Venezuela en su laberinto: ¿Adónde vamos? ¿Qué esperamos? ¿Qué nos espera?...

El dilema de la vida de los venezolanos aparece hoy cruzada por sueños buscados despiertos que no permiten la renuncia. La Esperanza, situada sobre el miedo a los traspiés de una Gobernabilidad perturbada… el miedo a la conflictividad sin fin… a lo desconocido del provenir… La angustia vital entre los manejos del miedo... Así nos toma la cercanía de un acto electoral nacional PRESIDENCIAL cuyas condiciones democráticas aún no lucen esclarecidas y compartidas en el mundo de los actores-contrincantes políticos que nos rodean con expresas intenciones de Competitividad, aunque sí se entiende que el carácter Constitucional Democrático venezolano no lo decide una fuerza política dominante, en particular. Según la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela vigente: La Soberanía reside en el Pueblo quien la ejerce a través del sufragio. El Voto debe ser universal, directo y secreto. Todos los ciudadanos mayores de 18 años, tienen el Derecho a Votar. Todos los ciudadanos tienen el derecho a postularse, a elegir y ser electos. La institución electoral: CNE se define como un Poder con personalidad jurídica y autonomía propias, que al asumir la función de ÁRBITRO está obligada a sostener el EQUILIBRIO y responder sólo a la Constitución. El proceso electoral tiene que ser transparente y verificable en todas sus partes. Verificación que se hace directamente a través de un sistema auditorías con testigos nacionales, estadales, municipales y parroquiales, y los Observadores internacionales invitados calificados y reconocidos.

Cuando una elección cumple con esas condiciones, se considera que hay una Elección Democrática. El dilema se retrata en el estado de incertidumbre que aún reviste la actuación de las fuerzas políticas y Partidistas declaradas como fuerzas protagonistas-contrincantes de la contienda de este proceso. Gobierno y Oposición no terminan de confirmar las bases del ACUERDO NACIONAL, entre las partes, prometido al país para dar inicio claro y firme a la confrontación Electoral Presidencial. Por un lado: encontramos un POLO DE OPOSICIÓN ANTIGUBERNAMENTAL cuya división intergrupal la degrada como expresión de una supuesta fuerza opositora válidamente mayoritaria, dejando ver sus dificultades e impedimentos para superar las barreras que desdibujan su credibilidad política y desinflan el reflejo de sus potencialidades como fuerza de presión en que el gobierno pueda visualizar riesgos relevantes al suponer los efectos de un supuesto triunfo de esta fuerza que lo rebate.

Bajo este escenario, la falta de Competitividad coherente antigubernamental del proceso resalta a la vista. Se deja ver entonces como un evento antigubernamental que navega a contra corriente y con graves riesgos de derrota por estar perturbado por la contradicción intergrupal. Más cuando mundialmente se sabe que cuando una fuerza política asiste a una elección debe hacerlo bajo una ESTRATEGIA coherente, UNA TÁCTICA congruente que sume el entusiasmo y UN PROYECTO DE PAÍS Y UN PROGRAMA DE GOBIERNO que convenza de sus certezas a los ciudadanos electores. Es la forma de hacer visible frente al mundo ciudadano UNA OPCIÓN DE PODER ALTERNATIVO al status quo. El Bloque Gubernamental, entonces, asumiría el reto para ir al encuentro de un país político que puede generar las decisiones con expresiones de paz, disidencia pacífica y que en un escenario de DEBATE PÚBLICO COLECTIVO desmonte la rabia y la violencia de unos actores que requieren DE UNA DECISIÓN DEMOCRÁTICA RESPETABLE por todos y para todos, sin más víctimas ni victimarios. Cuando la Mayoría está con la institucionalidad democrática… con el juego democrático… puede jugar a la Participación Competitiva porque confía en que su fuerza será de tal magnitud que es difícil truncarla y su intento creará espacios de fuerza ciudadana CON EL PODER DE LAS DECISIONES DE LA SOCIEDAD y, especialmente, retrotraernos al sosiego de la Democracia.

Si la fuerza de cambio entrante es una mayoría capaz de generar unidad y confianza en sus seguidores, asistir a esa elección viene a ser más bien un evento Patriótico, pues termina de validar a sus contrincantes en el juego Democrático. Las condiciones del ambiente venezolano hace pensar que un evento electoral Presidencial con Participación Opositora como resultado de UN ACUERDO POLÍTICO NACIONAL surgido en una mesa de negociación compartida, traerá también cambios en las condiciones económicas y psicológicas de la familia venezolana, lo cual tendría un optimista Pronóstico. En la opinión pública se ha discutido la posibilidad de que la Oposición participe con un Candidato que sea capaz de unificar a los opositores antigubernamentales, movilizar el voto y defenderlo, y que la gente perciba esperanzas reales de un triunfo opositor… Si el objetivo es promover un cambio político constructivo en el país.

Oposición y Gobierno sienten que el suelo venezolano tiembla, y no hay certezas del por qué y de qué. Ni en las causas de la irreverencia que se mueven en los clamores de cambio que maduran en los corazones. En todos los púlpitos de la Patria se predica la Esperanza, bien, encerrada en la interioridad, o bien con un consuelo en la visión del futuro que lleva consigo un letrero de Esperanza Viva y las ganas de vida sana como el destino común del venezolano.

El interés popular del venezolano pareciera querer incluir en su propio laberinto todo proyecto que venga como aporte para no desfallecer en la angustia. El callejón con salida en que se encuentra el pueblo venezolano, es proyectado a la situación humana en absoluto. Aquí se encuentra acantonado, no solo el hombre, sino también la percepción racional de su Esperanza... El inmenso acontecer utópico en Venezuela estaría casi por reventar. Lo querido utópicamente dirige todos los movimientos de la libertad del venezolano. El juego democrático es metamorfosis, pero una metamorfosis sobre suelo seguro, una metamorfosis que retorna. El que sueña no queda nunca atado a una diatriba. El sueño de una vida mejor… es percibido como la causa superior. Inventamos o erramos.

pastrannajib@hotmail.es



Esta nota ha sido leída aproximadamente 364 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter





US Y ab = '0' /actualidad/a259292.htmlCd0NV CAC = Y co = US