Independencia y Soberanía Nacional vs. Contrabando

La condición básica de la preservación de la Revolución y de la transición de Venezuela hacia el socialismo es la defensa, la conservación, la expansión, la profundización y la consolidación del “bien más preciado”, frase de nuestro Libertador, que “…hemos reconquistado los venezolanos y venezolanas después de 200 años de batalla, la independencia nacional”, como dijera el Comandante Chávez en julio del 2012 en un acto de campaña en Barquisimeto; y, en relación con esto, la conquista de la irreversibilidad de la soberanía del país.

¿Qué significan esas preclaras frases de Bolívar y Chávez? En mi opinión, que lo antes mencionado constituye el objetivo principal del nuevo ciclo de la Revolución Bolivariana anunciada por el Comandante Supremo. Es decir, la Independencia no ha terminado y la forjamos en nuestra lucha diaria y permanente con vistas a sentar las bases del no retorno de nuestro proceso, que supone, entre otras cosas, “preservar la soberanía sobre nuestros recursos petroleros en particular, y naturales en general, manejar soberanamente el ingreso nacional, lograr la soberanía alimentaria, afianzar la identidad nacional y nuestroamericana y el fortalecimiento del poder defensivo nacional”, como dijera Chávez.

La guerra sin tregua anunciada por nuestro Presidente Nicolás Maduro al contrabando de extracción el pasado 11 de agosto, identificada como "Plan de Choque Contra el Contrabando" es, sin dudas, una necesidad impostergable y una materialización concreta en el avance hacia la verdadera Independencia, Soberanía y Paz en nuestra Venezuela.

El contrabando es quizás el principal fundamento de la guerra económica que la oposición interna, en contubernio con el imperialismo y la derecha internacional, ha desatado contra el pueblo venezolano desde el triunfo del proyecto bolivariano y chavista; y que se ha acrecentado en fecha más reciente después de la partida física de nuestro líder histórico.
Las mafias de contrabandistas sacan hacia Colombia y otros países del Caribe hasta un 40 % de los productos básicos que se producen en Venezuela o son importados desde terceras naciones, según cifras oficiales. Por eso la batalla contra ese flagelo, que daña la vida económica de Venezuela y de otros países y sólo beneficia a los parásitos que saquean nuestros pueblos, tiene que enfrentarse con firmeza, conciencia, voluntad, paciencia, desde las causas que lo originan y hacen posible que exista, hasta los entramados que se mueven en su entorno y que incluyen múltiples aristas. La guerra contra el contrabando, para ser verdadera, como nos ha convocado el Presidente Maduro, como nos enseñó Chávez, tiene que ser radical, que significa, ir a la raíz. Todo lo que contribuya a fortalecer y hacer avanzar la revolución es radical.

Múltiples acciones se han desplegado en estos días, todas encaminadas a avanzar en el importante propósito de acabar con el contrabando, entre ellas se destacan: la instalación del Centro Binacional de Comando y Control contra el Contrabando, acordado entre Venezuela y Colombia; el cierre nocturno de más de 2.200 kilómetros de la frontera con Colombia; el refuerzo de la franja fronteriza con 17. 000 soldados y 12.000 agentes policiales; la prohibición de la exportación de productos de la cesta básica; la instalación del “sistema biométrico” o máquinas capta huellas dactilares en comercios públicos y privados para controlar la venta individual de productos y evitar su desvío hacia el contrabando; a la vez que el Poder Judicial, comprometido en la lucha diaria contra el contrabando y otros delitos económicos, ha dictado hasta este fin de semana pasado, 624 medidas privativas de libertad, todas relacionadas con causas penales por contrabando de extracción, boicot, especulación, acaparamiento, usura genérica y alteración de calidad, cantidad, peso o medida de bienes y servicios.

En la primera trinchera de esta lucha sin cuartel a favor de la tranquilidad, estabilidad y felicidad de las y los venezolanos, se encuentra nuestra Fuerza Armada Nacional Bolivariana, a la cual nuestro pueblo consciente y organizado brinda todo su apoyo.
Esta batalla en la cual estamos abocados es dura, difícil, frontal, es una revolución verdadera, un combate comprometido; por lo que los enemigos de nuestro pueblo recurren a todo para impedir el triunfo en este empeño crucial.

Ayer, en nuestra amada Barinas, fue sepultado el querido Comandante Raúl Bracho, ascendido post-mortem, insigne integrante de nuestro Ejército Bolivariano, zuliano de origen que cumplió labores en nuestra tierra; quien entregó su vida en la noche del viernes en tareas de lucha contra el contrabando en La Guajira, estado Zulia, en la frontera noroeste. A sus padres, a su esposa, a sus pequeños hijos, a sus amigos y compañeros de armas, lleguen nuestras condolencias, nuestra solidaridad y la decisión de profundizar el compromiso con la causa por la que ofrendó su vida… ¡su ejemplo es y será permanente en esta batalla!

Barinesas y barineses, nuestro estado es uno de los que debe estar en primera línea en este combate por la Independencia y Soberanía Nacional de la Patria. Llamo a todas y a todos, sin distingo de credo o ideología política, a sumarnos a este combate contra el contrabando y la guerra económica. Los productos que no encontramos en los anaqueles, se los lleva el contrabando de extracción a la frontera, desangrando al país y generando escasez y desabastecimiento. El bachaqueo, que genera las largas colas, entre otras causas, lo vamos a enfrentar sin titubear.

En esta próxima semana instalaremos en nuestro estado la Sala Situacional, que ya ha venido conformándose. También vamos a acelerar la instalación del sistema biométrico, que, como lo ha dicho el Presidente Nicolás Maduro, no tiene el objetivo de racionar sino de generar mecanismos eficientes para derrotar el contrabando, el acaparamiento y la especulación, como lo demuestra la experiencia de quienes ya están registrados en el PDVAL de Ciudad Tavacare. En fin de cuenta compatriotas, vamos con todo hacia el despliegue que demanda la lucha por nuestro pueblo que en este momento es amenazado por perversos intereses dedicados al contrabando de extracción y demás flagelos de la guerra económica.

Para nadie es un secreto, y lo venimos advirtiendo desde hace tiempo, que Barinas es hoy objetivo principal en la guerra que la derecha endógena y sus aliados internacionales mantienen contra Venezuela. En ese sentido, se enmarca también la reciente captura en nuestro territorio del hacker Leonel Sánchez Camero, por los delitos de instigación al odio, conspiración, ultraje y acceso indebido; donde se pudo comprobar la participación de redes internacionales de espionaje y terrorismo cibernético en la conspiración.

Conscientes de ese reto, que a la vez constituye compromiso con nuestro pueblo y con el legado del Comandante Eterno, unamos nuestros esfuerzos y acciones, fortalezcamos la unión cívico-militar, baluarte inquebrantable de la Revolución Bolivariana, para avanzar, de manera firme y sin dilaciones, a la derrota definitiva el contrabando y la guerra económica que nos pretenden imponer.

¡Vamos barinesas y barineses, unidos, al combate contra el contrabando!

¡Defendamos el derecho a la paz, la vida y la felicidad de nuestro pueblo!

¡Chávez vive, la Patria sigue !!

¡Venceremos !!


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3524 veces.



Adán Chávez Frías


Visite el perfil de Adán Chávez Frías para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Adán Chávez Frías

Adán Chávez Frías

Más artículos de este autor