Reflexiones del 26 S (III)

Siempre he estado insistiendo en la importancia y pertinencia de la ideologización, pero parece que hablamos de algo inconveniente o nadie nos oye o nos lee en el partido. Es cierto que tenemos una escuela de cuadros, que no sale de Caracas, nuestros ideólogos son ideólogos de oficina y televisión, el pueblo chavista no tiene escuela en su sitio donde vive, donde trabaja, donde lidera, y sí la tiene, la experiencia indica que no es eficiente.

Mientras tanto una parte importante de la población venezolana, sigue con los pies juntos a toda la sesgada información de la oposición inclusive defienden lo indefendible, es mas por ahí andan muy contentos celebrando que ahora tienen unos cuantos diputados, -insensatos- celebran que ponen en peligro el futuro de sus hijos, seguramente creen que los receptores de sus votos, les pagaran ese voto con creces, -otra ves insensatos- la oposición ni siquiera tiene la intensión de pagarles, aun cuando pudieran pagar. Aparte que, ellos no pueden pagar, primero porque no son mayoría para aprobar nada en la asamblea bueno o malo, seguramente malo. Segundo, porque como diputados, ellos no pueden dar nada material, ellos no van construir, no van a repartir bienes, esa no es su función, la función que ellos tendrán que hacer en la asamblea nacional esta definitivamente y definitoriamente descrita en la constitución nacional en los art 186 al 192.

La oposición, sólo tiene un propósito: Sacar a Hugo Chávez, el poder y destruir la revolución, tampoco lo podrán hacer, no tiene mayoría para eso, ni siquiera pueden romper el quórum. Así es que, los que votaron por la MUD, como mercenarios que son, no podrán cobrar jamás. Tal vez podrán recibir algo, cuando nos invadan los gringos, -si es que pueden- pero lo que recibirán será una dosis mortal, porque el imperio no discrimina, y no podrá hacerlo porque no sabrán quienes son los que vendieron a Venezuela.

Pidamos, entonces una explicación a los que no fueron a votar. Preguntémosle ¿por qué querían hacer el desgraciadamente celebre voto castigo? ¿Por qué se hicieron eco de la especie, que algún chismoso propaló maliciosamente, que un líder devenido ahora en candidato, es delincuente, o no tiene carisma?

Comencemos desde ya por incrementar el adoctrinamiento y la enseñanza acerca del funcionamiento del estado desde la A hasta la Z a todos nuestros militantes, en extensión al pueblo, pero desde ya. Porque de esa manera todos los venezolanos chavistas y no chavistas, tendrán bien fijado en su mente cual es el camino hacia el socialismo, y en consecuencia entenderán que su participación, es definitivamente el principal factor de triunfo en todas las elecciones futuras.

Tenemos que trabajar bien duro y muy efectivamente de ahora en adelante para la próxima campaña electoral. Para ello tenemos como fuente de motivación dos factores importantes que nos ha dado la experiencia de las pasadas elecciones del 26 S. Los cuales son: en primer instancia la mayoritaria afluencia de votantes a las urnas electorales o sea la derrota de la abstención, aunque es importante decirlo aquí; la afluencia de los votantes opositores fue alta. El otro aspecto, es que la votación de los chavistas, sigue estando en la población tradicionalmente excluida en una importante cantidad. Esa población que tiene sus esperanzas puestas en el socialismo, que ha aceptado el socialismo y que sigue con convicción la revolución bolivariana con su líder Hugo Chávez al frente.

Pero estamos bien seguros, que muchos de nuestros camaradas se quedaron en sus casas, y no tuvieron ninguna motivación para asistir a votar, y las razones para esa actitud están en la evidente ineptitud de muchos funcionarios de la revolución elegidos y designados, quienes no han trabajado y actuado a la altura del líder y el pueblo.

En consecuencia a estos dos aspectos debemos concluir que desde estos momentos la acción de gobierno fuerte y significativa debe estar dirigida a favorecer a la clase pobre en forma y manera casi exclusiva, porque la frustración ha hecho morada en parte de nuestro pueblo y, es esa población desilusionada la que no ha ido a votar, o peor, ha votado en contra de la revolución.

¡APLIQUEMOS EN PROFUNDIDAD LAS TRES ERRES!

¡CORRIJAMOS ESTAMOS A TIEMPO!

¡PATRIA SOCIALISTA O MUERTE! ¡VENCEREMOS!

wiliancastillop@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1541 veces.



William Castillo Pérez


Visite el perfil de William Castillo Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



William Castillo Pérez

William Castillo Pérez

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N Y ab = '0' /actualidad/a109221.htmlCd0NV CAC = Y co = US