Rendirnos nunca, retroceder jamás

Los jóvenes por su característica jocosidad, no entienden la gravedad de los malos efectos y malas consecuencias, que ocasionan las invasiones de fuerzas militares extranjeras en países marcados como objetivos imperialistas. ¿Por qué algunos países latinoamericanos, son objetivos del imperialismo yanqui? Simplemente porque el imperio yanqui se está desvaneciendo, y al quitarse la máscara de gente buena, pasa a su estado natural de delincuente y actúa con toda criminalidad contra el o los países que atracarán e invadirán, porque se trata de supervivencia. La invasión extranjera, es similar a un “quieto, no te muevas”, a la final es lo que son, vulgares delincuentes, que no tienen compasión con nadie, hasta con los escuálidos, traidores a la patria, que anhelan con vehemencia, que la invasión yanqui ocurra, porque se trata de salir de Chávez como sea.

Imagínense este largo ejemplo que voy a citarles: Una familia hacendada, no mejor hagámoslo más directo, tú querido lector, de aquí del Museo CANTV, vecino mío, que vives con tu familia en tu humilde hogar, que tiene un carrito iraní de los que fabrica nuestra revolución, que tienes 4 hijas adultas, bastante positivas y estudian en la Universidad Bolivariana, porque desde hace 4 años comenzaron a estudiar primero en la Misión Ribas, luego en la Misión Sucre y ahora están en la Bolivariana, cuando un familiar tuyo se enferma, rápidamente es atendido por la Misión Barrio Adentro, quien lo evalúa y dependiendo de la enfermedad, lo refieren al CDI o al Hospital Militar cuando se trata de intervenciones quirúrgicas. Llegó el sábado y te fuiste bien tempranito a hacer el mercado semanal en la Misión Mercal, de repente se te perdió la cartera, y ahí mismo con la Misión Identidad sacaste la cédula de identidad laminada. Mientras tú vecino, desarrollas tú vida normalmente con la articulación de todos los servicios públicos que las misiones revolucionarias y socialistas ofrecen; los escuálidos andan contaminando la paz y la armonía ciudadana, porque los autores principales de la guerra mediática enfermaron a esa gente, quienes ahora quieren la intervención militar de los yanquis.

Supongamos que no hay tal invasión, pero creció la zozobra, el nerviosismo, prosperó la guerra psicológica de la amenaza de invasión, tú vecino vas a echar todo por la borda, a dejar de recibir los servicios públicos de las misiones, a troncarles el futuro profesional a tus 4 hijas, a retroceder porque si no lo haces, los yanquis nos invadirán. No podemos dejar que todos los logros de nuestra revolución sean troncados, por culpa del acoso de los escuálidos y traidores a la patria. Preparémonos para lo peor, nuestro deber es hacer resistencia cívica y armada a los invasores, no tengamos compasión con ellos, porque no lo tendrán con todos nosotros, no permitamos que todo esto se paralice, sigamos adelante, ahora más que nunca, debemos acudir a las urnas electorales, para demostrarles al mundo que a pesar de una inminente amenaza de invasión militar estadounidense, los venezolanos estamos dándole una lección moral y de democracia verdadera al mundo entero, por eso no te dejes amedrentar, anímate a votar otra vez por todos los candidatos de la revolución bolivariana. Rendirnos nunca, retroceder jamás.



yjmosqueda@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3300 veces.



Ysaac Mosqueda

Representante de la Fundación Por La Dignidad de Aragua. Luchador Socialista. Militante del PSUV. Miembro de la vieja vanguardia del MBR (Paracaidista 76-86).

 yjmosqueda@gmail.com      @ysamosqueda

Visite el perfil de Ysaac Jacobo Mosqueda para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Ysaac Jacobo Mosqueda

Ysaac Jacobo Mosqueda

Más artículos de este autor