Si la realidad es el conjunto de todas las cosas, el papel de la información real debe ser, describirlas de manera cabal

Si la realidad es el conjunto de todas las cosas, el papel de la información real debe ser, describirlas de manera cabal



Las palabras también forman parte de la realidad pero cuando se las hacen meteorológicas son como flechas que fallan en el blanco y pueda que hagan de búmeran, algunas veces.

Yo no tengo duda alguna de que el proyecto de tumbar a Maduro sólo pudo gestarse en un manicomio, en el mismo donde comprobadamente se forjó el cálculo de tumbar a Chávez; la secuencia es exacta pero, por añadidura y lamentablemente, la barahúnda salpicó a una fracción de iques*, primero de forma solapada contra Chávez pero hoy, desbordada en cantidad e inquina contra Maduro.

A propósito, para mí toda realidad es objetivamente incognoscible, por lo que apuntar o desapuntar acerca de ella, antes, ahora y mañana, es apenas una pretensión traviesa del momento sea cual fuere; mas, abordo el tema a conciencia de, como sería acertado intuir, meterme en una camisa de once varas o tal vez en una de más de once pero con esto creo no hacerle mal a nadie, a la vez, el atrevimiento es un rasgo distintivo de mi ética personal o, como solía decir el Comandante Chávez, a su vez parafraseando a José Gervasio Artigas, también, que “con mi verdad no ofendo ni temo”, paráfrasis de “con libertad no ofendo ni temo”.

Es que, tratar de escarbar a profundidad el tema comunicacional, complejo por lo multidimensional, no es cualquier cosa, no es como echarle sebo a perro; zapatero a los zapatos, es verdad, pero tampoco por obvia razón hay que dejar ese asunto en manos de periodistas sin rostros, que alquilan su cabezas a un editor que los recluye dentro de un bozal de arepa del que no pueden salir a dar un paso sin permiso de su editor, valga que periodismo sedicente, formato diseñado para servir al consumismo capitalista, de ahí la crisis del periodismo, precipitada, entre otras razones, por el hartazgo de malas noticias al que es sometida la población.

Y no es que el pueblo se solace únicamente con buenas noticias y se enoje con las malas, no que no, lo que el pueblo quiere y necesita es que se le diga la verdad, no embustes, pero qué difícil es que el bestiario de la prensa le diga la verdad al pueblo trabajador porque ella, la bestia, en sentido lato, cree que nosotros somos brutos y ella la inteligente, craso pelón, de ahí una arista de su propia crisis, engancharse en su propio anzuelo

Por eso el pueblo está forjando un poderoso periodismo alternativo que da al traste con tanta malandrería, sinvergüenzas es lo que son quienes pretenden meterle gato por liebre a un pueblo como el venezolano que hasta en lo oscuro sabe escoger su camino, y qué mayor demostración la del 12 de Abril de 2002 cuando entrompó por la calle´el medio dispuesto a rescatar al Comandante Chávez, derrocado por un golpe mediático, y lo rescató pese a que RCTV-VENEVISIÓN-TELEVEN y el resto de esa basura mediática pretendía tapar el Sol con comiquitas de Tom y Jerry, crasa metida de pata, y peor es que no enmiendan, y ahora pretenden tumbar a Maduro pero el pueblo les hace y les hará la señal de costumbre, puño cerrado y dedo medio erecto para esas tres locas: Topacio, Preludio y Sinfonía, y naturalmente -repito- “para el resto de esa basura mediática que pretende tapar el Sol con comiquitas…”

El sesgo que tú le des a la información lleva derechito al conflicto a quien la reciba, sí no está consciente; si un bando monopoliza la información la vaina se jode porque parar la tendencia al sesgo depende de un nivel de conciencia superior, lo cual no se compra en la botica sino que es fruto de procesos éticos y morales, entre otros.

Ahora bien, lo de que el tema aludido genera conflicto viene al caso porque el asunto pone a decidir estar de acuerdo o en desacuerdo con lo planteado a menos que se sea el típico descerebrado que, como una esponja, chupa todo lo que dicen, sin la debida reflexión del pensamiento.

Lo que ahora os digo, dilecto lector, no tiene que ser admitido sin reflexión por nadie, y ni siquiera que lo dijera quienquiera; no que no y menos dicho telemétricamente; toda persona sensata es tal porque procesa cualquier información -inclusive científica- con cierto recelo puesto que en este mundo en que vivimos es demostrable que nada es definitivo y para siempre, todo saber, todo lo que uno conoce caduca a cada cierto tiempo y es sustituido por nuevas consideraciones.

Las renovadas tecnologías, entre muchos otros factores de orden diverso, político, social, económico y etcétera, precipitan de manera vertiginosa la caducidad, y con mayor razón los fundamentos informativos se hacen frágiles, pero uno de los más funestos elementos que gravitan al respecto son la liviandad con que muchos asumen el hecho de opinar.

Ir al fondo de las cosas requiere de gran esfuerzo además de una fundada ética para interpretarla y hacerse heraldo de las mismas, considerando que la información no debería tener que ver en extremo sólo con la verdad real sino también con la ética pero hay de por medio cuánta vanidad, la que torpedea el asunto, y así tú ves a los pontificadores de pacotilla ensuciando la cabeza y hasta el corazón de muchos incautos.

Os pongo un ejemplo simple pero no sin antes advertiros que a mi modo de ver hay dos tipos de oposicionistas a la revolución bolivariana, unos los que medran en la MUD y son digamos que auténticos; y otros a los que denomino oposicionistas gratuitos (porque se supone que la MUD no les paga y quienes para más señas se hacen llamar chavistas); a la sazón veamos lo del ejemplo simple: hay una que otra mujer la que insulta a Maduro en nombre de Chávez, ella dice así, ¡Maduro, te exijo que tal y que se yo y que el pato y que la guacharaca! Y se larga a describir un rosario de necesidades tal como si todo el mundo no supiera lo que está sucediendo. Y pienso que dicha mujer tiene cistitis y para colmo mea fuera del tiesto porque no es a Maduro a quien ella debería apuntar sus tiritos sino a los verdaderos responsables como Lorent Mendoza, Alias Chú, Cramos Allup Pérez (CAP) y etc.

Otro ejemplito bien bueno es el de algunos descerebrados que acusan a Maduro de socialdemócrata y de fracasado y mil estupideces más, y lo hacen ique* defendiendo a Chávez, se largan con tremendas tesis políticas, son puro P y N Q C, sus preocupapeos sólo son expresiones de vanidad y nada más.

Pero, ¿qué van a saber esos burros y esas burras las causas de fondo de lo que está pasando, y mucho menos, por la cortedad de cerebro, pueden saber cuántos esfuerzos hacen Maduro y su gabinete para mitigar en lo posible la arremetida del fascismo imperial con la bestial guerra económica y de peor índole, contra el pueblo venezolano?

Somos los verdaderos trabajadores de manos callosas quienes remamos a toda mecha para apuntalar una salida exitosa a la crisis, así que los habladores y escribidores de bolserías están bien equivocados si creen que Maduro anda de brazos cruzados, no señor, Maduro ha podido hacer lo que ha estado a su alcance, nadie con un poquito de sindéresis debería atacar a Maduro sino ponerse a trabajar en vez de hablar bolserías.

Claro que hay una crisis y ninguno de nosotros lo niega ni lo desestima pero sabemos que los culpables son quienes están detrás del petróleo de la faja del Orinoco, el imperialismo; también sabemos que Maduro es la persona a la que menos le interesa esa crisis y en consecuencia quien más lucha a brazo partido por derrotarla, es un crimen acusar a Maduro de lo que está pasando pues lo que ocurre es una secuencia de las mismas causas que mataron al Comandante Chávez, se trata de un plan por etapas y con Chávez o sin Chávez todo lo que ocurre está planificado de antemano.

¿Por qué los sabihondos no cogieron un fusil y entromparon a exponer su propio pellejo contra la meritocracia cuartarepublicana, por qué, si el que tiene buena voz no manda a cantar a otro?

Ah, pero se desmoñan elucubrando bolserías, diseñando lo que otros deban hacer, no ellos, ellos bien a resguardo de los sacrificios que debe hacerse para plantar un proyecto revolucionario.

Asumamos que hay demasiadas fallas, que no siempre atinamos en lo que hacemos, pero no tenemos enfrente una mandarina ni una papa, lo que tenemos al frente es un enemigo poderoso y bestial, y lamentablemente entre nosotros mismos a unos cuantos bolsiclones y algunas bolsiclonas de cafetíncito, patiquines y patiquinas de tecla, hombres y mujeres de anime, que en vez de ayudar estorban, pero esa realidad vamos a pasarla por un trapiche y cuando hayamos logrado matarle los piojos en sus mugrosos carapachos, habrá que decirles “coge jabón pa´que laves”, ¡cabeceñema!

El 6-D va a haber una explosión de chavismo que va a dejar a más de uno bizco, pero ya el día 7 habrá que apretar la marcha hasta hacer irreversible el socialismo bolivariano y chavista, a saber, que ningún enfermo se muera a las puertas de un hospital porque no tuvo dinero para pagar su curación, eso es socialismo; a contrapelo, en el capitalismo sucede lo contrario.

No basta desentrañar la realidad para saberla sino que además debemos conocer hacia donde se mueve dicha realidad, el socialismo chavista y bolivariano es una ideología en desarrollo y que cabalga sobre un caballo cerrero, y procuramos precisamente estar atentos a cada movimiento, a nosotros no nos embelesa un final feliz de ahora para ahorita pero estamos dispuestos a dejar el pellejo en cada paso para que el pueblo sea feliz alguna vez definitivamente.

Es bien bueno eso que Galeano solía decir, que las utopías sirven para caminar, los bolivarianos queremos alcanzar la luna pero no para recrearnos en sus destellos sino para ponerla al alcance del pueblo trabajador que todo lo necesita y que todo lo merece porque ya basta de esclavitud, más de quinientos años de coloniaje, fuera´e cacho, hoy estamos decididos a ser libres para siempre, gracias a Chávez que cuajó esta revolución en marcha.

Todavía no existe a gran escala un nivel de consciencia superior pero la habrá, estoy seguro, y no me supongas presuntuoso al respecto, si quieres una muestra, rebobínate hasta el 12 de Abril de 2002, y eso no se borra como pompa de jabón, ese sustrato está ahí más que latente activo, ¿activo? Sí, ¡activo! ¿recuerdas la convocatoria del PSUV para escoger candidatos a diputados?

¡Coge ese trompo en la´uña, sólo un matemático estúpido cuenta hasta 22!

Otan:

Iques* revolucionarios, por dizque [sapos rabudos].






Esta nota ha sido leída aproximadamente 987 veces.



Guillermo Guzmán


Visite el perfil de Guillermo Guzmán para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a215902.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO