Aventis

Bosé y Colón, veto a estos agentes

Reforzar las tendencias ideológicas en cada comunidad implica consolidar los mecanismos de acción de un proyecto político que se viene ejecutando desde el año 1992 para beneficiar las clases desposeídas, solo resta afirmar los criterios económicos con lo político para avanzar en un solo sentido direccional e involucrar al pueblo venezolano en una sola esfera espiritual que nos lleve a una identificación con nuestra cultura y absorber los valores éticos que vienen dañándose a través del tiempo. Las propuestas han sido muy claras y el rechazo al presidente Hugo Chávez Frías ha sido muy escaso. Esto, lo demuestra de una manera clara las estadísticas.

El socialismo en Venezuela ya no constituye un mito. Es una manera de asumir criterios, teniendo en cuenta el conocimiento global y formar banderas para un liderazgo cuya característica fundamental potencia la libertad humana y humaniza las fuentes de información, cuya ganancia adicional es la recompensa que recibe el pueblo por el ingenio aplicado en algunas fuentes de producción. Lo que implica que es necesario progresar y ser potencialmente creativo para lograr los beneficios que el Estado otorga al pueblo. Ahora bien, para lograr todas estas fluctuaciones del pensamiento ligado a una economía productiva se necesita mucha disciplina para evitar el fraude de los pícaros y el costo de cada transacción, hay que obviar algunas alcabalas para avizorar la competencia, teniendo presente que algunos operarios y empresarios deben actuar de manera honesta y no empobrecer al pueblo escondiendo o acaparando alimentos.

Las estrategias opositoras han fallado, la posición de Leopoldo López en activar las antiguas guarimbas refleja el desborde por capturar el poder de Primero Justicia y crear crisis desde lo social hasta el perfil económico, sin duda, el camino trazado constituye un error, porque nadie erosionara el oficialismo, donde el pueblo le da un absoluto respaldo desde el presidente hasta los líderes de cada comunidad.

El gobierno bolivariano de Venezuela entra a una nueva etapa de su ciclo presidencial y debe velar por el pueblo y el respeto a la nación, como ejemplo extranjería, no debe permitir que cantantes extranjeros que hablaron mal del presidente bolivariano entren al país por la puerta grande, al igual que Juanes y Willie Colón. Es el momento de desplegar en este sentido una política clara por parte del Ministerio de Relaciones Exteriores, quien debe negarles el visado a estos agentes de la inquisición. El pueblo venezolano los veta.

Necesitamos diseñar un nuevo país, levantar estrategias para el trabajo mancomunado y reconocer las conductas del gobierno en su fuero interno y fuera del país, tenemos que ser pragmáticos para avanzar como una verdadera fuerza democrática y socialista para el bienestar de los pobres, actuar para la defensa y posicionamiento de las comunidades, evitando de esta manera que personeros extranjeros hablen mal del país

emvesua@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1595 veces.



Emiro Vera Suarez


Visite el perfil de Emiro Vera Suárez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Emiro Vera Suárez

Emiro Vera Suárez

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a157775.htmlCd0NV CAC = Y co = US