Hay algo más Nicolás Maduro por hacer para salvar la Patria, restablecer el Poder Moral y el Orden Público

Nicolás Maduro Moro como buen hijo de Chávez, Legado de Chávez, de ese pensamiento bolivariano, en estos momentos difíciles de agresión internacional de fuerzas oscurantistas e imperialistas, de gobiernos títeres del cartel de Lima y lacayos opuestos a la soberanía, a la igualdad jurídica de los Estados, al derecho de autodeterminación, plegados a la ideología neoliberal contraria a la formación de los Estados nacionales. Frente a esto, a estas adversidades, Maduro resiste con nuestro pueblo todo, unidos con Maduro en esta hora antiimperialista, contra la doctrina Monroe que desconoce el derecho a la independencia, a la libertad, a la democracia como también al socialismo.

Recurriendo a la sabiduría china, la sabiduría de Confucio, interpretando las acciones política de Maduro y su quehacer diplomático es evidente que abandera la defensa constitucional, ha juramentado ante el pueblo defender la Carta Magna de la República Bolivariana de Venezuela, por ello, hay algo mas que puede Maduro hacer aparte de defender la Paz, de expresar amor por el pueblo o ayudando a los demás, pretendiendo aplacar la situación con hacer feliz con Las Misiones o el Carnet de la Patria y se trata de ir mas allá, de poner "orden en casa, orden en el hogar, orden en la Nación", con ello hacemos servicios a todos para aspirar una vida de orden social en medio de las amenazas de caos, incertidumbre y saboteos permanentes, esto también es parte de una estrategia del desarrollo social.

Cuando hablamos de esta estrategia para salir de este caos, de este laberinto y conflictos de ideas, de pasiones políticas, de desencuentros familiares, de amigos y vecinos contrapuestos, acudimos al pensamiento chino trascribiendo la forma como Sai Baba, sabio líder de la India ha expresado una formula ética de liderar para quienes aspiran dirigir una Nación, aclarando que es una formula depurada del pensamiento de Confucio: "Si hay rectitud en el corazón, habrá belleza en el carácter, si hay belleza en el carácter, habrá armonía en el hogar, cuando haya armonía en el hogar, habrá orden en la nación, cuando hay orden en la nación, habrá paz en el mundo".

Nicolás ha tenido un corazón para la patria toda sin distingo de clases, ha sido un hombre leal al proceso revolucionario, si bien ha sido confiado hasta llegar a ser cándido con la burguesía, dando oportunidad a empresarios, a capitalistas, a negociar la estabilidad económica, todo por la paz en el país, proponiendo precios justos y acordados frente a la guerra económica, todo para estabilizar el país, estos, los empresarios han caotizado el país, lo han dolarizado por la vía de los precios, dolarizando la inflación, han defraudado los esfuerzos del presidente como respuesta para incitar el malestar de la población, programando un levantamiento social, calculo económico que ha fracasado.

Pese a ello, Maduro apegado a la Constitución tiene rectitud de corazón, apegado al pensamiento bolivariano y constitucional, demostrando fortaleza en su carácter político, su intransigencia frente a las declaraciones groseras de funcionarios de los Estados Unidos, Mike Pence y Pompeyo, de desconocer el orden internacional, el orden nacional constitucional, de reconocer un presidente interino ilegítimo, contrario a la decisión del pueblo soberano, a la Constitución, al mismo diputado de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó. Maduro en este sentido; debe poner orden en Casa, viene descollando en su carácter como estadista internacional, colocando el acento en el respeto internacional y nacional, en la diplomacia de Paz.

Así como Maduro dio ultimátum al Cartel de Lima, de retrotraerse de su declaraciones abusivas, de violación al derecho internacional, a la soberanía nacional en el conflicto con la República Cooperativa de Guyana, así mismo la OEA ha reconocido por mayoría de sus miembros, el derecho a la autodeterminación y la no injerencia en los asuntos internos, la diplomacia de Paz poco a poco viene dando razones a Maduro, viene abriendo el camino verdadero a la revolución bolivariana como recién le dio la razón en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. Crece la estatura moral y política de Nicolás Maduro, su imagen como Líder de la revolución bolivariana, crece el prestigio del socialismo bolivariana incluso con quienes regresan a la Patria luego de ser victimas de la persecución fascistas de Lenín Moreno mediante la "Vuelta a la Patria.

Por tanto; habiendo rectitud moral en la nación, se debe proceder a castigar fuertemente la corrupción, incluso dentro de las filas del chavismo, dando ejemplo en Casa, siendo los primeros con firmeza de carácter, al Presidente de salir de esta prueba internacional saldrá mas que fortalecido, con mas prestigio como nunca ha tenido Venezuela, reconocido por las Naciones Unidas, de liderar un país digno y valiente, único en su belleza por su hidalguía, por su rebeldía, por su belleza viril, propio de Guaicaipuro y de Bolívar, bajo esta inspiración por la constancia se logrará en Venezuela, la armonía en el hogar, el orden en la nación, la paz que todos aspiramos, que el mundo quiere.

Finalmente; Maduro ha de hacer como Confucio, conectar la paz mundial con el cultivo de nuestras "vidas personales" en nuestra nación. La primera lección de acuerdo con los estudiosos confusionistas según Lin Yutang y la que tradicionalmente aprendían los niños en las escuelas es el siguiente pasaje:

"El pueblo antiguo que deseaba tener una clara armonía moral en el mundo, ordenaba primero su vida nacional; los que deseaban ordenar su vida nacional regulaban primero su vida familiar; los que deseaban regular su vida familiar, cultivaban primero sus vidas personales, los que cultivaban sus vidas personales, enderezaban primero sus corazones; quienes deseaban enderezar sus corazones hacían primero sinceras sus voluntades; los que deseaban hacer sinceras voluntades llegaban primero a la comprensión; la comprensión proviene de la exploración del conocimiento de las cosas. Cuando se gana el conocimiento de las cosas se logra la comprensión; cuando se gana la comprensión la voluntad es sincera; cuando la voluntad es sincera, el corazón se endereza, cuando el corazón se endereza se cultiva la vida personal; cuando la vida personal se cultiva, se regula la vida familiar; cuando se regula la vida familiar, la vida nacional es ordenada, y cuando se ordena la vida nacional es ordenada, el mundo está en Paz".

Podemos decir que debemos en Venezuela poner "Orden" en Casa, ordenando la vida nacional, restablecer el respeto a las leyes y la Constitución, restablecer los derechos sociales, humanos y colectivos, tener conocimiento de los problemas del país, comprenderlos, cultivar la vida social con el ejemplo, la educación, el ejercicio de la ciudadanía, el respeto al transito, en las comunidades, en las familias, en la calle, en el hogar, en el transporte, en la plaza, en las escuelas, en las universidades, en el trabajo, restablecer el orden y el respeto en la vida social, comenzando por los funcionarios públicos, "hay que enderezar los corazones", restablecer las normas de convivencias, las ordenanzas han de cumplirse, sentir que vivimos en un país de orden, libre de anarquía, de liberalidades ya que como dice Yutang, "es imposible que cuando los cimientos no están en orden se halle en orden la supraestructura".

Aparte de la comida, de los problemas públicos, del aseo, de la electricidad, de los servicios de agua, electricidad, del internet, de los fármacos, de la salud, del ornato de la ciudad, de las carreteras, del asfaltado, de las comunicaciones, del acoso sexual, de la educación, y de todos los problemas cotidianos, mas allá de todos ellos, la gente quiere orden, respeto, dignidad. Solo una sociedad sana, de alto ideales colectivos que aspira a socializar y sociabilizar, libre de egoísmo, puede alcanzar el orden que todos aspiramos, que cada cual esté en su sitio, sean ciertas las relaciones entre todos, colmada de dignidad y respeto. Hay que poner orden en la Casa.

Orden en Casa es lo que necesitamos para levantar la moral, no podemos seguir en este caos en la frontera con la Guardia fronteriza que abusa de quien cruza la frontera, lejos de declarar este el pago de impuesto, le cae la matraca, orden con el empleado en el hospital que al llegar los insumos médicos, los saquea y revende, orden con el bombero en las estaciones de gasolina que se lucra a costa de los usuarios burlando las colas de los ciudadanos, orden con los motorizados en las mismas estaciones que tanquean una y dos veces a costa de la gasolina de los usuarios, orden con los funcionarios que matraquean, orden con los fiscales, orden con los policías, orden con los comerciantes especuladores, orden con las panaderías que especulan con el precio a costa de un pan de peor calidad, orden con los supermercados que chantajean a los clientes con la compra de los productos regulados obligándolos a comprar cuatro productos mas, orden con el transporte público, orden con los semáforos, orden con los ciudadanos abusadores, con los transeúntes, con los conductores, etc., etc.

Tenemos fuerzas para hacerlo, con el PSUV, con la juventud del PSUV, con el Movimiento Somos Venezuela, con Chamba Juvenil, con las Madres del Barrio, con los Hogares de la Patria, con los de la Tercera Edad en Amor Mayor, y ahora Chamba Mayor, con la militancia del Gran Polo Patriótico, todos llamados a superar la actual crisis con voluntad social y política, con solidaridad y cooperación, a rescatar la ciudad y su ornato, sus jardines, hacer bello el país, llamemos a brigadas, a los Concejos Comunales, a las Comunas, a la juventud militar, todos al rescate de los espacios públicos, a la limpieza, al trabajo voluntario, a limpiar de chiveras la ciudad, las casas, los hogares, a reparar los tubos rotos, a sacar de circulación vehículos destartalados, a reparar calles, carreteras y avenidas destruidas, a remozar las ciudades, a pintar casas y edificios, vamos todos pueblo y gobierno en un cruzada con la Misión Venezuela bella, aportar lo mejor de si, a cortar el césped, a plantar arboles, a darle cariño a nuestra Patria, ordenando el país.

Ya lo dice Confucio: "cuando la voluntad es sincera, el corazón se endereza", ….la revolución bolivariana ha ganado la voluntad del pueblo, entonces este esta dispuesta hacer, empeñar su voluntad y amor, "cuando el corazón se endereza se cultiva la vida personal"…., debemos en consiguiente educar, el poder moral debe iniciar una cruzada por el adecentamiento público, el respeto a la Constitución, puesto que cuando la ciudadanía "cuando la vida personal se cultiva, se regula la vida familiar"…..; entonces "cuando se regula la vida familiar, la vida nacional es ordenada, y cuando se ordena la vida nacional es ordenada, el mundo está en Paz". Debemos rescatar el Poder Moral y el Orden institucional de la Revolución Bolivariana. No hay más belleza que pueda exhibir un país en su paisaje que la belleza de sus ciudadanos hospitalarios, bondadosos, de corazón cultivados, verdaderos ciudadanos bolivarianos, útiles, honrados, justos, educados, éticos, dignos de vivir en una nueva casa, un nuevo hogar, una nueva nación entre cielo y tierra.

Fuentes:

Schumann Jazmin, (1999) El Mundo de Sai Baba. Editorial Libro Latino S.A. Buenos Aires, Argentina.

Yutang, Lin (1968), La importancia de vivir. Editorial Sudamericana S.A., Buenos Aires Argentina.

 

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 735 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a275044.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO