Entonces qué?? ¿Vamos a entregar la patria por un rollo de papel toilet…?

Está en Juego la vida de Venezuela, mejor dicho en nuestras manos está el futuro de la patria, no en un rollo de papel toilet.

Se acerca el 4 de octubre fecha memorable del discurso mayor del comandante eterno, del discurso donde cerrando la campaña entregó el máximo aliento para la salud de la patria.

La oligarquía obligó al comandante al máximo sacrificio, lo obligó a inmolarse y el comandante sabiéndolo se sacrificó, se inmoló, pero jamás se entregó, jamás nos entregó.

El 4 de octubre de 20012 el comandante eterno, con todas sus dolencias nos habló bajo la lluvia que minaba sus pocas fuerzas, la oligarquía lo empujó al máximo sacrificio y él no lo pensó dos veces y cual cristo del siglo XXI se lanzó al frente a llamar al pueblo a seguir el camino que comenzó hace quinientos años y que recomenzó formalmente el 4 de febrero de 1992.

Nos toca a nosotros hoy entregar la patria y burlarnos del sacrificio del comandante Chávez o salir bajo el chaparrón que nos están haciendo pasar los oligarcas del empresariado y sus redes y decirles que no volverán, que la patria no se cambia por un rollo de papel o por un paquete de harina de maíz.

Valemos más que eso, la patria no se entrega por un rollo de papel, ni por nada; los dolores físicos que tenía el comandante aquel 4 de octubre eran insoportables, discúlpenme los religiosos, pero los dolores del cristo que se inmoló por la humanidad fueron insoportables.

¿Cuáles son nuestros dolores? ¿Qué hay que hacer una cola? ¿Que no se consigue lo que necesitamos?

La oposición, en su campaña brutal en contra del proceso que les quitó sus privilegios, nos están ahorcando en una estrategia de ocasionarnos la mayor amargura posible, y bajaron la producción de todo lo que pueden, dejaron de importar todo lo que pueden, desviaron los recursos aprobados todo lo que pueden.

La estrategia les está funcionando y el descontento es grande. Resulta que la campaña de la oposición es tan exitosa que se escucha con mucha frecuencia: "si el estado tiene todo los recursos porque no se consigue…" resulta que según esta campaña de bajar la producción y lanzar vía redes sociales los mensajes respectivos a la escases, el estado debería estar en capacidad, y así lo creen ya no solo los opositores sino que en nuestros compatriotas se escucha un pensamiento similar, de producir todo lo que nos falta.

Fábricas de peinetas, de palillos, de champú, de jabón, de repuestos de las diferentes marcas de vehículos, de cauchos, de baterías, de vasos plásticos o de vidrio, de café, de azúcar, de harina de maíz, de trigo, de spaguetti, de carnicerías, de polleras, de papel toilet, de…de lo que sea.

¿Cuál es nuestro sacrificio comparado con la vida que nos entregó Hugo Chávez?; ¿Cuál es la propuesta opositora si ellos ganan? Que el propio 7 de diciembre Habrá de todo.

¿Vamos a caer en esa pendejada? ¿Ya se nos olvidó que en el 2002 nos hicieron lo mismo?; bien triste seria que los confundidos cayeran en la trampa de darle el voto a los que les niegan la comida.

Bien triste seria que la estrategia de ahorcarnos a punta de necesidades y hacernos arrechar les funcionara y los premiáramos dándoles el poder que quieren para ponernos a comer la misma mierda que comíamos obligados en los años 70-80-90.

Bien triste seria que nos laváramos el culo con la inmolación del comandante Chávez, porque nos pusieron a hacer cola para conseguir un rollo de papel toilet.

No podemos volver al país privatizado, no podemos volver al país de los mendoza, machado y Zuloaga (minusculas a propósito), no podemos volver al país de fedecamaras y su aliado la ctv.

¿Qué hacemos? ¿Cambiamos la patria por el papel toilet que nos ofrecen como premio?

La oposición arreciará su campaña de desabastecimiento. Estados Unidos arreciara su estrategia de bajar los precios de petróleo, la mediática arreciara su campaña burlesca sobre el sufrimiento que ocasionan las colas…

Está en nosotros estar por encima de todo esto y sobrevivir a la guerra económica, está en nosotros sacrificarnos por el bien de la patria.

Si no somos capaces de soportar esta guerra económica que nos trae privaciones y malestares menos estaremos en capacidad de soportar una guerra armada como la que soportó la patria en el siglo XIX para sacudirnos del yugo español.

Nuestra batalla es ahora, nuestra batalla es diferente, pero es una batalla genuina y no podemos optar entre vencer o morir, necesario es vencer; lo que está en juego es la patria ¿vamos a dejar que se pierda en nuestra manos?

Todos a reafirmar la mayoría en la Asamblea Nacional, Todos a decirles que la patria no se vende, que la patria o se rinde, que se metan su papel toilet por donde les quepa.

Que tenemos patria y que seguiremos teniendo patria y que reafirmando la mayoría en la Asamblea Nacional iremos a por ellos y si los empresarios se oponen lucharemos contra ellos y haremos que nos obedezcan…

Empresa que no produzca debe ser nacionalizada, sin temores pero para que eso sea cierto el estado debe tener la fuerza del pueblo y esa fuerza, en democracia, se expresa en el voto.

Si queremos salir de esta crisis, está en nuestras manos, la historia nos enseñó, esto que pasa aquí paso en Chile entre 1972 y 73, esa arrechera que lograron en el pueblo opositor le abrió el camino a la más amarga dictadura que ha sufrido nación alguna.

La historia chilena no debe repetirse en la patria de Bolívar, en nuestras manos está que la inmolación del comandante Chávez no haya sido en vano.


 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1778 veces.



Oscar Jiménez


Visite el perfil de Oscar Jiménez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: