Coordinación Nacional Autónomo Independiente De Trabajadores ante las elecciones del 21N

Por una política para defender a la nación y el pueblo trabajador

Nosotros, trabajadores (as), militantes sindicalistas, jubilados de orígenes políticos diversos, Agrupados en la Coordinación Nacional Autónomo Independiente De Trabajadores (CAIT) firmantes de esta declaración, quienes estamos por la defensa de la soberanía de la nación, en contra de las agresiones del imperialismo expresadas en asedio, bloqueo y boicot a la economía ,en resistencia frente al retroceso en materia Laboral , que ha tomado el Gobierno de Nicolás Maduro, como única salida a la Crisis económica

Hacemos un llamamiento a la Unidad de todos los sectores disidentes que no acuerdan con las políticas neoliberales impuestas desde Estados Unidos y las cuales son acatadas bajo presión por el Gobierno del presidente Nicolás Maduro.

La política de Biden se aparta de la estrategia de Trump de incitar a un golpe militar e intervención, El giro en su política 2021 ha sido la aplicación de una política gradual de empujar a Maduro para que se adapte a los intereses económicos y políticos de Estados Unidos. El poderoso Departamento de Estado gringo continúa en su empeño de someter a nuestro país y hacerlo volver a su zona vital de influencia geopolítica.

La detención de Alex Saab empresario que se inició como exportador comercial para esquivar las sanciones, se transformó en un lobista de manipulaciones financieras, en un marco de amplias y rentables especulaciones capitalistas, hasta llegar obtener credenciales de funcionario público. Igual función cumplió, desde Andorra la década anterior, un equipo comandado por el entonces Rafael Ramírez ministro en el área petrolera que administro los altos ingresos de la renta petrolera. el arribo al país del fiscal de la Corte Penal Internacional (CPI), el británico Karim Khan, quien decidirá si abre una investigación formal por presuntos abusos de derechos humanos por parte del gobierno de Nicolás Maduro, se trata de mantener la presión sobre el gobierno.

El presidente maduro cede frente a la presión del imperialismo

El presidente Maduro cedió: el viraje emprendido por el gobierno en la búsqueda de un acuerdo con los EE UU, le dan ventajas al Capital transnacional y nuevos grupos económicos nacidos en pleno Proceso de la descomposición de la economía, grupos que van desde Altos funcionarios públicos, hasta las castas Militar y la rancia y parasitaria vieja burguesía, optando por la desregulación y liberalización de una economía sobre la cual el Estado ya no tenía el control. buscan generar confianza en el sector privado, tanto nacional e internacional bajando las tensiones que se mantuvieron en los tiempos de Chávez, las últimas reformas económicas que apuntan a la dolarización parcial de la economía, la transferencia de activos y el empoderamiento de una nueva elite económica.

La política de privatizaciones, encubiertas en la mayoría de los casos como «alianzas estratégicas» con el sector privado, ahora amparadas bajo la Ley Antibloqueo y el proyecto de Ley Orgánica de Zonas Económicas Especiales, que busca instalar en el país una economía de maquilas, además, buscan expandir la experimentación y transferencia de ganancias a una nueva elite económica que pueda dar sustento a la gobernabilidad en el nuevo período pos electoral más allá del petróleo.

En materia de derechos laborales, el gobierno emprendió una política de flexibilización laboral de facto entre 2015 y 2018 permitiendo el despido de miles de trabajadores. Luego, pasó a una política de contención salarial y violación sistemática de las contradicciones colectivas con la aplicación del memorándum 2792, la bonificación de los salarios, la perdida de las prestaciones sociales, en contra posición del marco constitucional de la CRBV, LOTTT.

En un contexto de hiperinflación, tensión social, escasez y migración masiva, liberar el mercado cambiario sirvió como arma de supervivencia, esquivar las sanciones, apoyándose en el uso de las divisas de grupos económicos emergente, y viejos de la burguesía, que, en todos estos años, se han apropiado de la renta petrolera, al mismo tiempo, blanqueo de capitales, corrupción, minería ilegal, El gobierno abrió las puertas a las importaciones con escaso control e incentivó aperturas portuarias opacas, se constituyeron nuevos modelos de negocios para llenar anaqueles con productos importados que solo la población con acceso a divisas extranjeras puede consumir, a través de los bodegones.

El dólar ha venido ocupando espacios en el mercado local para el intercambio y para algunas remuneraciones, mientras que otras monedas, como el euro, el peso colombiano, el real y hasta el bitcoin forman parte del nuevo sistema multimoneda en el que el bolívar cumple un lejano rol referencial, para el menudeo más cotidiano como el transporte local y para los salarios empobrecidos del sector público, y los 6 millones de jubilados y pensionados. Si bien la dolarización parcial de la economía ha logrado detener un poco el ritmo de crecimiento de la inflación, el repunte de una economía gris, pero también la liberalización del mercado cambiario ha incentivado la informalidad e impulsa la desigualdad.

La ruina de la clase trabajadora

En estudio realizado por el Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales de la UCAB, se detalla que ocho de cada 10 trabajadores en el país están en el sector informal, una cifra que se incrementó 74% durante los últimos cinco años, La pérdida de acceso a la seguridad social. Se ha incrementado drásticamente, pasando de 48,5% a 84,5% entre 2015 y 2020, el último lustro se produjo un incremento de la proporción de trabajadores no calificados de 9,7% a 36%; una reducción en la nómina del sector público de 36% a 24%; y una contracción de los trabajadores asalariados del 62% al 46%, a la par del crecimiento de los ocupados por cuenta propia de un 31% al 45%. Los ocupados sin contrato laboral o con simple acuerdo verbal, también aumentaron de un 47% en 2015 a 55% en 2018. En cuanto a las jornadas de trabajo, se rompió la barrera de las 8 horas diarias, estas pueden ir el mínimo desde 12 horas diarias hasta más, con el pretexto que reciben ya su salario en divisas (80. y100$). Aunque, los sueldos en el ámbito privado están muy por encima de los públicos, pero siguen siendo muy deficitarios, en el sector público algunas instituciones bonifican debajo la mesa con dólares a sus empleados, sobre todo a los cargos de más responsabilidad. Esto va creando la división entre la Venezuela que trabaja con remuneración en bolívares y la que recibe dólares, las contrataciones son temporales en las empresas privadas, la barbarie y sobre explotación son el día a día de los trabajadores en Venezuela para sobrevivir.

Ahora bien, hoy los trabajadores nos enfrentamos la destrucción del sistema de relaciones de trabajo, con salarios que a menudo están por debajo de los mínimos de supervivencia, la población venezolana depende en gran medida de los bonos, las bolsas de alimentos y otros programas sociales, además de diversas estrategias que transitan entre la legalidad y la ilegalidad. hoy una gran diferencia pasa por tener o no familiares en el exterior que envíen remesas.

La emigración y con ella la pérdida masiva de población calificada

Las organizaciones sindicales herramientas para la resistencia, y defensas de las reivindicaciones no solamente ven disminuida el tamaño de la población económicamente activa, y su membrecía, sino su capacidad organizativa y su volumen, viendo así reducido su poder como actor del sistema de relaciones de trabajo, y con ello, su capacidad de negociación colectiva, además de la fragmentación, y división, se suma la CSBT que afilia la mayor cantidad de federaciones ha terminado captada por el gobierno, sin ninguna independencia , entregada a las políticas anti laborales aplicada por el gobierno, Aun así, en plena pandemia sectores de trabajadores se movilizan para denunciar, pero sin fuerza de revertir la política del gobierno, o imponer la negociación. lo más seguro, el regreso a las actividades normales surgirá nuevas movilizaciones y luchas de resistencia.

Más allá de los efectos económicos de los cambios que ha ejecutado el gobierno de Maduro, es importante señalar los efectos sociales y políticos. Está claro que, en el mediano plazo, el gobierno ha logrado su cometido: estabilizó un régimen con tendencias autoritarias, intenta erigirse como máxima autoridad de la nación a través de un poder situado más allá de las contingencias políticas. Con escasos contrapesos y cuyo dominio, de momento, no puede ser desafiado. Al mismo tiempo, se ha resquebrajado un sistema de protección social que mal que bien, subsistía desde la era de la democracia representativa. Se ha socavado la red de servicios alternativa que emergió con la Revolución Bolivariana.

Las elecciones del 21 noviembre

Es en este contexto que se acudirá a las elecciones pautadas para el próximo 21 de noviembre. Estas elecciones pretenden ser un firme estrechón de manos entre los sectores en negociación, difícilmente puede aportar cambios políticos, económico de fondo en el corto o el mediano plazo, destinado a ser particularmente intrascendente ante la fatiga política del pueblo trabajador. Es un hecho político en el marco del proceso de negociación con la derecha que transito importantes concesiones y políticas, encuadradas en la apertura emprendida por el gobierno, en la búsqueda de un acuerdo de consenso en un supuesto nuevo modelo económico, abriendo espacios que garantice cierta reactivación económica. Con la expectativa de auge económico se acrecienta en las alturas del gobierno. Los analistas internacionales auguran un escenario de precios altos de los hidrocarburos, al mismo tiempo, busca normalidad institucional, teniendo espacio para maniobrar en las iniciativas que procuren descomprimir la presión sin arriesgar el poder y a cara de las próximas elecciones presidenciales.

El surgimiento de dos o más coaliciones de oposición su fragmentación aumenta la posibilidad de que el gobierno (PSUV) y sus aliados logren una pluralidad en las urnas, con un 20% y el 25%. El chavismo retendrá la mayoría de las gobernaciones y alcaldías frente a un pueblo trabajador indiferente donde la tasa de abstención prevista del 50% en noviembre refleja el repudio generalizado de toda la clase política entre los votantes, la mitad del país culpa al gobierno por los apremiantes problemas económicos de la nación, pero también a la oposición por haber caído en la agenda golpista de cambio de régimen de Washington.

Una plataforma para la lucha, en defensa de la nación y el pueblo trabajador

En esta situación, en que el destino de la nación y de las conquistas obtenidas en el proceso Bolivariano están en juego y amenazadas por una política regresiva impulsada desde el gobierno nacional, uno de los retos mayores que tiene los trabajadores es superar la fragmentada y dispersa en sus agendas de luchas reivindicativas, es encontrar una ruta de unidad y organización en torno a propósitos de un camino en común, que permita que la clase trabajadora se ponga en el centro de la escena, Un solo puño para defendernos de los ataques a nuestras condiciones materiales de vida, un solo puño para defender la soberanía, porque solamente el pueblo trabajador puede ir astas las últimas para defender la nación. Todo ello en la perspectiva que sea la clase trabajadora y el pueblo quienes demos una salida a la crisis que vive el país, razones sobre el llamamiento a Unificar a todos los sectores, y las corrientes nacionalistas, e intelectuales, a encarar al curso políticos regresivo del gobierno

Por la recomposición de los salarios y el respecto a nuestros derechos

Desmontar de inmediato el plan de aplanamiento salarial, derogación el Memorando 2792 aplicado por el Ministerio del Trabajo, por el cabal cumplimiento de la LOTTT y demás leyes protectorias de los trabajadores; por el respecto y cumplimento de las providencias de renganches, por las discusiones de las convenciones colectivas, por el rescate de las prestaciones sociales.

Indexación Salarial a la cadena de Valor del Petro no es igual que pagar los Salarios en Petros, la primera opción es fluctuante y de seguir la manipulación de la economía por factores de poder transnacional, pueden a corto plazo destruir a través de la hiperinflación inducida destruir la indexación, la segunda opción es la más beneficiosa para los trabajadores.

Por Medidas de Emergencia Laboral, Salarización de todos los Bonos (legales, contractuales y de patria)- Salarización de la Cesta Ticket. Ante la dolarización de la gasolina bono de transporte de 1 petro para trabajadores, jubilados, pensionados.

Revisar el salario mínimo que debe corresponderse con el valor de la cesta básica de manera que cubra las necesidades.

Dotación de equipos de Seguridad y Bioseguridad para todos los Trabajadores.

Por Atención médica Integral para todos los Trabajadores del Sector público, Empresas del Estado, Jubilados, Pensionados, Empresas Privadas y Estudiantes.

Contra la judicialización y criminalización de las luchas por derechos laborales, por la libertad de los trabajadores y sindicalistas, luchadores sociales presos. Por la derogación de la ley contra el odio, como instrumento utilizado contra los trabajadores que se movilizan por sus reivindicaciones. Contra los desalojos y Asesinatos de campesinos

Por la defensa de la libertad y autonomía sindical, procesos electorales democráticos en todos los niveles de organización sindical, sin control e injerencia del gobierno a través del CNE, garantía e imparcialidad de registro sindical, respecto al fuero para los dirigentes electos por los trabajadores, Por la reapropiación de las organizaciones sindicales con independencia frente al estado, patronos, partidos.

Por un giro total en la política económica

Por una Reforma fiscal, que permita la creación de un sistema tributario justo y progresivo, con impuestos a los capitalistas y grandes fortunas, con el cual se contaría con la base material para la recuperación económica a través de planes de inversión y de crédito con fines productivos.

Defender e impulsar más el carácter nacional de la industria petrolera, la cual es la base -sin duda lo seguirá siendo por muchos años- de cualquier estrategia de desarrollo económico y construcción de la justicia social en nuestra nación.

Impulsar y estimular la producción Nacional, para generar los rubros necesarios para el bienestar del pueblo.

Aumentar el consumo interno dándole poder de compra a los trabajadores, Pero no es posible producir más ni invertir de manera sostenida si mantenemos los salarios en un nivel tan deplorablemente bajo

Proteger todo el marco jurídico que garantiza el goce de los Derechos y beneficios de los Trabajadores y medio Ambiente en los contratos que regirán las Zonas Económicas Especiales

La lucha por los servicios públicos, mantener las competencias del Estado como proveedor de servicios públicos de calidad.

Revisión y auditorias total del endeudamiento del país y de las deudas externa públicas, el no pago de la deuda para atender las necesidades materiales del país.

Por el fin del secreto comercial sobre las empresas estatales, los trabajadores tenemos el mismo derecho que tienen los funcionarios del estado de conocer el cómo se manejan las propiedades de la nación Por un modelo de control de las empresas estatales institucionalizar la transparencia y la rendición de cuentas, control previo, posterior.

Por Amplia investigación sobre el robo de activos de la nación promovidos por el lacayo del imperialismo Juan Guaidó; auditoria en PDVSA, Corpoelec, Agropatria, Banco Bicentenario, Misión Vivienda, Misión Venezuela Bella, CLAP, alcaldías y gobernaciones. Auditorías a los ministros y familiares que sean accionistas de compañías anónimas, investigar la desviación de los recursos públicos depositados en exterior por ex funcionarios del gobierno.

Por la recuperación del sistema integral de salud para la atención médica para todos los Trabajadores del Sector público, Empresas del Estado, Jubilados, Pensionados, Empresas Privadas y Estudiantes. La recuperación del IVSS para la atención a los trabajadores, el cual fue construido con el aporte de nuestros salarios.

Desde el punto de vista del CAIT, estos puntos de plataforma deberían ser considerados, tanto para buscar un marco en común en la lucha inmediata, dar contenido a candidaturas que mejor representen a los intereses de los trabajadores, al pueblo y sus aspiraciones. Nuestra disposición a presentarlos y discutirlos con todos y todas que quieran dar la pelea para rectificar el rumbo regresivo de la actual política del gobierno nacional, siempre desde la trinchera antiimperialista, sea en el terreno de la lucha de clases, con la movilización de la clase trabajadora y el pueblo.

Por la construcción de un agrupamiento político independiente para defender nuestros intereses como clase en el plano político y también en el plano sindical, el que consideramos crucial para defender a la nación nuestras reivindicaciones, porque para nosotros defender a la patria es defendernos nosotros mismos.

Llamamos al pueblo trabajador a no dar un solo voto el 21 de noviembre a los candidatos de los partidos burgueses y pro-imperialistas y proponemos a los candidatos que se reclaman del pueblo trabajador a posicionarse sobre las propuestas que hacemos en esta Declaración.

Abajo las sanciones y la injerencia del imperialismo, por la defensa de la nación y los derechos laborales.

Suscriben: Raúl Ordóñez, Presidente de la Federación de Sindicatos de Empresas Hidráulicas de Venezuela (Fedesiemhidroven - Luis Valles Secretario General de la Federación Nacional Bolivariana De La Industria De La Construcción (Fenacts), Sergio Castellanos- Rubén Ferrer - Marcos Salom- Joel barrera- Sindicato de Trabajadores del Hospital Coromoto del estado de Zulia, miembro de la Federación Regional de la FBTZ de Zulia- Eduardo torres Sinapstrasuscezu José Quintero)-José Mendoza, abogado laboralista, Alberto Salcedo militante sindical-, Humberto González Secretario de Reclamo de Fedesiemhidroven, Denis Ospina – José Villegas-Egner Humberto Acero-Diego -Antonio Hernández Hidrológica - José Martínez Suntrabmercal Zulia - Yorge Vergara-José Delghans, Sindicato Sinusoefunama- Robinson Nieto secretario laboral sindicato nacional del Saime –José Gregorio Hernández hidrológica –Marco Azuaje exsindicalista- Sofanor José García Jiménez sindicato único de trabajadores de la industria de la construcción del estado Zulia suticez-–Rafael Benites-Levi González-Fernando Camarillo- hidrológicas- -Ramón Camejo Transporte de valores. Carlós Márquez- - José Mendoza-Elcy Peñaloza abogados laboralista, Observatorio Laboral y de derechos humanos Giuseppe Raspa-Douglas de Paula-Javier Vásquez- Nilxon Chávez, -Sinutrasscogaez-Lorena Fernández-

adherirte con tu apoyo y firma a este pronunciamiento -correo deiroalberto@gmail.com teléfono 0426 5669964-

correo- Cait60513@gmail

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 638 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter