Por la falta de valores y la enorme corrupción

¡La muerte de la Revolución!

Nuestra patria, atraviesa hoy en día una situación bastante compleja, y es que el pueblo se haya entrampado por dos vertientes políticas nocivas, por un lado con un gobierno corrupto y profundamente ineficiente, que está alejado de la realidad y que cree que lo que acontece fuera de los aires acondicionados y las oficinas con pisos de madera que ellos ostentan, es la paz pura y la felicidad rimbombante; mientras que por otro lado, una oposición parasita, llena de alacranes que durante la supuesta época "democrática" acabaron con el aparato productivo, quebraron el país endeudándolo con potencias extranjeras (fondo monetario internacional) y defendían a la clase social pudiente a las que pertenecen mientras que los venezolanos se sumían en una profunda miseria.

Nuestro país tiene hambre, y el presidente Maduro no tiene ninguna excusa que después de 4 años de advertencias, de orientaciones y de profundos asesoramientos de sus tecnócratas, hayamos caído en una situación de miseria y profunda pobreza social y económica; a continuación esbozare con profundo dolor él porque estamos así, y como el gobierno tiene la gran culpa:

En Venezuela existen quince centrales azucareros, de los cuales, el gobierno nacional tiene diez bajo su control, estos fueron militarizados desde el año 2013, por estar supuestamente usados por cierta dirigencia interna a utilizar el acaparamiento como medio para operar. ¿Por qué entonces tenemos escasez de azúcar? Esa es una buena pregunta, pero quisiera ver las posesiones económicas de esas directivas de los centrales a ver si están haciendo colas como nosotros los pendejos.

El gobierno nacional controla el 68% de las plantas productoras de harina de maíz precocida: La Corporación Venalcasa que controla doce plantas productoras de harina de maíz precocida (Valle Guanape, Francisco De Miranda, Aragua De Barcelona, Leander De Socopo, Bravo Casique, Guanare, Colonia, Chaguarama, La Veguita, Juana La Avanzadora, La Paragua Y Zamora Vive), mas las ultimas expropiadas en el año 2009 y que se encuentran bajo control militar y que son Maizera, Proarepa (Ricamasa) y Pronutrico (Doña Rosa). A pesar de que el gobierno controla la mayoria de la producción nacional de harina de maíz precocida, cuando usted se dirige a cualquier supermercado del país, y observa las "colas" para comprar la harina, solo se observa la harina de empresas polar. El gobierno quebró estas empresas, y no haya como justificar este inmenso desfalco que le lleno los bolsillos a unos cuantos militares corruptos, que tristeza de país!!.

Esta revolución se acabo, y no porque la oposición fascista quiera incendiar al país, sino por la falta de valores y la enorme corrupción que hay, donde los ministros del gobierno no sienten ni padecen el sufrimiento del pueblo, que demanda medicinas y alimentos, siendo estos objetos necesarios para su supervivencia. No comparto la ideología de que hay una guerra económica mientras yo no vea a un ministro haciendo colas para comprar harina, o que vea a el presidente Nicolás Maduro hablándome de revolución socialista y mandando a los venezolanos a defender el legado del comandante Chávez mientras él, en sus programas utilice un reloj ROLEX como prenda, y las chaquetas de la selección nacional, con un bordado especial con la marca A.D.I.D.A.S bien imperialista por cierto.

Ya como revolucionario de izquierda que soy, entiendo los problemas inherentes que conlleva el adelantar un proceso político adaptado a lo que más ha odiado el imperio norteamericano durante toda su historia republicana e injerencista: EL SOCIALISMO/COMUNISMO, pero peor aun es tener un gobierno con un testamento político definido, que cometa errores tan graves como: quitarle autonomía a La Asamblea Nacional (después el tribunal supremo tuvo que rectificar, y eso es un error político), dejar quebrar todas las empresas estatales incluyendo PDVSA, porque hoy en día no se consiguen los aditivos y aceites de esta inmensa corporación tomando en cuenta que su nomina aumento un 200% después del paro petrolero del año 2002, y acabar de un zarpazo con los pocos empresarios que mantenían el país con producción agrícola

Ante este desmadre económico, vemos a un presidente decir: LOS CLAP ES LA GARANTÍA DE LA SOBERANÍA ALIMENTARIA DEL PAIS!!, y entonces me pregunto yo: porque los campos no producen lo que consumimos? Donde esta los fertilizantes de Pequiven? Donde están los tractores VENIRAN que deberían estar arando todos los espacios cultivables de Venezuela? Que paso con agropatria; que cada vez que la visito tengo que anotarme en una lista para comprar 1 saco de urea cada dos meses? La respuesta es que: se robaron todo y quebraron al país.

Ahora el venezolano común debe acostumbrarse a recibir una bolsa mensual para poder comer (cabe resaltar que los productos de la bolsa son marca POLAR), y eso no solo demuestra el fracaso del gobierno en gestión pública sino la poca importancia que los jerarcas del estado le dan al asunto. Yo siento en mi alma, que Venezuela este así, y les digo a ustedes mis queridos lectores, que lamentablemente la situación continuara peor, ya que, el gobierno no tiene control de los precios, y la inflación se come los constantes aumentos que aprueba el presidente del salario mínimo. Dentro de poco, si seguimos al precipicio que vamos, habrá un estallido social peor que el caracazo.

Yo estoy obligado moralmente y patriotamente a decir la verdad, y exponer algunas ideas y propuestas que sirvan para enderezar el rumbo de destrucción inminente que lleva esta revolución; y es que el presidente debe asumir su rol y rescatar las empresas del estado. Que vayan presos los gerentes corruptos sin miedo, que se desmilitarice las instituciones y empresas públicas y que esos militares que se vayan a su cuartel. Aquí el pueblo debe asumir el problema con personas verdaderamente capacitadas y de reconocida solvencia moral. Por ejemplo; el presidente de Pequiven debe ser un ingeniero petroquímico, no un amiguito del ministro, el ministro de finanzas debe ser un economista, no un militar. Hasta cuando seguirá El presidente Nicolás Maduro errando y metiendo la pata? Que quedo de ese aprendizaje con Chávez? Parece que nada.

Post data: soy revolucionario y creo el país debe salir adelante, pero para eso, el ejecutivo nacional, debe asumir su rol, y acabar la sinvergüenzura de corrupción que le rodea. Ya basta de tantos errores, ya basta de tanta impunidad. Por cierto, la cárcel de Puente Ayala donde murieron 13 reclusos, demuestra el poco control de la ministra Iris Varela sobre el régimen penitenciario, por favor renuncie!

ivanjmartinez777@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5018 veces.



Iván Martínez


Visite el perfil de Iván Martínez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Iván Martínez

Iván Martínez

Más artículos de este autor



US Y ab = '0' /actualidad/a244879.htmlCd0NV CAC = Y co = US