Opinión i Política

Breves apuntes revolucionarios

I

En un interesante artículo de Lenín Tremont Franco sobre lo que realmente es un preso político, puede verse, a mi juicio no lo dice él, que pese a se le haya levantado el delito de conspiración, el Dr. Oswaldo Álvarez Paz debería ser juzgado siempre, por los otros delitos como son el inducir a delinquir i falsas acusaciones públicas. Fui juzgado una vez por la interpretación de la palabra “inescrupulosos” en el prólogo de uno de mis libros. Inescrupuloso es lo contrario de escrupuloso, que causa escrúpulo, equivalente además, a cuidadoso, meticuloso, celosos de hacer las cosas bien o exactamente, i los agraviados no lo habían sido con los libros i documentos de una institución; empero, el juez agregó, que no yo acusaba de que no tenían escrúpulos morales i que eso era difamación e injuria. Estuve detenido en la Cárcel Publica de Maracaibo.

 Ahora, instigar a delinquir (que también es conspirar contra la seguridad del Estado) i publicar falsedades contra su país (difundidas alegremente en el exterior por la complicidad mediática), estimo debe ser más grave. Sin embargo parece que los delitos no son los que señale la lei, sino lo que el juez crea adjudicable a cada persona; si es de clase privilegiada (como delinque frecuentemente Baltasar Porras el adeco con sotana), no es delito; si es un hombre común del pueblo, si lo es i cobra gravedad. Por eso la distinción que Lenín Tremont hace, es mui cierta. No son otra cosa que presos contraevolucionarios (Los que añoran la IV república, sus desigualdades e injusticias i quieren retroceder a un pasado), porque los verdaderamente políticos, no delinquen, sino que se les persigue por sus ideas. I en su lista de presos políticos de verdad, se olvido de un “adeco bueno” como lo fue el Dr. Jesús Ángel Paz Galarraga.

II

 Esta lenidad, esa impunidad programada, ese blandengue Poder Judicial, recuerda el caso de unos gerentes o ingenieros de PDVSA que, antes de los acontecimientos que sabotearon a la empresa petrolera por orden del Imperialismo Norteamericano, habían delinquido en la Refinería de El Palito, causando graves daños i paralización por días, a esa refinería. Tuvieron total impunidad. Creo que no se le hizo juicio alguno, i fue una clarinada de apoyo para los contrarrevolucionarios que conspiraba para el Golpe de Estado. Ahora estamos repitiendo los mismos errores.

III

 Con el caso o problema de la muerte del Libertador Simón Bolívar, lo que constituye una novedad alarmante porque hemos engañado alevosamente (puesto que en los archivos históricos de Venezuela i Colombia desaparecieron cuadernos de Bitácora de un barco secreto o pirata que secuestró i desapareció al Libertador de seis naciones, que no murió en San Pedro Alejandrino), engañado, repito,  al pueblo de Venezuela i América, a los mandatarios i personalidades de todo el mundo, que llevamos al Panteón Nacional a honrar el sepulcro del Libertador i a todos los biógrafos e historiadores que se hayan ocupado de la grandeza de Bolívar) puesto que allí no están las cenizas de Simón Bolívar. Sin embargo, ningún historiador, ningún intelectual, ningún venezolano que le duela esta afrenta a sus creencias en la gesta libertadora i en la patria, ha dicho o escrito una sola palabra, excepto el programa DANDO Y DANDO, donde parece que el escándalo histórico, moral i ético, fue avalado, especialmente por un conocido periodista de experiencia, aunque analfabeto en historia patria pues apoyaba al entrevistado, cuando se mostró una copia en cartulina cerrada, sin conocer en absoluto que dice, la Bitácora del barco pirata norteamericano que secuestró i desapareció a Simón Bolívar, que estaba sanísimo (refuta el envenenamiento i la tuberculosis fulminante o súbita que no he visto jamás en los libros) i lo que venía a hacer en Santa Marta, era a preparar una invasión a Venezuela por Maracaibo. Esperemos opiniones.

IV

 I aunque no estoi de acuerdo, me he enterado de fuente cierta, que se está programando la revisión de los restos mortales de Bolívar, para el estudio del ADN, cuando lo que se debe investigar son los pormenores de la denuncia por el documento de Bitácora, ya que las falsificaciones en los Estados Unidos i en Europa, son extremadamente frecuentes en muchos casos famosos. Recordemos que el célebre Manto de Turín, es una falsificación del siglo XIII, probado por la prueba del Carbono 14, aunque la iglesia actualmente está promoviendo el turismo con la renovación de la mentira.

 Falsificaciones en arte son muchísimas. Recordemos también al holandés Han van Meegeren. Que falsifico genialmente el estilo de Van Vermeer. Iniciándose con el descubrimiento de grandes obras falsificadas en la colección que hizo deshonestamente el General Herman Goering, lugarteniente de Hitler. I la comprobación absoluta no se hizo, sino que fue el mismo falsificador quien se descubrió, diciendo que había vendido, no reproducciones, sino cuadros nuevos al estilo Vermeer, a muchos museos del mundo, autenticados supuestamente por grandes expertos en los museos. Era tan genial que compraba cuadros antiguos de escaso valor, pero para tomar las telas, i hasta buscaba polvo antiguo en viejos desvanes, para envejecer los cuadros, porque esos mínimos detalles se analizan. En un libro que manejo hace años, pues fui fundados de la Cátedra de Historia del Arte de la Facultad de Humanidades, Escuela de Letras en L.U.Z., titulado 3000 años de fraudes en el comercio de antigüedades  donde podemos ver que no existe ninguna clase de antigüedad que no se haya falsificado, aparte de los billetes de banco, uso común del hampa. ¿Quién puede dudar de que estemos destruyendo (no lo creo) o manchando la verdad histórica con un solo documento falsificado? Además no lo hemos leído. ¿Habrá más cómplices?

 También en los Estados Unidos, cuando se examinó en detalle una de las más valiosas colecciones de pintura, la Colección particular de la familia Chrysler, se consiguió creo que más del 50% eran falsas. Por ejemplo, se encontraron tantas obras del paisajista francés Corot, que superaban en número todas las obras hechas por este artista durante toda su vida. Ahora, con esta guerra a muerte que tiene el Imperio contra los países demócratas i soberanos de América latina, ¿Les va a importar un pito, falsificar un libro de Bitácora e inventar una historia de piratas, en venganza porque Bolívar capturó dos naves norteamericanas que traían armamento a las tropas españolas? Todo para echarnos a pelear i querer desestabilizar en todos los terrenos de la vida ciudadana.

V

 I para bajar la tensión o presión de estas ideas combativas, como persona que ha vivido pendiente de todas las cosas de su patria, incluyendo el deporte (sobre todo el béisbol, ciclismo i natación que fueron mis favoritos) i he escrito bastante sobre ello, deseo puntualizar algo que me dicta la lógica. Siempre he considerado que el más brillante o notable pelotero venezolano después de Luis Aparicio (soi su amigo, sí como de su padre Luis i su tío Ernesto), el más brillante, repito, es Omar Vizquel. De eso no hai duda, a pesar de tantos jugadores extraordinarios que han llegado a las Grandes Ligas i, actualmente, es indudable también que alcanzara sus marcas (records) i las superará i debe llegar al Hall de la Fama, como lo merece también David Concepción. Pero con una advertencia. Luis Aparicio hijo, estuvo solamente 18 años en las grandes ligas, siempre en la misma posición de campo corto; Omar, que también la ha exigido, tiene 21 años i creo que todavía puede quedarle más tiempo. Entonces, a los 18 años ambos, la marca de Luis sigue siendo superior. De todos modos, estemos orgullosos por igual de ambos personajes del béisbol. En todos los terrenos de la vida humana, “la gloria está en ser grande y ser útil” dijo Bolívar el desaparecido.

robertojjm@hotmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1569 veces.



Roberto Jiménez Maggiolo


Visite el perfil de Roberto Jiménez Maggiolo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a100289.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO