Tiran la piedra y esconden la mano…

"Las sanciones impuestas por EEUU, y replicadas por la UE, frenaron el desarrollo de Venezuela y afectaron los Derechos Humanos de toda la población."

ALENA DOUHAN, Relatora Especial de la ONU

1º de Marzo - "Carajo, camarita… de caraduras están plagadas la derecha y la derecha radical del planeta" escuché decir a Anacleto, a través del hilo telefónico e inmediatamente lo imaginé echando humo, como era su costumbre. "El discurso de odio, de los apologetas del desastre, es más viral a medida que van entendiendo que siguen de fracaso en fracaso y de error en error. Nuestra tarea es y sigue siendo salvar a nuestra PATRIA, a la que debemos sacrificar nuestras almas. A veces parecemos alejados de nuestra libertad, pero nunca lo estaremos. El futuro será nuestro, definitivamente. Más aún cuando vemos que Nico ha empezado a tomar acciones necesarias para hacer respetar nuestra dignidad y soberanía patria. ¿Recuerda camarita que usted escribió sobre la necesidad de medidas recíprocas contra aquellos Estados que no reconocían al gobierno que preside Nico? Recuerdo que usted pedía que se les revocaran las credenciales diplomáticas a los jefes de las misiones de esos países; si reconocían a Nico como presidente, entonces el gobierno los reconocería; si no, no. Bueno, parece que el agua llegó a su nivel y con ello la reciprocidad, que ellos creían que jamás los tocaría. Estos grandes carajos me recuerdan el refrán que reza: «tiran la piedra y esconden la mano». ¡Como si nadie fuera a darse cuenta! De ahí que Nicolás decidiera aprobar la solicitud que le hiciera la nueva Asamblea Nacional de declarar «persona non grata» a la embajadora de la Unión Europea para Venezuela, Isabel Brilhante Pedroza, y darle 72 horas para abandonar el territorio nacional, en razón de la «persistente política injerencista» del bloque en los asuntos internos del país. Y esa decisión se tomó acorde con la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas, por el irrespeto al derecho internacional y a la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela por parte del mecanismo de integración europea. Bueno, de inmediato el españolete Josep Borrell, jefe del organismo europeo, tomó la misma decisión contra Claudia Salerno, que era la representante de Venezuela frente a la Unión Europea. Lo que no se esperaban era la respuesta que ésta les dio por medio de un trino: «Los presidentes de Venezuela no se eligen ni en Bruselas ni en Estrasburgo en las sesiones del pleno del Parlamento europeo, se eligen en Venezuela. No se eligen en Madrid ni se hace campaña electoral en el Parque El Retiro. Tienen que ir a Venezuela, hacer campaña allí y ganar. La independencia y la soberanía de nuestra Patria no se negocian. Venezuela debe ser respetada». También se llamó a los «jefes de misiones» diplomáticas de Alemania, Francia, Países Bajos y España, por ser los cuatro gobiernos que actuaron con mayor saña y mala intención para fomentar nuevas sanciones, contra Venezuela, y se les cantó de manera muy clara, sobre todo recordándoles que Maduro había sido «generoso» al permitirles que permanecieran en Venezuela luego de que se negaran a reconocerlo como jefe de Estado en 2019. Camarita, no me queda más que aplaudir el valor de Nico al tomar esa decisión, que aunque parezca fácil, no lo es. ¿Entonces?"

Primero que nada tenemos que tener en cuenta que la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas de 1961 fue elaborada por la Comisión de la ONU de Derecho internacional, sobre la base de un proyecto preparado durante más de quince años de trabajo, con el fin de codificar el derecho internacional consuetudinario de los tratados. Si definimos Tratado Internacional, vemos que es un acuerdo celebrado por escrito entre Estados y regido por el Derecho Internacional, ya conste en un instrumento único o en dos o más instrumentos conexos y cualquiera que sea su denominación particular. (Art. 2 primer párrafo de la Convención de Viena). Es decir que el tratado es el documento donde se especifican los detalles del acuerdo entre dos o más naciones. La norma «pacta sunt servanda» implica que la actitud de buena fe ha de prevalecer durante la ejecución de un tratado en vigor. ¿Se da el «pacta sunt servanda» en verdad?

Venezuela no ha hecho más que hacer respetar lo que establece la Convención de Viena sobre las Relaciones Diplomáticas en sus artículos (sic): "2… el establecimiento de relaciones diplomáticas entre Estados «se efectúa por consentimiento mutuo»; 41.1, sin perjuicio de sus privilegios e inmunidades, todas las personas… deberán respetar las leyes y reglamentos del Estado receptor. También están obligadas a NO INMISCUIRSE EN LOS ASUNTOS INTERNOS DE ESE ESTADO; 41.3, los locales de la misión NO DEBEN SER UTILIZADOS DE MANERA INCOMPATIBLE CON LAS FUNCIONES DE LA MISIÓN..., teniendo en cuenta los propósitos y principios de la Carta de las Naciones Unidas relativos a la igualdad soberana de los Estados al mantenimiento de la paz y de la seguridad internacional y al fomento de las relaciones de amistad entre las naciones". Se han presentado suficientes pruebas de violaciones a estos artículos de dicha Convención, sin que sin que éstas cesen.

Venezuela ha presentado suficientes pruebas contra el ahora ex-embajador español Jesús Silva, a quién el Presidente Maduro calificó en rueda de prensa con medios internacionales como un "racista y colonialista", de: haber planificado y colaborado con la salida de Leopoldo López del territorio venezolano, con el visto bueno de su gobierno (El embajador Silva viajó a España a negociar con su Gobierno el viaje de López, regresó y se lo llevó a España"); haber estado en la planificación de la invasión marina de Gedeón; estar involucrado en una cantidad de planes para desestabilizar a Venezuela; permitir actividades terroristas al "niño bomba" López en los locales de la misión diplomática. Allí se planeó el fallido golpe de estado del Distribuidor Altamira. A pesar de lo que él diga en su defensa, nadie puede negar lo que está a la vista. Carajos como ese, se quedaron en la época de los espejitos y las pulseritas de fantasía, con los que engañaron a nuestros aborígenes.

Y pensar que "El Servicio Jurídico del Parlamento alemán" y varios de sus grupos parlamentarios sostienen que es ilícito y prematuro cualquier reconocimiento de un gobierno en Venezuela, que no sea el gobierno del presidente Maduro". Josep Borrell ahora llama al pelanalgas autoproclamado "miembro de la Asamblea Nacional saliente" y no "presidente interino". Afirman que el resultado electoral del 6 de diciembre demuestra que la anterior Asamblea Nacional en desacato (sic) "ha perdido su última institución de poder" y que Juan Guaidó no ha logrado imponerse hasta el momento frente al jefe de Estado Nicolás Maduro. Mientras tanto la oposición sigue dividida en varios pedazos, destacándose: institucionalistas (ahora forman parte de la nueva AN), ultra derecha (forman parte de la banda de ladrones que han saqueado los bienes del país y lo aportado por sus socios extranjeros) y los desencantados (que ya no creen en las promesas del pelanalgas autoproclamado pero adversan a Nico).

Nico ha repudiado las más de 450 sanciones impuestas por EEUU y la UE a Venezuela, por demás ilegales y unilaterales, y les atribuyó la provocación de una crisis humanitaria de manera alevosa y premeditada contra toda la población. Y cuando le tocó intervenir en el segmento de alto nivel de la sesión 46 del Consejo de Seguridad de la ONU dijo (sic): «Enfrentamos una multidimensional agresión económica que ha ignorado los llamados de Naciones Unidas y del pueblo venezolano a detener estas acciones en tiempos de la pandemia». Señaló que Venezuela ha logrado mitigar y controlar la pandemia "gracias a una política social de salud pública, de calidad, a la implementación de metodologías de bioseguridad, y la aplicación de tratamientos científicos complementarios". Asimismo, Nico ratificó que «no aceptará la injerencia o intervención de ningún mecanismo inquisidor contra su país».

Alfred de Zayas, especialista en derecho internacional y experto independiente de la ONU en derechos humanos, aseguró, en una entrevista a la periodista Geraldina Colott, que Alena Douhan, Alta Comisionada de la ONU, puso el dedo en la llaga al condenar el robo de las riquezas de Venezuela y del congelamiento de billones de dólares pertenecientes al Gobierno venezolano, por bancos en los EEUU, el Reino Unido, Portugal. Dijo (sic): «Douhan también menciona el hecho que desde febrero 2020 hay una queja oficial del Gobierno de Venezuela ante la Corte Penal Internacional en La Haya, la cual documenta como las sanciones matan, al existir un nexo directo entre las sanciones y las muertes de venezolanas y venezolanos: niños, adultos, ancianos. Sin duda, las sanciones constituyen un crimen de lesa humanidad como es definido en el artículo 7 del Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional». «No puede haber progreso mientras que los EEUU, Canadá, y muchos países de Europa mantengan sanciones contra el pueblo venezolano. Algún día tendrán que pagar reparación al pueblo Venezolano por el enorme daño material y moral que han causado»

Siempre les recuerdo que las aves vuelan con las de su propio plumaje; las águilas con las águilas y los cuervos con los cuervos. También podemos decir que los lobos andan con los lobos y las ratas andan con las ratas. La oposición está llena de ratas y éstas se reúnen con las ratas de la UE, EEUU y el Cartel de Lima para seguir planificando y actuando contra TODO EL PUEBLO. Pero, ¡qué poco conocen al venezolano! Olvidan que ya sacamos a patadas a un otrora imperio, no sólo de Venezuela, sino de Bolivia, Ecuador, Perú y Colombia, hoy convertida por los narcos Don Varito y Porky en nuestra enemiga acérrima. Eso es lo que España no nos perdona, que los hayamos echados a patadas, así como el que no nos arrodillemos ante la bota extranjera. Lo más triste para la cipaya criolla es que le cuesta entender que ya la revolución los conoce de cabo a rabo. ¿Cómo la engaña de nuevo? Así tiren la piedra y escondan la mano, sabemos reconocerlos desde el otro lado de la acera.

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1123 veces.



Luis Semprún Jurado

Profesional, productor audiovisual, co-productor y co-moderador del programa radial El Ojo de la Ciudad en Maracaibo, estado Zulia

 luissemp2003@gmail.com      @luissemp

Visite el perfil de Luis Semprún Jurado para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: