Gas doméstico: instrumento de la guerra económica

El presidente Chávez implementó el plan "Revolución Gasífera", cuya prioridad sería incrementar la explotación para lograr abarcar todo el mercado nacional y satisfacer la demanda interna. Venezuela no solo es la primera reserva de petróleo del mundo, con más de 490 mil millones de barriles de crudo, sino también la segunda reserva de gas del planeta. Razones éstas fundamentales del acoso de los EE.UU. hacia nuestra amada Venezuela, ya que cuenta con los mayores recursos naturales y energéticos del planeta. Al parecer estos privilegios que nos ha regalado la madre naturaleza son el apetito del imperio, pero, a partir del paro petrolero, se ha convertido en un problema para quienes habitamos este país, agudizándose durante el gobierno del presidente Maduro. En el caso del gas propano o el gas de petróleo licuado, las empresas privadas distribuidoras del mismo —a raíz de que el estado venezolano decide tomarlas—, laboran en forma lenta, negligente, aplican en complicidad con la ultraderecha desabastecimiento del producto, malestar social, saboteo, incremento desproporcional o especulación en los precios, tanto del preciado combustible como del vacío (bombona), fallas en la distribución y comercialización del preciado bien, que sin duda es uno de los rubros que más ha afectado a la población venezolana, ya que puede no encontrarse harina de maíz, o arroz, pero estos pueden ser sustituidos por cualquier producto que se produzca en el país, como plátano, auyama, yuca, entre otros; pero si no se tiene el gas doméstico es imposible que se pueda realizar cualquier comida. Las familias que habitan en apartamentos son las más perjudicadas, quienes viven en zonas rurales o en viviendas amplias pueden cocinar en leña, pero su paciencia se está acabando y sus problemas de salud comienzan a atenuarse, lo que pudiera dar pie a un estallido social sin precedentes si no se toman las medidas urgentes por el saboteo constante al que están sometiendo a la población venezolana.

El gas doméstico o propano es el instrumento de guerra económica más silencioso que se está aplicando contra las amas de casas por parte de la derecha venezolana. Si en la IV República era imposible obtener una bombona de gas, ahora se ha hecho mucho más difícil. Más honrados eran los bodegueros que vendían al detal las bombonas de gas y se conseguían fácilmente por esta vía, el descontrol de quienes manejan la distribución de las mismas hizo que se perdiera la tranquilidad de las familias. Ahora se tiene que ir a los llenaderos y hacer grandes colas hasta un día antes, o si se tiene suerte de encontrar el camión del gas, pegar la carrera para suplicar que vendan una. El precio del preciado combustible lo fijan las empresas privadas a su antojo de acuerdo al dólar negro, a pesar de que se estipuló que éstas tienen la obligación de venderlo al precio regulado establecido. En términos del costo del vacío, una bombona de 10kilos la ofrecen los camioneros en un millón de Bs., la de 27Kg. en 3MM y la de 43Kg. hasta en 5MM; aunque parezca exagerado es la verdad especulativa. En cuanto al valor del combustible, la bombona de 10Kg, fijada en Bs. 50, la revenden en Bs. 2.000; la de 18Kg, de Bs. 250, la ofertan en Bs. 3.500; la de 27Kg. de Bs. 380, la en Bs. 5.000 y la de 43Kg. de Bs. 600, en 7.000; no obstante, hay personas que han llegado a pagar en los llenaderos hasta Bs. 20mil por una bombona de 27Kg, producto de su desesperación y del aprovechamiento de las necesidades que observan los dueños de empresas en sus clientes. Importante destacar que para este tipo de ventas no hay facturas, en caso de que la emitan nunca aparecerá el monto que se pagó sino el precio que estipuló el gobierno. Si la persona vive lejos y no tiene vehículo el costo total es mucho más alto. Ya ni importa que tú seas un cliente de diez o veinte años, o que la bombona sea de X o Y empresa, lo que importa es que tú te molestes para conseguir el producto por los caminos verdes para que el venezolano descargue su arrechera contra el gobierno.

Ahora bien, existe otra realidad que no podemos evadir: se debe sincerar el precio del combustible, porque ni siquiera un litro de agua cuesta Bs. 600, para mejorar el servicio de gas domiciliario y dar fin a estas irregularidades. El precio del gas en cualquiera de sus presentaciones es un problema que está causando daños sociales, políticos, sobre todo perjuicios laborales por falta de mantenimiento en las bombonas y corrupción en los trabajadores que se lucran indirectamente con este nuevo forma de especulación. Existen comunidades muy bien organizadas cuyas bombonas les llega regularmente y son adquiridas a precios regulados por PDVSA Gas Comunal; pero existen innumerables familias que aún no gozan de este beneficio y siguen sometidas a lo que establece el juego macabro de la guerra económica del gas. Llamar al 0800Bombona es hacer otra cola inimaginable hasta que seas beneficiado por UN cilindro, porque debes esperar una larga lista de personas a ser atendidas. El exhorto es hacia la ANC para que revise esta situación. Todos estamos obligados a atender al pueblo venezolano para lograr la máxima felicidad. Es muy lamentable que un país petrolero esté pasando por esta penosa situación por la negligencia e incapacidad de algunos funcionarios y las malas intenciones de algunos empresarios dedicados al negocio del gas. El dólar negro no puede seguir siendo el referencial de la economía del país; las empresas privadas de gas deben responder por estos ilícitos administrativos, con severas sanciones y resarcimientos de daños causados a los venezolanos. Debe revisarse el manejo y distribución de PDVSAGAS, abrir un debate sobre los servicios públicos que ofrece el país, vigilar las fallas técnicas, políticas y gerenciales para hallar la solución a este problema que se ha agravado por la ineficiencia, antes de que el mechero se prenda. La verdad nos hará libres.

(*)esmeraldagarcia2309@yahoo.com

Licenciada en Administración

Fecha: 21/08/2017

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2895 veces.



Esmeralda García Ramírez

Licenciada en Administración Articulista

 esmeraldagarcia2309@gmail.com

Visite el perfil de Esmeralda García Ramírez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social


Revise artículos similares en la sección:
Economía