¿Qué hacer? O ¿Qué haremos?

Nuestro país se encuentra bajo el asedio de fuerzas exógenas que agreden a nuestra soberanía e independencia. Ante esta crisis la única referencia en la historia patria, sería la crisis de Castro al principio del siglo XX, y el bloqueo de las Potencias de ese momento, pero la diferencia histórica es quizás que en aquellos tiempos los países latinoamericanos acabamos de nacer como naciones, y muchos de nuestros gobernantes tenían el temor de que nos reconolizaran, y ante esta situación determinó la Doctrina Drago, mediante la cual se retoma la tesis de que el suelo Americano no podría ser vulnerado en ocasión de deudas de sus países o gobiernos. Pero ahora, los países latinoamericanos más importantes y que otrora eran aliados de la revolución bolivariana, ahora se encuentran bajo gobiernos de derecha, esquiroles de la mafia financiera internacional, quienes ponen en riesgo su propio suelo patrio con tal de contar con la prebendas y migajas que el imperio les conceda en la llamada economía de mercado.

Muchos de los camaradas radicales dicen que Maduro debería meter presos a los comerciantes especuladores, banqueros y demás esquiroles de las fuerzas extranjeras. Hay que recordar que Castro en su momento hizo lo propio con los banqueros de su época, lo que sirvió de base a las fuerzas extranjeras para sentirse "ofendidas" y activar el bloqueo.

Otros dicen que a Maduro le falta guáramo para poner orden en el gobierno, acabar con la corrupción, y el bachaqueo. Ojo el Presidente Maduro ha dado muestras de temple y cordura en este primer ciclo de gobierno y sus medidas, muchas veces criticadas por quienes lo acusan de blandengue, le han servido para sobreponerse a cada momento de la crisis, y ha logrado el resultado que cualquier político tiene como objetivo principal, mantenerse en el poder y evitar una confrontación social o externa, que diezmaría y traería sufrimiento a nuestra población.

Gran parte de la crisis del país era previsible, recordemos que se trata de un modelo hegemónico de más de 500 años en nuestro país y de más de 1000 años en el mundo occidental.

El Comandante Chávez lo explicaba en su frase "no ha terminado de morir, lo que tiene que morir, ni ha terminado de nacer, lo que tiene que nacer".

Es lógico que quienes sean parte del sistema anterior reaccionen contra quienes pretendan subvertir el sistema establecido, como también es lógico que al desmontar el sistema establecido y no terminar de establecerse el nuevo ocurran especie de convulsiones provocadas por el cheque de las fuerzas en conflicto.

Acá lo fundamental es que la filosofía, los principios del nuevo sistema sean conocidos y compartidos por el conglomerado social, sus actores, militantes y dirigentes, deben acoplar su vida misma a los postulados del nuevo sistema, debe surgir la idiosincrasia propia del nuevo modelo social.

De allí el título de este artículo, la posición de la vieja sociedad sería que hacer, y esto responde al modelo cultural capitalista, la llamada objetividad, imparcialidad, el no involucrarse para que el sentido científico no se vea nublado por intereses, es lo que el sistema desea, una sociedad que no se comprometa con lo social, con lo político, que se comprometa con lo económico y de lo económico con lo productivo, nada más, para lo demás están los representantes, los diputados, los concejales, los alcaldes, los gobernadores y el presidente o el rey.

Pero en el sistema socialista, y en especial en el sistema socialista bolivariano, que se basa en la participación y protagonismo de la población, población que se organiza y se convierte en Pueblo, esos paradigmas de la representatividad se disuelven y son sustituidos por un sistema de gobierno horizontal, dinámico, sistémico y auténticamente democrático.

En ese nuevo sistema la pregunta ante una crisis es ¿Qué hacemos? Incluyéndonos, participando, siendo protagonistas en los espacios políticos, sociales y económicos.

Mas allá de la propiedad privada o no, es este el verdadero temor para quienes detentan el poder político o económico, que el centro de gravedad de la toma de decisiones esté en manos del colectivo social directamente, perdiendo ellos la hegemonía.

Pero los venezolanos no hemos asumido este nuevo paradigma, tenemos la representatividad muy adentro de la psique, también lo dijo Chávez: "somos una contradicción en si mismos", porque esta generación es parte de los dos sistemas y tiene que definitivamente romper con lo anterior para iniciar la nueva vida republicana.

El Presidente Maduro impulsó la Constituyente como espacio para la participación de todos los sectores, es allí donde iniciamos nuestro cambio, la generación de documentos, propuestas, apoyadas por el colectivo, por el Pueblo organizado.

También el análisis en el Gran Polo Patriotico desde las bases, que genere propuestas de acción inmediata frente a los ataques y la corrupción, espacios de poder colectivo, contraloría social, o inteligencia social con carácter coercitivo, ejecutable, la coordinación de los órganos de seguridad de Estado con los de justicia, policía, Ministerio Público y Tribunales, una fuerza especial que junto al Pueblo pueda resolver de manera expedita los actos de corrupción, bachaquerismo, contrabando, especulación y acaparamiento.

La propuesta de leyes y medidas en defensa de nuestra moneda nacional, de nuestros recursos naturales y de la innovación criolla, con el análisis, discusión, apoyo popular, mediante la recolección de firmas.

Que hacemos?, asumir nuestro rol de ciudadanos, inmersos en el nuevo sistema político instituido en 1999, y ahora confrontados a las fuerzas extranjeras e internas.

Que hacemos? Asumir nuestro rol de militantes y desplazar a las nuevas oligarquías que surgieron en este proceso de transición, mediante la organización popular, el análisis colectivo y la instauración de los principios de la nueva sociedad propugnada en nuestra Constitución.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1149 veces.



Allans Clavijo

Abogado. Miembro del colectivo de la Radio Senderos de Antímano en Caracas. Profesor de la Misión Sucre.

 allansclavijo@gmail.com

Visite el perfil de Allans Clavijo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: