Memorias de un escuálido en decadencia

Golpe

¡A correr piojo, que llegó un peine! Parece que los chavistas nos van a volver a joder. Estamos a punto de perder otra guerra por culpa de nuestra mediocridad, y ya Estados Unidos no nos quiere como antes, porque está arrecho con nosotros por todos los dólares que nos han enviado, no solo a la Mud, también a unas cuantas ONG, y lo peor es que con ese realero no hemos hecho el trabajo. Se nos ven las costuras por todas partes. El gobierno gringo sanciona a los funcionarios chavistas y nosotros calladitos, no decimos un carajo. Descubren un montón de alimentos acaparados, y nosotros calladitos, esa vaina no nos importa. Agarran millones de litros de gasolina en contrabando rumbo a Colombia, y nosotros con la boca abierta y el pensamiento cerrado. Está claro que todo el mundo sabe que nosotros estamos metidos en esta vaina, porque queremos salir de Maduro, pero por lo visto ya Maduro está enterado porque está hablando de un golpe económico, y aquí, entre nos, lo dará Estados Unidos, porque nosotros no tenemos fuerzas sino para arrodillarnos ante Obama cuando nos lo pida.

Estos chavistas son una vaina seria. De todo se enteran. Y lo peor es que no pierden tiempo para recordar cosas. Tienen una memoria del carajo. El 1 de febrero celebraron que arrancó el aumento del 15% sobre el salario mínimo. El 2 celebraron los 16 años del juramento de Chávez sobre la moribunda. El 3 conmemoraron el nacimiento de Ezequiel Zamora, y Maduro se fue al estado Miranda a dar un discurso y a denunciar el golpe económico que le tenemos montado con el acaparamiento, la operación morrocoy, el contrabando, y otro montón de vainas, y, cuando Embajada Radonski lo vio por televisión, se asustó y dijo: “Carajo, este hombre visita más a Miranda que yo”. Y el 4 recordaron otra vez a Chávez y el por ahora, y el mismo día vino el Secretario General de Unasur, Ernesto Samper Pizano, a defenderlos de Estados Unidos, porque ya el acoso es tan evidente, que da como pena la vaina. Y fíjense cómo los chavistas recuerdan, celebran y conmemoran, y nosotros no tenemos un carajo que celebrar ni nada que conmemorar, por el contrario, pura pérdida, puro fracaso. Y aquí estamos a la calladita, esperando que Estados Unidos nos resuelva de una vez este peo, para ver si volvemos al poder.
El papá de Margot llegó arrechísimo y pasó directo al cuarto y le metió un coñazo a la puerta tan duro que se vino abajo el afiche de Embajada, y el hombre abrió la puerta otra vez para ver qué había pasado, y cuando vio a Embajada en el suelo dijo: “Ahí es donde tiene que estar ese carajo”, y le volvió a meter otro carajazo a la puerta y abajo se escuchó un gritó: “Sácamelo, desgraciado”.

- Cucurrucu, paloma.- me canta Margot



Esta nota ha sido leída aproximadamente 7603 veces.



Roberto Malaver

Periodista y escritor. Niega ser humorista, a pesar de algunas evidencias que indican lo contrario. Co-moderador del popular programa "Los Robertos", al cual insisten en llamar "Como Ustedes Pueden Ver". Co-editor del suplemento comico-politico "El Especulador Precóz". "Co-algo" de muchos otros proyectos porque le gusta jugar en equipo.

 robertomalaver@gmail.com      @robertomalaver

Visite el perfil de Roberto Malaver para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Roberto Malaver

Roberto Malaver

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Actualidad


Revise artículos similares en la sección:
Oposición



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a202322.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO