Ayer vi este mensaje en Instagram

La gran batalla pendiente de la ANC: Ayer vi un mensaje en Instagram que decía: "Si ellos ganaron 18 gobernaciones, entonces que paguen la carne a 80 mil el kilo, ¡NOJODA!". Y este no es un anuncio que lo coloca un pendejo de abajo, sino que lo hace un potentado, el dueño de algún supermercado o de algún poderoso frigorífico. Y por ahí, sigue la cadena desbocada de los aumentos de precios en la leche, el queso, los huevos, las hortalizas, frutas, etc.

Y ciertamente, todos los demás precios se han disparado sin control (vestidos, zapatos, artículos de ferretería,..), siguiendo la pertinaz guerra impuesta desde el imperio. Hay una razón matemática de incremento diario de precios para muchos artículos entre 3, 4 y 5 mil bolívares, de modo que en un mes un simple artículo puede llegar a dispararse mil por ciento.

A veces el salto desmadra todo lo imaginable.

Un desangre, pues, delirante y demencial que además se hace totalmente muerto de la risa por parte de los comerciantes, con el apoyo de los enfermos opositores que andan balbuceando cual perros de Pavlov, que todo lo malo es culpa del gobierno.

Yo siempre lo digo y lo sostengo, pensando en la filosofía del materialista Jeremías Bentham: ¡EN TODO COMERCIANTE HAY UN GRANDÍSIMO LADRÓN!

Un descomunal ladrón que además se la pasa todo el día chillando y maldiciendo al gobierno. Y olvídense: en esta lucha revolucionaria no puede existir comerciante chavista porque sería una pavorosa contradicción.

Entonces tengamos claro lo que debemos hacer: nada de contemplación con esos pervertidos comerciantes que nos asedian por todas partes con sus negocios y vilezas mercantiles.

Ellos está poseídos por el dios del mercado, incrustado en todos los templos del comercio, al tiempo que van pontificando al tísico becerro de oro del capitalismo, mantenido por tradición y atavismo con una eucaristía o un catecismo (bíblico) muy anterior a los fenicios, en esa machaca sin conmiseración cada vez que salimos a hacer mercado.

En torrente adolorido, esperanzado y valiente, el pueblo se movilizó el 30 de julio para enfrentar a los criminales de la guerra económica, ese monstruo de mil cabezas. En todas partes, el 1º de agosto los barrios salieron a celebrar y a decir: "Ahora sí venceremos a la especulación, a los bachaqueros, a los hambreadores del pueblo". Lo estamos repitiendo otra vez con el triunfo de las 18 gobernaciones, pero de la manera más fría y calculada, criminal y terrorífica la derecha sale a desafiarnos y a incrementar aún más todos los precios de los artículos de primera necesidad en una escalada delirante, de modo que, por ejemplo, los huevos que para el 30-j estaban en 15 mil bolos, hoy llegan a casi 50 mil bolívares.

Deben comenzarse a dar pasos decididos y fulminantes para meter en cintura a los malditos hambreadores del pueblo, cueste lo que nos cueste. Con eso nunca perderemos votos sino todo lo contrario. Ya basta de que sigamos esperando otra y otra posibilidad, otro y otro evento para decidirnos a dar el gran paso.

¿Qué nos importa (como decía Bolívar en relación con Napoleón) que Trump siga manipulando a sus títeres y a sus esclavos si nosotros estamos decididos a ser libres?

No podemos seguir en esta asfixia y así como la asamblea adeco burguesa se pudrió en su soberbia, y así como los gobernadores opositores ganadores en cinco Estados se pudrirán también por no reconocer la ANC, que entonces todos los comerciantes ladrones sean expropiados, que todas las empresas distribuidoras sean expropiadas, que todos los medios de producción en manos de la derecha sean expropiados y que la banca sea nacionalizada, y se acabe el peo, venga lo que venga.

Es insólito los casos que estamos descubriendo de los dólares que se han entregado para importar productos (insumos), y lo puedo asegurar con toda certeza: MÁS DEL NOVENTA POR CIENTO DE LAS DIVISAS ENTREGADAS A LAS EMPRESAS PRIVADAS VENEZOLANAS FUERON DESVIADAS A BANCOS EN ESTADOS UNIDOS, ESPAÑA, PANAMÁ, COLOMBIA O MÉXICO. Investiguen a cualquiera de esas empresas, y se encontrarán con horrores, y todo ese dinero que recibieron del Estado venezolano lo han utilizado para tratar de derrocar al presidente MADURO.

Ya está bueno de tanta impunidad y de tanta mano suave o lerda para sancionar a estos asesinos y ladrones.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3377 veces.



José Sant Roz

Director de Ensartaos.com.ve. Profesor de matemáticas en la Universidad de Los Andes (ULA). autor de más de veinte libros sobre política e historia.

 jsantroz@gmail.com      @jsantroz

Visite el perfil de José Sant Roz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Sant Roz

José Sant Roz

Más artículos de este autor



US Y ab = '0' /actualidad/a254007.htmlCd0NV CAC = Y co = US