Nos vamos con la satisfacción del deber cumplido

Por Toby Valderrama y Antonio Aponte


Estepa 2014 fue un año difícil para nosotros en la Escuela “El Arado y el Mar”. Decir lo que creímos nuestro deber nos costó aislamiento, incomprensiones, ingratitudes. No fue un año propicio para la crítica, se impuso la ceguera de la adulación. La batalla ideológica fue dura, nos enfrentamos a la estulticia y a la deformación, todo el poder de la mediocracia se confabuló contra la disidencia; sin embargo, nos vamos con la satisfacción del deber cumplido.

Agradecemos a quienes nos criticaron con argumentos, con altura, ellos nos ayudaron a ejercer el criterio, a buscar la verdad. Agradecemos a quienes nos criticaron con saña, estamos seguros de que hicieron lo mejor que podían. Agradecemos a quienes nos ignoraron, su silencio para nosotros fue elocuente. Agradecemos a quienes nos calumniaron, a los que pronosticaron saltos de talanqueras, militancias en "la cia" y “quintacolumnismo”. Agradecemos a quienes nos asimilaron a los grandes de la Revolución universal, nos unieron al nombre de Trotsky, del MIR chileno, de Fabricio, de aquellos que han enfrentado al reformismo en defensa de la Revolución, fue para nosotros un honor. Gracias a todos ellos, nos hicieron más firmes en las convicciones que profesamos hace más de medio siglo.

El año próximo será sin dudas un año estelar, vienen tiempos de definiciones. Las principales fuerzas en pugna se perfilan con claridad, se disputan la dirección del proceso capitalista, son reflejo de la geopolítica mundial, se diferencian en la forma de administrarlo, a final, cualquiera que emerja triunfante se sustentará en la represión de los excluidos, el capitalismo no tiene otra opción.

Unos proponen capitalismo avergonzado, una socialdemocracia rentista que busca afectos con la repartición de una renta que no alcanza para satisfacer las demandas de una masa clientelar con expectativas de consumo creciente, apartada de todo esfuerzo, y una burguesía que se forma en un abrir y cerrar del ojo de la corrupción, están condenados a perecer.

Otros capitalistas, más duros y más directos, proponen una sinceración del capitalismo, reprimir a los humildes, condenarlos a guetos, a la destrucción de unos contra otros, consumirse en lo pequeño. Buscan establecer un periodo dictatorial que aplaste hasta la raíz el recuerdo del Comandante Chávez, luego instaurar una democracia burguesa que en realidad es la dictadura del capitalismo maquillada.

Las dos tienen como destino la miseria.

Nosotros militamos con los que creen, junto al Comandante, que es el Socialismo la única salida que tiene la humanidad, la Patria de Bolívar, la única solución verdadera a los problemas de los individuos, de los humildes, de los descendientes de esta generación sufrida y engañada. Todo nuestro esfuerzo en el año próximo, el de las grandes definiciones, será puesto al servicio del Socialismo, de colocarlo en la disputa por la conducción de la sociedad.

Volveremos en enero a la hermosa tarea de contribuir a concretar el sueño de Chávez… Pero nos mantendremos alertas por si las circunstancias reclaman "el concurso de nuestros modestos esfuerzos".

www.elaradoyelmar.blogspot.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5164 veces.



Toby Valderrama


Visite el perfil de Toby Valderrama para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: