Maduro y Diosdado hicieron muy bien con demostrarle a todos el cómo los pilares de la Revolución son sus valores

Con anuencia de Maduro, Diosdado se expuso, en todos los sentidos, para demostrar con trascendente éxito que marcará los próximos momentos de la política venezolana, al salvarle la vida al manganzón Leopoldo López.

No va a faltar -de entre quienes se dicen de nosotros- el típico hablador de bolsería que se tire al ruedo y haga comparsa con los enemigos declarados pero eso nos resbala.

Puede haber pasado desapercibido para muchos pero a mi modo de ver es evidente que se ha puesto de manifiesto algo que es ultra cristalino, que el Poderío del Estado en sus cinco estamentos es independiente uno de otro y aunque se conjuguen en armonía de principios establecidos taxativamente en la Constitución Bolivariana, cada quien a lo suyo.

Mas, hay un Jefe del Estado y eso significa que la independencia de los poderes no es para que cada uno ande a la machimberga (machimberra) sino en concordancia con la jefatura.

Bien entendido eso de la independencia de poderes es como que el mango no crece a la sombra del jabillo ni el jabillo a la sombra del mango pero el mango donde deba estar y el jabillo igual, crecen fecundos y se robustecen conformando un conjunto.

Y agregaría, un conjunto de sombras que nos protegen de la inclemencia del Sol, en determinados momentos. El Estado es como un paraguas que nos protege a todos pero para eso debe existir la separación de los pilares y he ahí que el enemigo pretendió poner de soslayo un peine al Presidente cuando le propuso que soltara al manganzón de marras, como si eso fuese posible, pero se puso a prueba precisamente lo que el enemigo niega.

Dios [dado] que es misericordioso tal vez evitó que la coima matara a ese muchacho que es más loco que una cabra y desencadenara un rio de sangre con mierda; su propia coima iba a matarlo -¡pobre locoldo!- .

Falta hacer un desagravio al monumento a José Martí, por todo lo alto, y difundir sus valores entre los niños de Venezuela, aprovechemos para que todos sepan quien fue y es José Martí. Aprovechemos para enriquecer con los valores Martianos los valores de la Revolución Bolivariana.

A cada metida de pata de la oligarquía apátrida respondamos con una profundización de nuestra revolución; y, de una vez, de la contraofensiva pasar a la ofensiva.

Yo, en lugar de Maduro decretaría una “Misión Internacionalista José Martí” que se dedique al tema de la integración y la paz de los pueblos, en especial con los pueblos del Caribe.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1869 veces.



Guillermo Guzmán


Visite el perfil de Guillermo Guzmán para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a182459.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO