A propósito de las bazofias putrefactas

Hablar pendejadas es muy fácil, escribirlas mucho más, es igual a quienes creen que gritando tienen la razón. Pero existen hasta quienes se ufanan cuando utilizan descalificativos con frases soeces sin darse cuenta que están demostrando mediocridad.

Por ahí leí un escrito cuyo autor no creo valga la pena mencionar porque no acostumbro polemizar con quienes a toda vista están llenos del más recalcitrante odio hacia este proceso revolucionario, sobretodo a la persona del presidente Nicolás Maduro.

En ese escrito leo que este gobierno es la bazofia más putrefacta que hemos tenido, ¡Carajo!, ¿será que el que escribió eso nació antier y no ha leído la historia contemporánea de este país? ¿Sera que ignora que aquí mandaron unos señores pertenecientes a unos partidos de derecha llamados Acción Democrática, y partido socialcristiano Copey que hundieron a Venezuela en la más atroz pobreza de toda nuestra historia después de la caída del dictador Marcos Evangelista Pérez Jiménez? Un país donde el índice de analfabetismo era uno del más alto de América latina. Donde eran contados los niños que podían ir a la escuela y mucho menos los que ingresaban a la secundaria, de la universidad ni se diga. Un país que se llenó de tanta miseria que algunas familias le daban a sus hijos perrarina con Kooley, algo que quieren negar ahora con argumentos vacios pero que está supercomprobado que es verdad, yo mismo lo pude comprobar, tanto como el tetero que daban a los bebes con agua de espagueti, porque comprar un pote de leche era solo posible para los más pudientes. Les aclaro a los que me leen que soy de la generación del 48, así que cuentos chinos no me van a contar,

Hay una conseja que reza que el que tiene techo de vidrio no puede estar tirándole piedras al vecino. Sin embargo uno ve a diario escritos y declaraciones a la prensa, de esos mismos personajes que fueron gobiernos adecocopeyanos, rasgarse las vestiduras acusando de dictador a Nicolás Maduro, pidiendo a todo gañote que se respete la libertad de expresión y no puede más que pensar que son unos inmorales. Uno de los ejemplos más claros es el de Ramos Allup, un personaje tan siniestro que da repulsión escucharlo. Para los que desconozcan la trayectoria política de este granuja les recomiendo buscar en una hemeroteca las noticias de la época del "Puntofismo" y les prometo que se llevaran tamaña sorpresa. Porque esa es otra cosa, ellos juegan al olvido y la ignorancia del pueblo y pretenden engañar diciendo que sus gobierno fueron una maravilla, donde nadie pasaba hambre, no había un alto índice de mortalidad infantil, los hospitales funcionaban al pelo, la seguridad era clase aparte y la libertad de expresión era otra maravilla donde usted podía decir lo que le diera la gana, podía hasta mentarle la madre al presidente y no le pasaba nada…¡Si Luis!. Lo único malo fue que Rómulo Betancourt, "Padre de la democracia", dio la orden a los cuerpos de seguridad que "DISPARARAN PRIMERO Y AVERIGUERAN DESPUES". Sera bueno preguntarle a Ramos Allup que le hubiera pasada a alguien que se parara, en la época de la cuarta, ante un pelotón de guardia nacionales y policías y les hubiese dicho todas las ofensas y vulgaridades que él acostumbra decirles, incluso escupirles la cara.

Yo no pretendo decir con lo antes expuesto que en este gobierno no hay corrupción, al contrario creo que hay por bojote, pero si se que más de uno está preso y otro montón andan huyendo. Que alguien me diga a cuantos metieron presos los adecos y copeyanos por corruptos. Tampoco se puede negar que estamos atravesando por una grave crisis económica, que quieran o no reconocerlo es inducida, ya sabemos por quienes. Pero también se que el gobierno esta haciendo todo lo necesario por salir de ella. Pero si de gobiernos bazofias y putrefactos hablamos, bastaría con echarle un vistazo a la prensa de los tiempos de la cuarta y nos daremos cuenta que el señor del escrito referido arriba es un desconocedor de la historia contemporánea de Venezuela o se hace el loco jugando a la ignorancia de algunos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 596 veces.



Hermo Rosales

Comunicador social, poeta, cuentista, escritor, autor entre otros de los libros, “Evocaciones”, “El jardín de las Dalias”, “Mi abuelo el cazador”. Sus trabajos han sido publicados por los diarios “Provincia”, “SigloXXl”, “El Norte” y la revista “Síntesis”, es cofundador del semanario “Anzoátegui hoy”

 hermos4848@yahoo.com

Visite el perfil de Hermo Rosales para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: