Sexta feria del libro de Caracas

El público lector de Caracas, la ciudad capital de Venezuela, que es el mismo público lector de la comarca nacional, por la convergencia de regiones humanas, espirituales, culturales que conforman la metrópolis; por la mixtura de visiones del hecho cultural diverso, plural, multiétnico, popular; por la manera de entenderlos en la palabra, en la lectura, en el libro, el canto, la música, la fotografía, la pintura, el teatro, las artes escénicas; por la disposición permanente para el encuentro y el reencuentro de valores sustanciales de la venezolanidad más allá de la imagen, más allá del ruido, más allá de las memorias; por cuanto atañe al ser del llanero, del andino, del zuliano, del larense, del falconiano, del central, del costeño, del insular, del oriental, del guayanés, del deltano, del amazonense, del ribereño dentro del reflejo de sus nostalgias y las honduras de sus vivencias más íntimas; por todo ello, sabe que se escribe en este país, se hacen libros en este país y se vive en este país, para consagrar la página en blanco de la esperanza nuestra de cada día.

Anualmente se convocan el Festival Mundial de Poesía, desde la Fundación La Casa de Bello; la Feria Internacional del Libro, desde la Fundación Centro Nacional del Libro; y la Feria del Libro de Caracas, desde la Fundación para Cultura y el Arte de la Alcaldía de Caracas, Fundarte, y nuestra gente acude masivamente a los espacios del Parque Los Caobos y otros parques, al Teatro Teresa Carreño y a la Plaza de Los Museos-Museo de Ciencias-Unearte, para deleitarse oyendo poesía, conciertos, charlas, conferencias, entrevistas para radio y tv, anécdotas y chistes, entre otras cosas; comprando libros, revistas, música, películas y artesanías, con gran alborozo.

Emociona ver a los jóvenes y a los niños con un enorme interés por toda esa fiesta de la cultura, superando cada vez el récord de asistencia, que ha pasado de doscientos mil en promedio, al millón de visitas. También destaca el apoyo que le brindó en su momento nuestro Comandante Eterno Hugo Chávez, cuando asistía a estas ferias con su peculiar estilo de lector contumaz, y la infaltable presencia del Presidente Nicolás Maduro, quien la recorre sin mezquindad de tiempo ni parafernalias de Estado, dialogando, preguntando cosas, mostrando textos, proponiendo ediciones y lecturas, como corresponde a un Jefe de Estado que tiene la misión de contribuir a preservar la venezolanidad y la identidad de la patria, desde la entraña misma de nuestra cultura. Quien niegue esto por una parcialidad política, es un egoísta. Las ferias son de todos los venezolanos y para todos los venezolanos, y las puertas han estado abiertas siempre para todos, sin importar el credo político ni religioso. Hemos formado parte de ello en diversos momentos.

La Sexta Feria del Libro de Caracas es la fiesta de Caracas. Diez días de actividades destinadas a recrear a los niños, a propiciar el diálogo, la paz, la fraternidad, la solidaridad y el amor entre semejantes, sólo puede comprenderse como una acción revolucionaria. Un gran equipo logístico cubre cada detalle de esta feria. El alcalde Jorge Rodríguez y el poeta Freddy Ñañez como presidente ejecutivo de Fundarte, encabezan la tarea programática y la inclusión del mayor número de poetas, narradores, ensayistas, historiadores, cultores populares, artistas y agrupaciones de diversas tendencias y regiones, para traer el país de la comarca hasta Caracas. Todos los estados del país están representados ahí. Centenares de personas viajan desde los más apartados rincones, por aire, por tierra o por mar para presentarse, para propiciar el encuentro en la diversidad. El cuidado de la logística ha sido esta vez impecable. Un ejemplo a seguir para otras instituciones, dentro de la sana y necesaria autocrítica. Diversas generaciones de creadores de la palabra asistimos para oír y para oírnos, para leer el país y para leernos, para dialogar y para escuchar, para pensar al país y para contribuir a levantarlo.

Danzas y parrandas, diablos y dioses, locos y cuerdos, abstemios y bohemios, en fin, todos hemos estado ahí para vivirlo. Desde el 23 de julio y hasta el 02 de agosto de 2015 el Gobierno de la Región Capital y la Alcaldía de Caracas, invitan y esperan en el Parque Los Caobos y Plaza de Los Museos al país entero. Hay muchas curiosidades. Una para mi, muy grande, fue conseguir publicado un libro de relatos de El Cazador Novato, Rafael Martínez Arteaga —viejo declamador llanero que recuerdo desde mi infancia por sus ocurrencias escatológicas genuinas, como por ejemplo aquella de “El Candidato soy yo”—, titulado El llano era de nosotros, editado en 2014 por la Fundación Editorial El Perro y La Rana.

Más de ciento sesenta editoriales ofrecen sus productos en este magno evento, a pesar de la crisis del papel y demás materiales de edición, y los altos costos de impresión. Con justicia nos quejamos de que nuestras revistas literarias están mermadas, casi no aparecen y fueron las grandes ausentes de la Feria. Imagen y Revista Nacional de Cultura, por ejemplo, pero en igual medida A plena voz y Arte de Leer o cualquier otra son necesarias para dar cuenta de cuanto hemos alcanzado en estos últimos años forjando lectores y sensibilizando a un pueblo que estaba condenado a repetirse en la ignorancia, el analfabetismo y el oscurantismo, generación tras generación. Por virtud de cuanto se ha logrado hasta ahora en este esfuerzo mancomunado, solicitamos con urgencia al Ministro de la Cultura y al Presidente Maduro un programa nacional intensivo de rescate de nuestras revistas culturales, así como la creación de nuevas revistas destinadas a llenar los espacios de nuestros hogares con el saber, con el diseño, con la pintura, con el dibujo, con la promoción de nuestros cultures regionales y demás cosas. Es una necesidad impostergable. Por ahora, valgan los éxitos de esta Sexta Feria del Libro de Caracas como una muestra de cuánto se puede lograr cuando se trabaja con inteligencia, con dedicación, con esmero, con respeto y con absoluta entrega, como lo hace el equipo de Fundarte, con el poeta Freddy Ñañez al frente de ese batallón. Mis felicitaciones para ustedes, gracias en nombre de todos los pueblos de Venezuela y de Caracas.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1561 veces.



José Pérez

Profesor Universitario. Investigador, poeta y narrador. Licenciado en Letras. Doctor en Filología Hispánica. Columnista de opinión y articulista de prensa desde 1983. Autor de los libros Cosmovisión del somari, Pájaro de mar por tiera, Como ojo de pez, En canto de Guanipa, Páginas de abordo, Fombona rugido de tigre, entre otros. Galardonado en 14 certámenes literarios.

 elpoetajotape@gmail.com

Visite el perfil de José Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a211602.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO