Hay que recordarle a la MUD: están negociando con la burocracia, no con el pueblo

Algunos voceros de la MUD recientemente han declarado que el pueblo de Venezuela pronto “recibirá buenas noticias”. Esto lo dicen con relación a los encuentros que vienen realizando desde ese sector de la oposición con el gobierno nacional y principalmente con el vicepresidente y canciller de la Republica Nicolás Maduro.

Bastante se viene especulando sobre dichos encuentros, como grande es la preocupación que al respecto se ha generado en la gente. No es para menos. Pues los términos amnistía, indulto o perdón suenan como piedras que arrastra el río y surcan el entorno de las reuniones Gobierno-MUD. Al parecer se esta acordando algunas prerrogativas para muchos de los presos y “exiliados” involucrados tanto en los hechos de abril de 2002, en el paro y sabotaje petrolero e incluso a gente involucrada en el asesinato de Danilo Anderson.

A quienes hacemos vida en la base social de nuestro proceso no nos sorprendería para nada que tales acuerdos llegasen a fraguarse y consolidarse, pues el carácter negociador de este gobierno ha quedado mas que evidenciado en numerosas ocasiones. Nada más por traer a colación un ejemplo podemos señalar el de Didalco Bolívar. Quien llego a ser considerado traidor, ladrón, salta talanquera, tránsfuga, etc. etc. y de un momento a otro regreso al país y hasta abrazado con el presidente Chávez termino.

También recientemente hemos leído como José Vicente Rangel es reiterativo en que necesitamos una oposición seria y responsable. No me voy a detener en responder a esto, porque al fin y al cabo José Vicente “tendrá sus razones” para decir algo que yo considero que ni sentido tiene, además que seria tema de otro articulo. Pero como sabemos el acercamiento del famoso periodista con el gobierno y especialmente con el mismísimo presidente, me parece que ese tipo de declaraciones empalma con la marcada determinación de quienes son dirección oficial en negociar y apostar por los encuentros amistosos con el sector privado y sus representantes que figuran en la oposición, es decir: de esos acuerdos debemos estar preparados para cualquier resultado.

Desde la MUD ya esbozan alegrías ante lo que se les antoja como un triunfo, pues bien sabido es que una de sus banderas siempre ha sido sacar de las cárceles a muchos de sus correligionarios presos por múltiples delitos vinculados a los hechos que ya mencione con anterioridad e igual traer desde el exterior a muchos que se fueron huyendo y que has estado deambulando por diferentes países de Suramérica, Centroamérica y hasta en Europa. Solo que hay un pequeño detalle que se les olvida a los voceros y políticos de la oposición: los acuerdos y negocios no son con el pueblo.

Nicolás Maduro no es ni mínimamente representante del pueblo Venezolano, y para que nos digamos las cosas bien claras, el mismo Hugo Chávez también estaría dando la espalda a la gente que lo ratificó el 7-O de concretarse la libertad y beneficio para los asesinos de nuestros hermanos de clase.

El pueblo no olvida y no perdona. Nuestros muertos son precisamente eso: nuestros muertos. Y no vamos a cesar en nuestro propósito emancipador y revolucionario. Los militantes revolucionarios sabemos perfectamente que a medida que nos organicemos y nos movilicemos generaremos cambios, que son esos mismos a los que ustedes temen: tanto los capitalistas como los burócratas. Y créanme, que en esas movilizaciones, en cada persona que esta dispuesta a luchar, esta presente la imagen y el recuerdo de algún compañero asesinado, y eso no nos da temor, al contrario, nos anima, nos empuja, y ya llegará el momento de las verdaderas definiciones. Nosotros no negociamos, la revolución no negocia. La memoria de nuestros obreros, campesinos, indígenas, amas de casa, de nuestros camaradas asesinados históricamente es inmarcesible y jamás la mancillaremos indultando a quienes tienen las manos llenas de sangre. De la sangre de nuestra gente.

Señores de la MUD: una cosa es el gobierno y otra muy distinta es el proceso revolucionario. Y sabemos perfectamente que ustedes caracterizan que aquí la revolución es pura paja. Más no se si es cuestión de amnesia o es que muy claro no lo tienen, pero aquí se los voy a decir: los que son pura paja son los burócratas, porque la revolución la hacen los pueblos, y el nuestro es un pueblo revolucionario. De eso no tengan un ápice de duda, y fundamentalmente no lo olviden, PORQUE LA ULTIMA PALABRA AUN NO ESTA DICHA.

Este último mensaje es tanto para ustedes como para la montaña de burócratas estafadores que tenemos en esta vaina.





Gustavo Martínez Rubio


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2216 veces.



Gustavo Martínez Rubio


Visite el perfil de Gustavo Martínez Rubio para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a155056.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO