Nuevo periodo de Chávez, transición automática

6 Años más con el chavismo no podrá seguir con la suspensión de ir hacia la transición socialista ante la reproducción social concreta que proviene de los hechos construidos desde el 2006, evidente en la escena revolucionaria para que esta no caiga en el desprestigio y poder hablar de una transformación histórica para Venezuela y la región.

Con Chávez en el poder por otro periodo la opción que entrega desarrollo social, derechos humanos, autonomía económica, conocimiento ideológico con dignidad al pueblo, está garantizada hasta encaminarnos a la transición con una militancia revolucionaria atrevida, convencida que la libertad y los derechos civiles consolidaran la unión de la región y eso es irremediable y encomiable para la superación revolucionaria que pocas veces ha sobrepasado la primera etapa del proceso.

Yo no diría que es un salto la transición, es una salida al encierro en sí mismo en el que está el proceso necesitado de una transición económica con el sector bancario y comercial áreas de predominio capitalista, zonas de desastre para el socialismo en donde este se corrompe y languidece.

El discurso político debe enfocar la transición para enseñar al mundo que hay suficiente creatividad en Venezuela para la idea socialista. Solución a la situación de impase en la que está la economía interna, además, acercara el discurso político chavista a la ideología socialista con posiciones éticas capaz de mejorar el rechazo a la inercia represora y siniestra del sectarismo, conformismo, prepotencia, de nuestros funcionarios como del capitalismo, hay que reformar el mito moderno de la revolución que nunca alcanza la transición por permitir que las estupideces internas ganen cuerpo.

Nuevo periodo chavista, es necesario pasar a llamarlo socialista y que la posición bolivariana tenga más identidad social, a pesar que la historia nos enseña que un segundo bautizo depende exclusivamente del pueblo, sin embargo, poco ayuda sustituir el nombre socialismo por otro menos preciso que en nada ayuda a visualizar un sistema revolucionario que perciba claramente la alianza entre el gobierno y el desarrollo humano y revolucionario, es decir, un proceso que modifique soberanamente las necesidades del Estado y su vida política mejorándola, actualizándola, para que el pueblo sea quien controle el poder, es una armonía que vale la pena perseguir y que será el fruto de una reforma radical en la innovación revolucionaria.

Esta revolución está necesitada de transición para políticamente empatar con la vocación socialista de ese 50% del pueblo, no cambiar de rumbo en este nuevo periodo puede tener su contrapartida con la oposición y con la propia critica permitiendo que el proceso sea considerado como un fracaso local y regional ahora que el ALBA, UNASUR, PETRO CARIBE, caminan hacia la deformación lenta de formas establecidas producto de la crisis del capitalismo. No ir a la transición al socialismo seria seguir con el desperdicio de las nuevas energías revolucionarias.

No ir a la transición en este nuevo periodo podría interpretarse también como que la masa ya no ocupa suficiente espacio para una República Bolivariana y socialista, será cementerio de la soberanía y ataúdes de las libertades y la libertad es una necesaria condición para la soberanía del país que permite separar los sistemas.

Apoyar a Argentina, Bolivia, Cuba, requiere que el ALBA adquiera protagonismo internacional en las esferas controladas por la diplomacia de las 7 naciones más desarrolladas que exigirán que la ONU, OEA, soliciten la solución del asunto de las Malvinas y la salida al mar para Bolivia, antes de reconocer al ALBA.

Chávez toco temas sensibles en la última cumbre del ALBA como el de las Malvinas, uno de los últimos bastiones que el colonialismo europeo sostiene por estos lados de América del Sur, no solo es una base logística antes de acceder a la Antártida, junto a las islas Malvinas la Antártida representan agua, petróleo y farmacia para las trasnacionales farmacéuticas y petroleras; genomas y especies que viven a temperaturas muy bajas todavía inexploradas capaces de revolucionar la ciencia biológica está dentro de las proyecciones capitalistas desde las Malvinas.

La soberanía permite enfrentar otra bestial ofensiva desestabilizadora como la que empieza a tomar cuerpo desde Colombia, con alias “Daniel” desertor de las FARC quien dijo al diario “El Colombiano” de Medellín, que “Timochenko” dirige la guerrilla desde Venezuela, en el Zulia específicamente, al norte del rio Oro, al occidente de una población llamada el cruce de Venezuela y al sur del rio Lora.

¿Por qué Chávez importa tanto a EEUU y Europa? Porque la obediencia es importante para el imperialismo y porque el protagonismo que tiene en América del Sur son un grave problema para los proyectos del capital, y este es el asunto principal con esta segunda reelección, el miedo que la región se una asusta mucho, más si el ALBA, UNASUR, alcanzan el protagonismo suficiente para equilibrar la política de la OEA.

Raúl Crespo.
rcpuma061@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2238 veces.



Raúl Crespo


Visite el perfil de Raul Crespo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: