en aras de que verdaderamente la voz del Pueblo sea la que decida.

- Solo con un nuevo CNE y una relegitimación de los poderes podemos salir de este desastre

Toda solución pacífica al desastre que vive nuestro país pasa, fundamentalmente, por la designación de un nuevo CNE. El actual CNE si bien está compuesto por casi las mismas personas que lo dirigieron durante el mandato del Comandante Chávez lo cierto es que ahora, en el gobierno madurista se comporta de manera muy distinta, echando por el suelo toda la confianza que el Pueblo venezolano le tenía años atrás, cuando en el mandato de Chávez nos enorgullecíamos de tener uno de los entes electorales más confiables del mundo. Para quien tenga duda pasemos tan solo enumerar algunas de las irregularidades que este CNE ha venido cometiendo en los últimos años:

1- Las fechas: Las elecciones tienen un periodo para realizarse que está establecido en la Constitución. Eso de que porque tú eres gobierno atrasas y adelantas las elecciones a las fechas en función de lo que más te convenga a ti, es un hecho irregular. Y el CNE hizo eso tanto con las elecciones regionales como con las presidenciales. Creer que adelantaron las presidenciales porque "la oposición lo pidió" es un acto de ingenuidad absurda: adelantaron las presidenciales porque sabían que la situación económica estaría mucho peor en el mes de diciembre, que era la fecha en la que se debieron realizar. Eso es trampa.

2- La "validación" de partidos: Durante el Gobierno de Chávez y hasta en la IV república, si usted quería registrar un partido sencillamente recogía unas firmas, las entregaba en el CNE y ya. En este momento no, en este momento exigen una cantidad de normas que casi nadie puede cumplir, y de paso exoneran a quien el CNE quiera, por ejemplo AD y Copei están "validados" por el CNE pero Redes que es un partido revolucionario fue ilegalizado, al PCV y PPT por poco los ilegalizan, y peor todavía con otros partidos identificados con el Proceso Revolucionario como Marea Socialista, al que jamás le dejaron siquiera registrarse. La "validación" de partidos, es una ficha que el gobierno madurista sacó bajo la manga, para usarla a conveniencia en función del momento. Pero lo cierto es que nadie puede cercenar el derecho del Pueblo a organizarse y registrarse para participar en procesos electorales, un gobierno que hace eso se coloca abiertamente fuera de lo que representa un régimen democrático.

3- El desconocimiento discrecional de las sustituciones: Las sustituciones de candidatos están contempladas en la ley y tienen un tiempo establecido para eso. Pero el CNE sustituye a quien le da la gana y a quien no le da la gana no lo sustituye. Por ejemplo el nombre de Samán no apareció nunca en el tarjetón en Caracas pese a que PPT y PCV solicitaron la sustitución del nombre dentro de los lapsos establecidos, pero en cambio el nombre de Erika Farías si apareció en la tarjeta del MEP que fue el primer partido que postuló a Samán.

4- Las migraciones: Con la excusa que sea el CNE "migra" votantes en los centros que le convenga al gobierno y a sus candidatos. Por ejemplo en Miranda "migraron" a más de 500 mil votantes, con la excusa de que pudiese haber guarimbas que no hubo, y cuando los votantes escribían al CNE para saber dónde votaban, este les mandaba mensajes con el nombre de Héctor Rodríguez. Vale desatacar que las "migraciones" se realizaron solamente en centros en los que Héctor Rodríguez podía perder, y reubicaban a esa gente en los sitios más inhóspitos o zonas de alta peligrosidad, sin dar información clara sobre eso. Cualquiera se puede reír porque se perjudicó a la MUD, pero una victoria que se forja de esa manera es digna de ser evaluada.

5- El carnet de Maduro: El uso de un carnet como instrumento de control social y electoral es un hecho gravísimo que no se puede aceptar en un país que aspire a vivir en democracia. Aberrante fueron las mesas del psuv, colocadas fuera de los centros de votación ante la mirada apacible de la GN. En dichas mesas se verificaba que quienes tienen el carnet de Maduro habían votado por el candidato o candidata del Psuv, y por ende podía seguir disfrutando de alguna política social, o poder seguir optando a dicha política. Semejante mecanismo de control social no solo constituye una monstruosidad, sino que de hecho eso es ilegal, pero la GN y el CNE lo permiten y pese reiteradas denuncias ningún ente público hizo nada al respecto.

6- Las campañas relámpago:. Ahora el madurismo inventó una nueva modalidad de elecciones que es lanzarlas de repente, y con lapso para hacer campaña de tan solo unos días. ¿De cuándo acá una campaña presidencial dura solo unos días? Una campaña electoral normalmente dura meses. Pero el gobierno de Maduro las pone de tan solo unos días, agarrando a todo el mundo fuera de base, obviamente cuando el CNE "anuncia" el cronograma, ya el gobierno tiene elegidos a todos sus candidatos. Una trampa de dimensiones aberrantes, que no permite a nadie distinto al gobierno elegir de manera adecuada a sus candidatos ni tampoco dar a conocer su programa y sus propuestas. Este cercenamiento de las libertades democráticas no solo ha perjudicado a los partidos de derecha, sino que ha también ha perjudicado enormemente al Chavismo, tanto al Chavismo pro-institucional (madurismo) como al Chavismo critico o disidente. Al Chavismo critico porque tampoco le ha dado chance de prepararse de manera adecuada por lo exageradamente rápido de los lapsos, y en el caso del Chavismo madurista porque con la premura cae en el chantaje de la cúpula de gobierno que impone los candidatos sin consultar a nadie. En la mayoría de los procesos electorales que liderizó Chávez promovió la elección democrática de candidatos desde las bases. Actuando de manera totalmente distinta, ni en una sola de las elecciones acontecidas en el periodo madurista los candidatos se han elegido desde las bases, eso es lo que la cúpula madurista entiende por "democracia".

7- Las inhabilitaciones: Tanto de la derecha, como de algunos que han militado en el Proceso Revolucionario, como el caso de Rodríguez Torres (estuvo con Chávez el 4 de febrero) o la negra María Antonia Muñoz (no le aceptaron la candidatura a la gobernación sin darle explicaciones) el hecho es que todos los candidatos que tienen alguna posibilidad de sacar un importante número de votos están "inhabilitados". Es decir que aquí no solo se ilegalizan partidos sino que también se inhabilitan candidatos, con semejantes elecciones es imposible perder. Entre las elecciones que se hacen en el gobierno de Maduro y las que organizaba el Dictador Marcos Pérez Jiménez no hay mucha diferencia.

8- El acceso a los medios de comunicación: Solo los candidatos del gobierno de Maduro, y los permisados por este (los de AD por ejemplo) tienen luz verde para salir en los grandes medios de comunicación. Lo vivimos con Samán, a quien casi todos los canales de TV le llamaron para cancelar entrevistas que estaban pautadas, incluyendo medios supuestamente "opositores" como Globlovisión, y el único canal que lo entrevistó era del estado y botaron a los responsables. Repito lo escrito antes: Entre esto y las elecciones que organizaba Pérez Jiménez no hay mucha diferencia.

9- Las elecciones de la ANC: Realmente son tantas las irregularidades aquí que sale un artículo completo sobre eso. Pero se puede resumir en que se violó el artículo 63 de la Constitución que establece la representación proporcional, esto es, que el CNE en vez de distribuir los votos en función de la densidad poblacional -como se ha hecho siempre- los distribuyó discrecionalmente de manera mayoritaria en los lugares y "sectores" en los que el gobierno ganaba, de manera tal, que si hubiese existido otra fuerza distinta al gobierno que sacara muchos más votos de todas maneras iba a perder por la manera como el CNE distribuyó a los electores. Igual que los otros procesos se convocó de un día para otro casi sin tiempo de campaña y con aparición diaria de los candidatos del alto gobierno en tv. Establecieron un oscuro método llamado "sectorial" en el que el CNE decidió que sector le correspondía a cada quien en lugar de que la gente se postulara donde decidiera. Abrieron las postulaciones sin publicar el reglamento electoral de la contienda. Obviamente, con solo días para inscribirse y sin un reglamento electoral que esclareciera el formato de la elección, solo se inscribieron candidatos afines a la cúpula madurista. El resultado: una "constituyente" conformada por puro personal de confianza de los miembros del alto gobierno, todo un éxito para el gobierno, y todo un disparo al corazón de la Democracia Participativa. En su ánimo de presentar cifras para mostrar legitimidad, dejaron votar gente hasta con el carnet de Maduro sin importar si tenían cedula de identidad o no.

10- Abuso de Poder: Ellos hacen lo que quieren sin importar nada, irrespetan la ley que sea y no hay instancia a la cual acudir. Algunos ejemplos: Erika Farías era gobernadora del estado Cojedes, según la ley electoral para optar a una candidatura en otro lugar hay que haber vivido años en dicho lugar, pero eso poco le importó al CNE que para colmo de irregularidades le cambió la dirección de residencia a Farías para que fuese candidata en Caracas. En cambio al candidato Samán, candidato Chavista pero no del partido de gobierno, el CNE le borró su nombre en el tarjetón, dejando el nombre de otras personas en la tarjeta de los partidos que lo postularon, y nunca dieron explicación alguna de porque hacían semejante marramucia. Caso similar al de Ángel Prado en el estado Lara, que ganó una alcaldía siendo candidato por el PPT y el CNE le dio los votos de la tarjeta del PPT al candidato del Psuv que fue a quien declararon ganador, ignorando por completo los reclamos del partido PPT.

Ventajismo, triquiñuelas, trampa y abusos de poder. Bajo tales parámetros se realizaron las elecciones en las que fue "re-electo" Nicolás Maduro, unas elecciones en las que el gobierno eligió a su contrincante, en la que los aspirantes que podían tener opción fueron "inhabilitados" o se los llevaron presos (ejemplo Rodríguez Torres). Al igual que las otras se utilizó un carnet como mecanismo de presión y control, con uso de mesas del partido de gobierno para "censar" en las afueras de los centros, con ofertas públicas de "bonos" de dinero por parte del propio Presidente-candidato. Y al mejor estilo de una dictadura, con partidos "autorizados" y partidos ilegalizados, y al igual que las otras contiendas con tan solo unos días de campaña y con formato relámpago de lanzamiento de elecciones de un día para otro.

Todo esto que el gobierno madurista viene haciendo se presenta al país como algo normal, pero no lo es en absoluto. ¿Qué pensaríamos y diríamos nosotros si en Venezuela se llega a montar un gobierno de derecha e hiciera todas esas artimañas? ¿Qué van a decir los que ahorita vienen aplaudiendo todo esto? Nadie que resulte "electo" teniendo semejantes condiciones a su favor puede afirmar que ha ganado en unas elecciones "libres" y "transparentes".

Ninguna de estas irregularidades se cometieron mientras Chávez era el Presidente. Irregularidades con las que Maduro siempre va a ganar lo que quiera, el problema es que apenas se sale a la calle se observar la realidad. Cuando ganaba Chávez el ambiente en la calle era festivo, todo el mundo celebraba, era fiesta en todas partes, porque sus victorias eran reales y el Pueblo las sentía como suyas porque tenía un buen Gobierno. Ahorita cada vez que anuncian las victorias electorales del gobierno de Maduro las calles parecen un cementerio, él que se quiera engañar así mismo que se engañe, pero en las irregularidades cometidas por el CNE en los últimos años está la causa de la perdida de credibilidad del sistema electoral, ahí está la causa de la abstención en todos los procesos que han seguido a la olímpica elección de la "constituyente". Solo renovando la directiva del CNE pueden comenzar a darse pasos hacia la recuperación de la credibilidad del Pueblo en el sistema electoral, y a partir de allí un proceso de re-legitimación de los poderes que permita destrancar el juego en un escenario que en este momento luce sin salida.

- El gobierno de Maduro nunca va resolver el desastre económico

Es aquí donde llega el momento de que seamos honestos: Maduro nunca va a resolver la crisis económica, por el contrario, mientras Maduro esté al frente cada día todo estará peor. Si alguien no lo cree que por favor nos diga: ¿Qué es lo que Maduro va a hacer para arreglar la economía? ¿Por qué no lo hizo hasta ahora teniendo una ANC "plenipotenciaria", casi todas las gobernaciones, casi todas las alcaldías y la articulación con todos los poderes públicos y los militares? ¿Qué anuncios económicos hizo Maduro en su toma de posesión ante el TSJ y la ANC? Que alguien mencione una, al menos una sola iniciativa económica de Maduro que fuera un éxito en 6 años. Que alguien mencione una sola iniciativa económica del gobierno de Maduro que no dejara todo peor a las semanas o a los días de haberla anunciado.

No tiene ningún plan económico y no le importa no tenerlo. Ellos, los de la cúpula del alto gobierno civil y militar, se han convertido en una nueva oligarquía, manejan el poder político lo que les permite controlar los fondos de la nación a su antojo, y vivir como reyes con el dinero del Pueblo y mientras puedan seguir así con eso les basta. Se han cansado de improvisar en lo económico como si se tratara de un juego, sin importar que han destruido la vida de millones. Y todo lo que anuncian siempre termina siendo un chanchullo para los del alto gobierno y sus testaferros y enchufados. Es un crimen pretender que el país va seguir con una hiperinflación de más de 1.000.000% todos los años, con una situación en la que los precios de todo se triplican cada semana, y que ellos nunca van a hacer nada porque ellos viven felices mientras el Pueblo pasa trabajo y sin que nadie se pueda quejar porque si no es un traidor o un terrorista.

Porque en su soberbia y su prepotencia la cúpula madurista criminaliza al Pueblo y sus legítimas luchas. Con una hiperinflación insostenible nadie puede quejarse de nada: si quienes protestan son estudiantes es porque son terroristas, si son jóvenes de los sectores populares es porque son delincuentes, si son sindicalistas es porque son de la CIA , en las matrices de opinión del gobierno de Maduro jamás existe el menor ápice de intención de asumir ninguna responsabilidad, todo el mundo es culpable de todo menos ellos, ellos que viven una vida llena de lujos con nuestro dinero, ellos que tienen a sus familias viviendo en los mejores lugares del primer mundo a costa de nuestro bolsillo, ellos que manejan los recursos de la nación sin rendirle cuentas a nadie, como si las riquezas de nuestro país fueran propiedad de ellos.

Maduro y su gobierno han convertido Venezuela en un país sin esperanza. Un país en el que nada funciona, en el que ningún servicio público trabaja bien y nadie es responsable de nada. Un país en el que los militares y la policía solo existen para robar al Pueblo. En el que si vas a una institución nadie te atiende. Un país del que los jóvenes se quieren ir porque se dan cuenta que después de que se gradúen ni trabajando toda su vida podrán llegarse a comprar ni siquiera un moto, mucho menos una casa y establecer una familia de manera digna. Un país en el que el salario mensual de un trabajador solo alcanza para comprar un kilo de queso. Un país en el que cualquier día se va la luz o el agua, en el que las calles y avenidas están todas oscuras por la noche al igual que las autopistas. Un país en el que nadie recoge la basura, en el que las calles están llenas de huecos, y en el que pasas días en una notaría para sellar un documento. Un país en el que andar de noche es poner en riesgo tu vida, en el que empleados públicos para cumplir con su trabajo te piden dinero, en el que ni siquiera te puedes ir legalmente porque el pasaporte es el más caro del mundo y aún así nunca te lo entregan a menos que le pagues miles de dólares a un corrupto. Un país en el que no hay efectivo y si vas al banco no puedes sacar tu propio dinero. Un país en el que millones de familias han sido divididas porque muchos no pudieron encontrar la manera de poder sobrevivir aquí con los miserables salarios. Un país en el que si alguien se enferma posiblemente se muera por falta de medicinas y de un sistema de salud que lo atienda. Y pese a todo eso, a cada rato los vemos en la tv oficial, riéndose, bailando y contando chistes como si todo estuviera muy bien… porque de hecho para ellos si lo está. Maduro como líder del Proceso Revolucionario ha sido un absoluto fracaso, pero como Presidente de Venezuela ha sido una desgracia nacional.

- Dialogo Nacional, no dialogo de cúpulas, y Democracia Participativa como solución al desastre

El país no aguanta, como Pueblo necesitamos una ruta para salir del desastre, y en la Democracia Participativa, Directa y Protagónica, legado fundamental del Comandante Hugo Rafael Chávez Frías se encuentra la solución que puede evitar un escenario de conmoción nacional. No queremos un gobierno impuesto por los gringos, ni tampoco una cúpula corrupta que pretende gobernar eternamente en contra de la voluntad del Pueblo. En ambas cúpulas existen sectores que prefieren un derramamiento de sangre en nuestro país antes que buscar soluciones a los problemas del Pueblo.

Algunos sectores de la cúpula madurista temen a las repercusiones que pueden tener la cantidad de hechos de corrupción en la que están incursos. Temen también a posibles retaliaciones que pueden provenir tanto desde dentro como fuera de Venezuela, para ellos es difícil visualizarse caminando en el centro de una ciudad venezolana sin escoltas ni guardaespaldas después de todo lo que han hecho. Y obviamente no están dispuestos a dejar su opulento estilo de vida, el cual de manera corrupta sostienen manejando los fondos de la nación. Por demás, una intervención extranjera los convertiría en "mártires" aportando el elemento épico de la lucha contra una potencia extranjera, esto les permite colocar el desastre económico en segundo plano. Toda una soberana irresponsabilidad, el hecho de que, observando la profunda crisis social que vive nuestro Pueblo, prefieran arrojar nuestra Patria a un baño de sangre antes que escuchar los clamores del Pueblo. Por el lado de los proyanquis, de más está decir que desde que perdieron el poder en 1998 el sueño de algunos siempre fue una invasión estadounidense, algo de lo que parece no tienen consciencia de las espantosas consecuencias que puede acarrear, no solo a quienes están en el gobierno o lo apoyan sino a todo el Pueblo de Venezuela incluyéndolo a ellos mismos: no podemos dejar que conviertan en nuestro país en un campo de batalla que marcará para siempre la vida de nuestro Pueblo de manera lamentable.

En virtud de ello manifiesto mi apoyo a la propuesta presentada por los Camaradas de la Plataforma para la Defensa de la Constitución, de realizar un Referéndum Consultivo vinculante, figura claramente establecida en nuestra Constitución, a fin de que el pueblo se pronuncie si quiere o no la relegitimación de todos los poderes, entendiendo que, la realización de tal consulta, por lo anteriormente expuesto pasa por la designación acordada de un nuevo CNE. En el mismo sentido, igualmente apoyo la propuesta de los Camaradas, concerniente a la búsqueda de un diálogo nacional que tenga como premisa el rechazo a la intervención extranjera, un plan económico de emergencia y recuperación nacional y la convocatoria a un Referéndum, entre otros puntos. Pero ese diálogo y negociación no puede ser de esos que le encantan a Maduro, en el que las dos cúpulas se reúnen en secreto a negociar el país, dos cúpulas que a la hora de la verdad entre las dos juntas no representan a nadie. Si va a existir un dialogo, debe ser un Dialogo Nacional, y en el mismo deben participar todos los actores de la sociedad venezolana, incluyendo a los trabajadores, los docentes, los estudiantes, los movimientos sociales, las comunas, la diversidad política, pero sobre todo, la solución a este desastre no puede ser otra sino la expresión de la voluntad del Pueblo, derecho consagrado en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela en sus artículos 70 y 71.

Tan pernicioso es para el país la implantación de un gobierno títere impuesto desde fuera que no ha sido elegido por nadie, como la continuidad forzada de una cúpula corrupta bajo cuya dirección el país nunca encontrará las soluciones a las graves problemáticas que hoy nos aquejan. El país necesita una ruta y esa ruta es la Democracia Participativa: que el Pueblo Decida!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 14255 veces.



Ronald Muñoz

Comunicador y escritor.

 el_iniciado@yahoo.com      @ronaldmcaracas

Visite el perfil de Ronald Muñoz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a275100.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO