Sudores, Lágrimas y Sangre perdiendo Soberanía la República Bolivariana en el submundo del capitalismo ratero

Pido disculpo por mi extenso relato anticipadamente. Había guardado cinco dólares en billetes de uno, los mismos que me vendió el gobierno cuando el Festín de las Petrodivisas a inicio del gobierno de Nicolás Maduro, por allá creo que el 2015, me dije a mi mismo, ¿Qué puedo comprar con cinco dólares en las Pulgas, el mercado popular de la segunda ciudad más importante de Venezuela?. Entonces me dispuse temprano ir al mercado aventurarme en ese lugar clásico del capitalismo, donde se juega a la oferta y la demanda, claro dominado por los monopolios y oligopolios, por mafias y distribuidores en el mercado que escapan al control del Estado o mejor del gobierno nacional, regional y municipal. Las Pulgas es un territorio que ha perdido soberanía a la vista de las autoridades políticas, militares y sanitarias.

En el Submundo de Las Pulgas, el mundo del capitalismo ratero

Me estacioné detrás del Mercado Periférico, linda con el Mercado Las Pulgas, un estacionamiento donde un particular te vigila el carro, eso si tienes que "bajarte de la mula", darle algo de efectivo, me adentro al mercado Las Pulgas y comienza el trajín, la lucha por la sobrevivencia, allí van a parar el pueblo a sobrevivir, muchos pensionados que reciben efectivo, a comprar lo que más puedan estirándolos, por ejemplo hoy los huevos a ciento noventa mil bolívares, la harina de maíz de kilo a 98 mil bolívares la harina Pan, incluso a 78 mil según la marca, el aceite a 190 mil bolívares, la pasta de kilo a 110 mil bolívares, el azúcar a 54 mil el kilo, el arroz de kilo a 78 mil, el picado a 50 mil el kilo, café de 250 kilogramos, 30 mil bolívares, pasta dental de 150 gramos, 52 mil bolívares, diez plátanos pequeños por 25 mil el kilo, una pasta de jabón de lavar a 45 mil bolívares, dos rollos de papel 98 mil creo. Era un gran oportunidad, se saltaba los ojos de alegría sabiendo que el Supermercado estos precios los duplicaban, ahora el problema, saber si podía comprar con mis cinco dólares subsidiados de la antigua Cadivi, al precio de la página del Dólar Today, públicamente en las redes indicaba 235.000 bolívares por dólar. ¡que no podía comprar con cinco dólares, es decir con 1.175.000 bolívares!. Sencillamente podía comprar lo necesario a buen precio y real.

El Mercado Las Pulgas está a la vista pública de las autoridades a menos de uno, dos o tres kilómetros a la redonda como dicen cerca del Palacio de Gobierno Regional y de la Alcaldía de Maracaibo en la Plaza Bolívar, dos instancias del gobierno chavistas que juran defender la Constitución de la República Bolivariana, incluso motivo de Campaña Electoral por los dos mandatarios, Omar Prieto y Willi Casanova, El Mercado Las Pulgas. Al verme allí comienzo a preguntar si podía comprar aquellos "bienes básicos" con mis cinco dólares. Me preguntaron si los dólares son de alta denominación, al ver que eran billetes apenas de un dólar lo pagaban a menos de la mitad de su valor especulativo, es decir 95.000 bolívares, por la manipulación finalmente decían que no los aceptaban, incluso, aquellos de alta denominación los pagaban menos --amén de una transferencia--, de lo que indicaba el Dólar Today y el peso colombiano, conclusión, en el Mercado Las Pulgas manda el peso colombiano, el bolívar no tiene valor, mafias de comerciantes colombianos y sus aliados "venezolanos" gobiernan las Pulgas.

Con los compradores del dinero-mercancía/mercancía-dinero, las mafias del dinero

Decidí acudir a esos personajes comerciantes de dinero, que compran oro y plata, pesos y dólares, lo mismo daba, pagaban por debajo del valor del dólar Today, mejor dicho se invertía un dólar me lo compraban a 95.000 bolívares o menos, que podía comprar ahora con cinco dólares subsidiados, es decir 475.000 bs., prácticamente cuatro kilos harina de maíz, eso lo aceptaban pero no al precio del Dólar Today, sino a menos de la mitad, un mercado hambriento de bolívares para lavarlos con los narco dólares colombianos para pasarlo luego en pesos colombianos y retornarlos de nuevo en bolívares, esa es la máquina del lavado del dinero en la que participan comerciantes y bachaqueros, mafias de distribuidores inclusive. Colombia amplía su base monetaria, amplía su comercio, las reservas de bolívares manteniendo ese flujo de libre comercio con Venezuela, sin importar si perjudica o no a su vecino., mientras tanto la Venezuela chavista perdiendo soberanía sencillamente porque el gobierno es blandengue.

Mientras tanto Nicolás Maduro y las autoridades públicas se hacen la vista gorda, ni que se diga en la frontera los militares, todo a la vista de los ciudadanos, de los militares, los más vivarachos hacen su agosto de utilidades, sacándole provecho al negocio del efectivo y las mercancías, mientras tanto el pueblo venezolano se empobrece porque lucha para no sucumbir por hallar liquidez en el mercado, va una y cinco veces a la semana al banco, a retirar 10 a 20.000 bolívares, solo porque en honor a la verdad el gobierno no tiene dinero, tampoco el dinero inorgánico de emisión como gusta decir a la oposición como responsable de la inflación, no nada de eso, la conspiración del Dólar Today y el peso colombiano han absorbido la máxima liquidez del mercado, secado el circulante, el dinero se ha ido, hay escasez de dinero, el gobierno toma sus previsiones frente a la fuga de capital, pero no así en el Mercado Las Pulgas, tiene temor a tocar las mafias, a veces creo que el efectivo también para a cuentas privadas de la banca y de este al gobierno.

Total me regrese con mis cinco dólares del Mercado Las Pulgas, un dinero que no tiene confianza en este espacio, donde el bolívar pese a que está devaluado, es altamente demandado y no precisamente el dólar, para eso le ponen la carnada de los precios reales, esos si que son precios justos creo, inalcanzable a las mayorías por no disponer del efectivo, también del hecho se saca la conclusión si estos son los precios reales, porque en Los Supermercados se venden al doble, cuando las personas no pueden comprar a estos precios del mercado sino a costa de empobrecerse, si los supermercados compran al por mayor porque no vende al consumidor a dichos precios reales, donde está la Superintendencia de Precios al Consumidor, SUNDDE, ¿qué dicen los jefes, el ministro, que dice Nicolás Maduro?, todos se hacen la vista indiferente, no pueden con las mafias, el gobierno se deja extorsionar, la revolución bolivariana que puede hacer por proteger a los ciudadanos?. Los Precios y el Dólar y el Peso Colombiano derrotan el gobierno, al menos éste no protege al pueblo por estas calles.

Ni los precios razonables ni justos en los Supermercados de Maracaibo, "ratas" también del submundo capitalista

En los supermercados, por ejemplo, el aceite de litro 400.000 Bs., el pan campesino en las Pulgas estaba a 40.000 sea dulce o salado, en el supermercado 75.000 y hasta 90.000 el dulce, la pasta a más de 200.000 el kilo, la harina pasa el precio de los 200.000 igual el arroz y así sucesivamente, ¿que pasan con los precios reales, porque los distorsionan los supermercados que compran al por mayor, porque pagan impuestos, inmuebles, IVA, etc., no es excusa, un precio especulativo no es excusa, el precio es desproporcionado, entonces pasa lo mismo que en Las Pulgas, máquinas de lavado de dinero, mientras aquí se lava el bolívar, en los supermercados te absorben la liquidez de los bancos, te evaporan el dinero, el poder adquisitivo de los trabajadores, los empobrecen aceleradamente, el consumidor está desamparado, el ciudadano se depaupera a la vista de la revolución bolivariana que ve su Proyecto Nacional Simón Bolívar desdibujarse, el libre mercado fracasa al socialismo del siglo XXI, le declara una crisis liberando precios, devaluando el bolívar, escaseando el bolívar, mellando la confianza de los ciudadanos, la fe en el proyecto del socialismo del siglo XXI, el socialismo bolivariano, Proyecto Nacional Simón Bolívar 2007-2025.

Al regreso con mis cincos dólares mis reflexiones

Mientras regreso del Mercado Las Pulgas, pienso, Nicolás Maduro se halla frenando un estallido social, bonos y más bonos, Clap y más Claps., dialogo y más dialogo con la oposición en república Dominicana, Estados Unidos con su secretario de Estado Rex Tillerson amenaza con más presiones, ahora aumento de los precios del petróleo, amenaza con no comprar más petróleo, Maduro soltando a más y más guarimberos "presos políticos", cediendo a las presiones, adelantando las elecciones, ahora toca las presidenciales, tal vez el Consejo Nacional Electoral le de ese regalo en marzo al conmemorarse la muerte de Chávez, en todo caso, el pueblo aguantando bajo sus pies el infernal aumento de precios, los disparos del dólar today, hiperinflación y el hambre, pero también el colapso de las universidades y las escuelas, los trabajadores no tienen liquidez para pagar el transporte, igual los maestros, profesores y estudiantes. El país está herido, la dignidad de los venezolanos se viene al suelo, los jóvenes buscan irse a trabajar o del país, profesionales migran al exterior, familias enteras se fragmentan, miles de matrimonios se separan, no pueden pagar alquileres, el venezolano resiste las tentaciones infernales por doquier, cree aún en su gobierno, en la revolución chavista, en todo aquello que había sembrado., aguarda con paciencia el cambio de esta situación, por eso todos apuestan al "cambio", unos para ver hipotecar la soberanía del país con préstamos internacionales del imperio y sus instituciones, la banca mundial y otros para continuar en el poder, algunos titubeando, otros débiles, no dan un paso adelante, vacilando el curso de la revolución bolivariana, mientras que el pueblo con sabiduría sabrá que hacer en este laberinto del hades.

Se acabó el festín de los petrodólares y el comandante mandó a parar

Quedaron atrás los días del festín de las petrodivisas, de los petrodólares, en aquel momento las personas viajaban a diestra y siniestra, el gobierno sabía eso, los empresarios hambrientos de dólares pedía cada vez más presionando al gobierno, "empresas de maletines" fueron las principales beneficiarias, pero no menos algunos funcionarios públicos, además de ciudadanos venezolanos y colombianos entre otros, los primeros raspaban cupos, vendían sus cupos mediante tarjetas de créditos, viajaban con los dólares preferenciales, los más pobres pasaban necesidades en el extranjero, se metían en pequeñas habitaciones alquiladas, hasta dejaban de comer y comprar, solo por traerse los dólares a Venezuela para revenderlos, parando en el mercado cambiario paralelo, y de este al mercado colombiano o de otros países vía el comercio, para ganarse un plus en bolívares de acuerdo a lo que decía la página digital del Dólar Today, otros compraban dólares para enviarlos en remesas a sus parientes en Colombia. ¿Quién fue el responsable de que se hayan fugado tantos dólares del país, tantas divisas que ahora necesitamos?. ¿Quién administraba Cadivi?. ¿Quién permitió que perforaran la administración de Cadivi, nuestros ahorros en divisas?, Ahora todos soltamos lágrimas, sudor y sangre.

Ni el Más trabajo te salva

No importa que trabajes más y sudes más, no importa que sufras trabajando, soltando tus lágrimas, no importa que te enfermes y sueltes sangre, no es suficiente el dinero para que compres lo que necesitas, nadie te salvará de esta crisis, la revolución bolivariana al parecer se le fue de las manos el Proyecto Nacional Simón Bolívar 2007-2021, no ha podido concretar la revolución económica, la revolución productiva, ya era tiempo en dieciocho años de haber creado la economía alternativa, popular, la economía de todo el pueblo, la economía socialista del siglo XXI, ¿y que vemos?, importaciones de alimentos para cubrir las cajas del claps, al menos esto no se hace ni en Argentina ni Brasil, bonos de San Nicolás en diciembre, Bono de Reyes, ahora Bono del Rey Momo y esperamos el Bono de Resurrección, de la misma manera bonos y más bonos para las mujeres embarazadas, para los Hogares de la Patria, Bonos de Guerra para los pensionados, frente al mercado ratero. Todo bono es devorado por los supermercados, no lo recibimos en efectivo, no rinde al comprar al capitalismo salvaje, en pocas palabras la se vuelve "sal y agua" la redistribución del rentísmo petrolero, todo aquello que juramos acabar, con el capitalismo rentista petrolero y nada de eso ha pasado, una parte del país se ha convertido en un "capitalismo salvaje y ratero" con el dinero efectivo, mientras que otra, el pueblo quiere trabajo, honrar el pan nuestro de cada día, la comida, convivir en igualdad social y económica y libertad en socialismo con el chavismo y la revolución bolivariana.

 

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 698 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a259022.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO