Ignorancia Paramétrica

De Bolívar es su celebérrima inferencia de que "Más nos han dominado por nuestra ignorancia que por la fuerza", una verdad que sigue en vigencia desde los tiempos mismos de nuestro Libertador.

Ahora debemos preguntarnos cómo es que ha reinado tanta ignorancia entre nosotros después que el XX nos ofreció tanta riqueza de la cual buena parte del Presupuesto Nacional se invirtió en educación Primaria, Secundaria, Universitaria y Posuniversitaria.

Bueno, porque la ignorancia involucra a todos los universitarios. Por ejemplo, la mayoría de los venezolanos ignoran a Carlos Marx, a Lenin, A Federico Engels, por ejemplo, porque la burguesía, sus editoriales y universidades se encargaron de censurar todo que haya olido a Marxismo; eso, por una parte, y por otra ocurre lo siguiente en cada comunidad de seres humanos, pero además por que

ir a la escuela Primaria requiere pocos esfuerzos intelectuales y la época de su recibimiento suele ser la primera y segunda infancias, y resulta hasta divertido para la mayoría de los niños. Una fracción de los egresados de Primaria salta al bachillerato, y una porción menor aún, a la universidad.

Y ¿qué pasa con los egresados universitarios?, estos suelen emigrar de los barrios de pobres de donde han salido: De esta manera la mayoría de las comunidades sigue con una media de educción inferior a la de bachillerato, en el mejor de los casos. Y conste que esos universitarios no lo hacen para distinguirse de sus amigos ni para lucir la posible riqueza que para muchos garantizaría su ejercicio profesional.

En consecuencia, las comunidades suelen estar bajo el dominio psicológico de las personas menos letradas de dicha comunidad.

Precisamente, a esa mayoría de ignorantes-no universitarios-le toca jugar el papel de la gente más importante con un grado de preparación mediocre, que doy por llamar Ignorancia Paramétrica porque se trata de la educación modular de cada comunidad en las cuales, predomina, así, un bajo nivel de defensa intelectual, pero, aun más terminan de convertirse hasta en representantes de la misma, porque, ciertamente, "En el país de los ciegos, los tuertos son reyes". Sobre esa base, Bolívar infirió esa debilidad en los venezolanos y americanos en general.

Por su parte, los universitarios que abandonan su barrio lo más pronto posible lo hacen a sabiendas de que ellos no serán respetados, por elevada que sea su educación no paramétrica.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 716 veces.



Manuel C. Martínez


Visite el perfil de Manuel C. Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: