Pildoritas 13 (año IX)

Quien vive de ilusiones muere de desengaños

Lo dijo José Vicente en su programa dominical, y debe ser porque tiene informaciones de fuentes serias aunque es de Perogrullo pensar que lo que afirma no haya sido práctica de la derecha desde hace mucho tiempo, incluso durante los años de gobierno del Comandante Chávez que se materializó en un golpe de estado y en acciones terroristas en las que participaron militares activos.

Acción Democrática, de quien hay ilusos que piensan que resucitó como el Ave Fénix, tiene un historial golpista que con Ramos Allup en la posición que transitoriamente ocupa, puede al menos intentar reeditarse, claro que hay que aceptar que todo lo que la derecha haga por penetrar las FAMB, y tratar de encontrar en el ingrediente armado, apoyo para lograr el principal objetivo que persiguen desde el mismo momento en que la Revolución llegó al poder, que es salir de esta, va a tener el respaldo irrestricto de los verdaderos amos y señores de la oposición venezolana que son el gobierno gringo yla oligarquía venezolana y de países con gobiernos y sobre todo medios neoliberales, es por ello que tales escarceos deben ir acompañados de muchos dólares lo que seguramente encontrará una que otra manzana podrida que sucumba, porque su estado de conciencia aun no ha asimilado la necesidad de sentirse obligado con la Patria, principio básico de todo ciudadano, en especial los que llevan sobre sus hombros la responsabilidad de defender la constitucionalidad.

Seguro que personajes como el Teniente coronel activo que en estos momentos está siendo juzgado por estafador con carros Cherry, serían los apropiados para sumarse al llamado de la derecha, como ese los hay, por ejemplo quienes han caído en flagrancia propiciando acciones de contrabando e incluso de narcotráfico, lamentablemente porque de todo hay en la Viña del Señor, pero afortunadamente de esa calaña son muy pocos o mejor no son muchos, porque la inmensa mayoría de los miembros de nuestra Fuerza Armada, han introyectado valores y principios que son antídotos, contra el veneno que la derecha, ante la desesperación de lograr el poder por cualquier vía, pretende inocular en sus miembros.

Ya lo hizo como sabemos en el 2002 cuando aun no se había consolidado una Fuerza Armada como la que ahora tenemos, y fracasaron porque surgió de ella un grupo que decidió por la constitucionalidad y procedió a colocar las cosas en su justo sitio, ahora les va a quedar muy cuesta arriba y lo que pueden lograr con ello es que las ovejas negras que aún puedan quedar queden en evidencia y se profundice aún más la depuración de ese gran contingente de venezolanos a quienes está reservado el uso de las armas que jamás usarían para someter al pueblo que saldría a la calle a defender como lo hizo en el 2002 su revolución.

Así pues que quienes piensan que por esa vía del golpe de estado, se puede enterrar la Constitución, están bien equivocados y lo mejor es que busquen otro recurso porque el hecho de que lo estén intentando de esta manera que denuncia José Vicente, lo que queda demostrado es que no están muy seguros de que lo que intenten por las vías constitucionales les va a favorecer.

Ahora bien ya sabemos que lo de la enmienda es otra vía que no entra dentro de las posibilidades que la constitución prevé para salir del Presidente, pues la establecida es la del referéndum presidencial y otra sería anticonstitucional y por lo tanto frenada por quien dentro de los poderes tiene la última palabra que es el TSJ y como la derecha sabe que activar el revocatorio no les quedaría nada fácil, quiere explorar otras posibilidades, incluso la manida cantaleta de la doble nacionalidad del Presidente.

Se nota en su actitud una desesperación que les va resultar muy mala consejera, se muestran con un apresuramiento tal, que la única explicación que de ello se desprende es que, a medida que el tiempo corre, el pueblo que votó por ellos va cayendo en cuenta del engaño en que cayeron al ofrecerles lo que ni han cumplido ni podrán cumplir, que sería resolverle a ese pueblo el problema del bolsillo y del estómago, pero lo que crearon fue un monstruo de grandes dimensiones y que cada día pareciera se multiplica, sobre sus cuatro patas: Desabastecimiento, escases, especulación y contrabando que sostienen su cuerpo, el cual no es otro que la inflación más alta que hayamos conocido, pero lo cual, y de allí el temor de la derecha oligárquica y apátrida, cada día muestra su verdadero origen, que por más que quiera desvirtuarse por sus medios, termina ubicado en los laboratorios de guerra no convencional que en otros países del mundo, les ha servido para sus planes macabros, pero que aquí les está quedando cuesta arriba, y una de las razones es precisamente porque que no cuentan ni contarán con el respaldo, al menos de la inmensa mayoría de la Fuerza Armada Bolivariana.-

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1396 veces.



Saúl Molina


Visite el perfil de Saúl Molina para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: