Ministro de la defensa rusa visita el triángulo del Caribe

El Ministro de la Defensa de Rusia, Sergei Shoigu realizó una gira por América Latina durante los días 11 al 14 del corriente, periplo que lo llevó a Venezuela, Nicaragua y Cuba --países que mantienen estables relaciones aliadas con Rusia en el campo de la cooperación militar. En Venezuela se firmó un acuerdo para la realización de ejercicios militares conjuntos. Rusia y Nicaragua firmaron un acuerdo intergubernamental sobre un procedimiento simplificado para las visitas de navíos de la Armada de Rusia a los puertos de Nicaragua. Así mismo, se concluyó un acuerdo para el desarrollo de la cooperación técnico-militar durante su visita a Cuba. En todo caso, la gira por el "Triángulo del Caribe" tuvo una significación mucho mayor en el plano político que concluir acuerdos de cooperación militar.

Esto fue visto en Caracas, Managua y La Habana y América Latina en general como una manifestación de solidaridad. No podría ser de otra manera. Bajo las condiciones en que Estados Unidos ejerce una presión permanente sobre América Latina, intensifica las acciones subversivas para encender "revoluciones de colores" y derrocar gobiernos legales. Los líderes de Venezuela, Nicaragua y Cuba a menudo dicen que Estados Unidos emplea todo un arsenal de guerras clandestinas: desde la guerra desinformativa hasta la creación de células terroristas y conspiraciones que apuntan hacia la eliminación física de personas, incluyendo a los líderes de los países caídos en desgracia con Washington como blancos principales.

La visita de Shoigu a Caracas coincidió con la revelación de una conspiración contra el gobierno en las filas de la Fuerza Aérea de Venezuela. Oficiales activos y en retiro planearon atacar los blancos principales de la capital, el Palacio Presidencial de Miraflores, el edificio del Ministerio de la Defensa, el Servicio Nacional de Seguridad, SEBIN, el Ministerio de Relaciones Exteriores y la Fiscalía General de la República. Los conspiradores pretendían utilizar un avión de la clase Tucano, aeroplano muy maniobrable, diseñado para la lucha anti-guerrillera. Este debía despegar desde la isla de Curazao o Aruba donde Estados Unidos tiene instalados sus puntos de operaciones adelantadas (FOLS sigla en inglés) y la CIA realiza intensas actividades. El ataque estaba preparado para efectuarse en momentos en que la oposición tenía planeado realizar manifestaciones para permitir que sus dirigentes aprovecharan el caos en el país y tomar el poder.

Esta vez la estrategia del "caos controlado" fracasó.

Los militares permanecen leales al régimen Bolivariano el cual disfruta de un fuerte apoyo social.

Bajo estas circunstancias, el efecto estabilizador de la visita de Shoigu fue evidente. El Ministro demostró que Moscú no tenía dudas en cuanto a que la posición del Presidente Maduro era fuerte y se mantenía como un socio estratégico confiable en la región del Caribe. Rusia se esfuerza para mejorar el poderío defensivo de Venezuela y de otros aliados en la región del Caribe. Y continuará haciéndolo.

Los medios corporativos occidentales dijeron que la gira del ministro ruso a América Latina "era un acto de presión diplomática sobre Estados Unidos," aunque Shoigu en ningún momento durante su gira dijo algo que pudiera tomarse en ese sentido. Moscú constantemente hace hincapié en que la cooperación militar bilateral con sus socios nunca está dirigida contra otros países. No obstante, el jefe del Ministerio de la Defensa de Rusia no agregó nada a este respecto. El hecho de la cooperación militar es interpretado por los medios occidentales como una señal de presión política sobre Estados Unidos. Ellos esgrimen la palabra "presión" en momentos en que Estados Unidos lanza una intensa campaña propagandística en apoyo al envío de armamento letal a Ucrania. Moscú no puede hacer otra cosa que oponerse a semejantes acciones. Occidente tiene que entenderlo con claridad.

En Managua, la siguiente parada de la gira, el ministro firmó un acuerdo intergubernamental sobre un procedimiento simplificado para las visitas de navíos de la Armada de Rusia a puertos de Nicaragua y un número de otros documentos en el área de la cooperación técnico-militar. Durante su visita a Nicaragua, el Ministro de la Defensa de Rusia, inauguró un centro topográfico. Su equipamiento fue suministrado e instalado por especialistas rusos. Los expertos ponen énfasis en el tangible aumento de la presencia de Rusia en el país, especialmente en relación a los planes para la construcción del Canal de Nicaragua, una nueva ruta para conectar los océanos Pacífico y Atlántico al lado de la conexión interoceánica controlada por Estados Unidos. China llevará a cabo la mayor parte de la obra. Según informes de prensa, Rusia será la responsable de la protección del Gran Canal. De ningún modo Estados Unidos se hará a un lado. El gobierno Sandinista deberá permanecer vigilante de manera permanente. El Presidente Daniel Ortega, aprovechó la visita de Shoigu como una ocasión para expresar su visión acerca de algunos eventos internacionales. En su opinión, las actividades que desarrolla Estados Unidos constituyen la principal razón de la crisis económica mundial que hiere incluso al mismo Estados Unidos como también a Europa. Ortega apoya a Rusia en sus esfuerzos para zanjar pacíficamente la crisis de Ucrania. Según Ortega, Occidente es responsable por la degradación de ese país. Destacó, "todos pudimos ver en informes directos televisados las indignantes marchas de fascistas que terminaron en un golpe de estado. Esperamos que las nuevas propuestas planteadas por la Federación de Rusia y el Presidente Putin sirvan como plataforma para la restauración de la paz en la región."

La gira de Shoigu fue muy oportuna. El gobierno de Estados Unidos planteó iniciativas para una reconciliación con La Habana. El momento es adecuado para definir con claridad las verdaderas metas perseguidas por Estados Unidos y las amenazas que enfrentaría el "socialismo con rostro humano" y el futuro de las relaciones entre Rusia y Cuba.

Fidel Castro dijo que los cubanos no confían en Estados Unidos y que este se apegará a la política que persigue sus propios intereses. Estas palabras brindan la clave para comprender el enfoque de La Habana en el diálogo Cuba-Estados Unidos. El mensaje subyacente es el mismo: existe la amenaza de ser golpeados por la espalda por parte de la "quinta columna" patrocinada por la CIA con la ayuda de las organizaciones no gubernamentales, blogueros comprados y una intensa propaganda "anti-castrista". Los especialistas creen que Estados Unidos está reuniendo a los cubanos disidentes para montar un golpe de estado en la isla. En todo caso, la dirección política cubana ha acumulado una rica experiencia en contraatacar las actividades subversivas dirigidas por los servicios especiales de Estados Unidos.

Sin duda alguna, la visita del Ministro de la Defensa de Rusia dio un nuevo ímpetu al desarrollo de la cooperación militar de Rusia y Cuba. En La Habana la agenda incluyó una serie de aspectos y una gama de detalles quedaron fuera del alcance de la prensa. Resulta importante notar que la gama de tópicos discutidos incluyó la entrega de nuevos sistemas de armas, la modernización del parque anticuado suministrado en los días de la URSS y el entrenamiento de personal cubano en academias militares de Rusia.

En reunión con Raúl Castro, Presidente del Consejo de Estado de Cuba y Presidente del Consejo de Ministros, Shoigu destacó que el avance en el desarrollo de los vínculos militares estaba en pleno apogeo.

El Ministro de la Defensa agregó que Rusia y Cuba también están desarrollando la cooperación en la esfera técnico militar. "Estamos agradecidos que Cuba reciba los navíos de la Armada de Rusia en La Habana. Rusia está interesada en expandir la cooperación naval, señaló. También agradeció a Castro por la cálida acogida de la delegación rusa en Cuba. Raúl Castro apreció grandemente la cooperación militar con Rusia. Mencionó que durante este año, personal cubano participará en competencias de biatlón de tanques que se llevarán a cabo en Rusia como también en juegos militares internacionales, en el foro técnico-militar "Army-2015" el cual está programado para realizarse entre el 16 y el 19 de junio del corriente y en la conferencia anual de seguridad internacional.

La línea costera del Mar Caribe incluye los territorios de México, América Central y la parte norte de América del Sur. Siempre ha sido considerado por Estados Unidos como una suerte de lago interior. Pero los tiempos están cambiando. A pesar de todo lo dicho por Obama acerca del supuesto excepcionalismo norteamericano y su liderazgo global en el siglo actual, Estados Unidos no puede mantener el status quo. La presencia de China, Rusia y Brasil se siente cada vez con mayor vigor. Se trata de una tendencia. Los estados caribeños, como también toda América Latina, fluctúan hacia los polos alternativos de poder. Estados Unidos trata de reivindicar su liderazgo con la ayuda de bombardeos, terrorismo de estado, derramamientos de sangre y torturas, lo cual se percibe como un Moloch en guerra contra la humanidad.

Nota.- Sus comentarios y opiniones acerca de este artículo serán bienvenidos en [email protected]

Traducción desde el inglés por

Strategic Culture Foundation Sergio R. Anacona

http://www.strategic-culture.org



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2458 veces.



Nil Nikandrov

Periodista y analista político escribiendo frecuentemente en la revista rusa internet Strategic Culture Foundation.

 editorial@strategic-culture.org

Visite el perfil de Nil Nikandrov para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: