El Cóndor aún vuela en Colombia

Como investigadora de la Operación Cóndor, desde hace mucho tiempo quisiera explicar algo si ustedes me permiten.. Bajo la Doctrina de Seguridad Nacional de Estados Unidos en el contexto de la Guerra Fría, América Latina fue sembrada de dictaduras, especialmente en el Cono Sur en los años 70, porque las dictaduras centroamericanas llevaban años entronizadas por las mismas necesidades de Washington.. El plan de aniquilación que se llevó a cabo, para luego poder implantar el modelo de los años 90, trazado en el Consenso de Washington, tuvo como dramática consecuencia la desaparición forzada de miles de personas, asesinatos y torturas. En Centroamérica la saga de la muerte llevaba años, como también ha sucedido en Colombia, Guatemala fue el primer país donde se produjeron desapariciones masivas en 1960, cuando fue secuestrado y desaparecido un primer grupo de personas.

Cuando se investigó muchos años después, las consecuencias de los años del horror, que comenzó con la invasión estadunidense de 1954 contra ese país, fue de 90 mil desdaparecidos y más de cien mil asesinados. Y si recorremos toda América Latina podemos hablar del genocidio que produjo la implantación de la Teoría de Seguridad Nacional, en el esquema de la Guerra Fría.

Estados Unidos nos debe todas esas muertes. Pero es muy necesario que separemos la paja del trigo.
Dentro de esa decisión de aniquilamiento-como se llamó sin eufemismo en Argentina- y en el marco de la nueva siembra de dictaduras se trazaron varias operaciones contrainsurgentes, entre ella la famosa Operación Cóndor, dentro de la cuál hay varias que se entrecruzan, como Colombo y otras.

Pero esta Operación tenía una finalidad específica y era similar a la Operación Fénix que Estados Undios (la CIA) impuso en Asia en los años 60.Se trataba de buscar, espiar, seguir, detener, secuestrar ( incluso militares y policías de un país se trasladaban a otro donde estaba la víctima para interrogarlo "in situ", es decir torturarlo in situ), también para trasladar-o matar en el lugar- a los que las dictaduras consideraban como enemigos políticos. Por eso no se puede llamar Cóndor a todo lo sucedido. .

Y por eso existen los juicios contra las dictaduras militares y los juicios específicamente de Cóndor, porque cada dictadura hacía lo suyo por su cuenta, pero hay crímenes de lesa humanidad cometidos en el marco de la Operación Cóndor, que en Argentina- donde existe el juicio más avanzado sobre estos casos- se determinó que se trataba de una asociación ilícita de las dictaduras para matar, desaparecer, torturar etc. etc. Casos paradigmáticos en los traslados de equipos de asesinos, son los de Michael Townley de la CIA y la DINA de Chile, junto con el militar chileno de la DINA Armando Fernández Lario, que entraron a Washington amparados por la CIA, con documentnos falsos entregados por Alfredo Stroessner de Paraguay y allí fueron ayudados por el "equipo estrella" de la misma CIA que fueron los terroristas cubano ameircanos de Miami, quienes pusieron e hicieron detonar la bomba que mató al ex ministro de Salvador Allende, el economista Orlando Letelier en Washington, en septiembre de 1976.

Al utilizar estos personajes la CIA trataba de quedar "fuera" del asunto, que no se la vinculara, aunque era la matriz de esas operaciones ilegales de contrainsurgencia. Lo mismo sucedió como un antecedente básico de lo que fue Cóndor a partir de fines de 1975 y ya abiertamente desde los años 76, donde el Cóndor voló a su antojo con la llegada de la dictadura Argentina.

En realidad este plan fue trazado por la CIA y llevado adelante en primer período por el dictador Augusto Pinochet y había empezado con el asesinato del general René Schneider en Santiago, Carlos Prats y su esposa Sofía( Argentina 1974) el atentado contra el político chileno Bernardo Leighton y su esposa Anita en Roma (1975), que los dejó con graves secuelas, aunque fallaron en su intención de matarlo y donde también estuvieron involucrados los cubanos de Miami-se repiten en los juicios hasta los mismos nombres -y los fascistas italianos.Hubo otros crímenes que se cometieron en Europa . Una operación perversa como pocas fue la Colombo en 1975, donde Pinochet ante la demanda de la ONU por varias desapariciones, se complotó con la Triple A de Argentina, los mismos cubanos de Miami, sectores de seguridad también de Argentina y Brasil, y varios medios de comunicación- que nunca han pagado por esta complicidad- para que aparecieran unos cadáveres en Buenos Aires, con los documentos de algunos de los chilenos desaparecidos que se reclamaban. Por supuesto que ahora ya se encontraron en excavaciones en Chile los cuerpos de algunos que se suponían habían muerto en Buenos Aires. Lo que no se sabe hasta ahora es de quienes fueron esos cadáveres horriblemente multilados que aparecieron en Argenitna.Son 119 chilenos desaparecidos que entraron dentro de este siniestro plan.

Luego fue el secuestro y asesinato de líderes como el general Juan José Torres de Bolivia, los legisladores Zelmar Michelini y Héctor Gutiérrez Ruiz, de Uruguay y tantos otros asesinados en Argentina, y de la misma manera la entrega de prisioneros de un país a otro, en el que intervinieron todos, y también los asesinatos en conjunto. En 1976, el ex presidente Goerge Bush, en el tiempo en que fue jefe de la CIA entre 1976 y 1977, ordenó que los grupos terroristas cubanos de Miami se unieran en lo que se llamó el Comando de Organizaciones Revolucionarias(eran contrarevolucionarias en realidad) unificado(CORU) dirigido por Orlando Bosch. Sus primeros actos fueron el aseisnato de Letelier y la voladura del avión de Cubana de aviación en Barbados en septiembre y octubre de 1976, respectivamente, a sólo tres meses de creado el CORU.

Los archivos descubiertos en Paraguay el 22 de diciembre de 1992 permitieron encontrar una serie de documentos sobre la Operación Cóndor y con ello iniciar los juicios y exigir a Estados Unidos la desclasificación de algunos documentos que entregan con grandes tachaduras, pero en algunos casos sirven para entrecruzar con datos existentes. Por eso jurídicamente y desde el punto de vista de la búsqueda de la verdad no se puede llamar Cóndor a cualquier hecho, porque eso es muy específico especialmente para juzgar a los culpables en uno y otro caso.

En Colombia se puede hablar del reinado del paramilitarismo desde los años 48, aquellos que bajo el nombre de "pájaros" han segado miles de vida. Colombia cooperó con los militares de Cóndor, como también en otras operaciones regionales.

Lo que existe allí es un reino de la muerte y la tortura, con un lamentable silencio de América Latina en su conjunto, por lo cuál la región pagará un precio muy alto.Estados Unidos mediante el Plan Colombia y otros similares, ha conformado allí una serie de bases estratégicas para extender el proyecto de dominación a toda la región. En todo caso puede hablarse de Cóndor, en el secuestro y traslado de Rodrigo Granda, desde Venezuela a Colombia, aunque ahora tienen otro nombre estos traslados.

América Latina también se paralizó frente al traslado de los jefes guerrilleros Simón Trinidad y Sonia a Estados Unidos. Se ha entregado a estas figuras a un país que ha legalizado la desaparición forzada de personas, como sucede en los centros de detención o campos de concentración de Guantánamo . en Abu Graib y otras cárceles y también utiliza el secuestro y traslado ilegal de prisioneros de unos países a otros para torturarlos mejor. Estados Unidos ha legalizado la tortura, como surge de los documentos secretos que se van conociendo, como también lo ha hecho Israel. Estados Unidos mantiene cárceles clandestinas y su gobierno puede ser enjuiciado por delitos de lesa humanidad, que son por otra parte imprescriptibles. Pero no es Cóndor todo. Bush, Henry Kissinger, antes Ronald Reagan y sus equipos, así como Vernon Walters, Otto Reich, John Negroponte y otra larga lista son pasibles de juicios por delitos de lesa humanidad.

Cuando Kisinger "apuraba" a terminar con el proyecto de eliminación de los "enemigos" en Argentina, es decir de los miltantes de izquierda o del peronismo revolucionario aquí, eso era parte de la Seguridad Nacional. Su papel en Cóndor es otro y muy explícito. Entonces vale para que se pueda juzgar todo en su justa medida y para que se paguen los crímenes en su diversidad y alcance y por eso es necesario que seamos muy serios en la información sobre estos temas. Harry Schlaudeman definió muy bien lo que era operación Cóndor y Kissinger lo sabía con precisión y por eso se intentó interrogarlo no hace mucho tiempo en París: La Operación Cóndor era "una red de cooperación organizada entre las policías secretas de Argentina ,Brasil ,Chile ,Uruguay , Paraguay y Bolivia " y que ella constituía " una sofisticada y secreta estructura militar supranacional para la represión y la eliminación ( física) de disidentes políticos y militantes de izquierda "

Tanto como la Operación Fénix, Colombo, Calypso, etc. son parte del entramado de contrainsurgencia y ahora esto está incluido en lo que llaman Guerra de Baja Intensidad, reciclamiento de la misma, tal como se llamó bajo el esquema de la Doctrina de Seguridad nacional y que ya está en marcha con la militarización continental y la guerra preventiva que nos abarca a todos.

En Colombia, el país donde existe la más alta cifra de muertes en el siglo XX y lo que va del XXI, gobierna una virtual dictadura de seguridad nacional, con un ejército de la seguridad nacional y mercenarios paramilitares, responsables de horrendos crímenes que ahora el presidente Alvaro Uribe legaliza. Entonces las denuncias sobre lo que es cada cosa deben ser muy claras, porque no es Cóndor la matranza y las desapariciones en Colombia, si lo es los secuestros en otros países y el traslado ilegal de prisioneros a las tumbas de desaparecidos de Estados Unidos.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1978 veces.



Stella Calloni


Visite el perfil de Stella Calloni para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a15191.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO