San Miguel de Maracaibo urge una Plaza Pública para la recreación de los ciudadanos

Maracaibo, ciudad puerto-costera de piraguas y barcos, ciudad del sol amado, de riberas de palma y laudos de oro, se yergue sobre el Zulia, el lindo blasón, tierra de lealtades, escenario de batallas como del Lago donde el colombiano Padilla hizo gala de las armas navales patriotas para derrotar el ultimo bastión de los realistas y del imperio español, tierra de sueños, de letras y poetas como Udón Pérez, destacadas figuras literarias como Cecilio Acosta, Jesús Enríquez Lossada, de grandes deportistas beisboleros, como Luis Aparicio, de grandes deportistas boxísticos como Morochito Hernández y Betulio González, ni se diga de la Gacela, Elsa Antúnez, corredora velozien puso en alto el gentilicio patrio, entre otros, Maracaibo es tierra de héroes, del mas leal de los Generales del Libertador, Rafael Urdaneta, Presidente incorruptible de Venezuela, cuando la República daba los primeros pasos hacia la soberanía e independencia, esta Tierra ha dado para mucho, ha sido generosa, alegre, cordial, hospitalaria, ha recibido a millones de colombianos desalojados, perseguidos, expulsados de Colombia, huyendo de la guerra, de los paramilitares, del narcoestado colombiano, de un Gobierno fallido.

Esta ciudad, Maracaibo, en su municipio urbano dentro de la parroquia, Francisco Eugenio Bustamante, tiene un urbanización donde somos parte habite, se llama San Miguel en honor al Ángel que empuñada su espada, pisa el demonio con su pie, aquel que encarna el mal. San Miguel nació en los años 60 del siglo XX, ella es zona residencial amplia, urbana consolidado todos sus servicios, aunque últimamente como todo el país sufre de racionamiento del agua, agredida sus líneas telefónicas por saqueadores de los cables de CANTV, la dejado sin comunicaciones y redes sociales, internets. Una urbanización donde su tejido residencia ha sido deformada por el comercio formal e informal sin que su concejo comunal, el concejal respectivo haya hecho nada por resolver y evitar que sus espacios residenciales sean convertidos poco a poco de zona de vida residencia en comercial., alterado el destino de sus documentos de propiedad para cada habitante.

San Miguel está ubicada entre dos circunvalaciones, dos y tres, tiene cientos de casas, donde habitan capas de profesionales, docentes, abogados, enfermeras, guardias, policías, médicos, mecánicos, empresarios, grueros, obreros, albañiles, secretarias, mensajeros, técnicos, administradores, taxistas, panaderos, etc., además, existen varias casas de comercio a la entrada y a lo largo de su entrada hacia adentro desembocando en la circunvalación tres, lo que otrora fuera residencias familiares plenamente fueron vendidas para ser transformadas como negocio privado, al menos de una habitación o toda la casa, convertida en centro copiado, salón de belleza, restaurantes, venta de comida rápida, carnicería, ferretería, panadería, depósitos, ferreterías, etc.

La urbanización del Ángel San Miguel está invadida también del comercios informales frente a la avenida principal, ocupando la jardinería urbana, espacios y terrenos de la misma, arrancado al hábitats para fines mercantiles y comerciales sin que ordenanza alguna tome acciones de control, de aseo, planificar el desarrollo urbano, residencial y comercial. También; San Miguel tiene un centro comercial San Onofre a lo interno, cerca una línea de Taxi en una parte de una Casa de familia, hay también del mismo modo talleres mecánicos, donde se pinta vehículos sin considerar la polución, el aceite, la gasolina, además de Panadería con hornos industriales circunvecinos de habitantes y casas adyacentes el cual amenaza cualquier siniestro, incendio como así ha ocurrido sin consecuencias al menos alguna.

Una ventaja de la urbanización de San Miguel es la de un estadio deportivo que se aprovecha para practica deportiva, en otrora se competía entre comunidades por ejemplo Urbanización la Pastora, La Rotaria, actualmente practica jóvenes y niños. Desfavorablemente, quienes administran el estadio incluso bajo auspicio comerciales por ejemplo La Polar o empresas auspiciantes, no rinden cuenta ni al organismos de la Alcaldía ni a la comunidad, ni se han preocupado de construcciones residenciales ni negocios de pasteles y tequeños colindante con el estadio con beneficio privado, aparte que se han convertido estos linderos en botaderos de basura, restando espacio de carretera a los vehículos itinerantes.

el Estadio de San Miguel dispone de un ambulatorio a su lado, donde atiende por parte del Gobierno Regional, pacientes tales como embarazadas, niños, personas adolescentes o adultas, no sin ciertas limitaciones de servicios y medicamentos, el espacio del estadio dispone al fondo de una cancha de basket Ball, que puede ser transformada en cancha múltiples, a los lados, en su frente izquierdo, el Estadio dispone de amplios estacionamiento, así como fondos lindando con la cancha, cubiertos de arboles frondosos que dan sombra, al mismo tiempo, atrás al lado de la cancha existe un espacio ocupado por un taller informal de reparación de caucho, en pocas palabras este espacio ha estado abandonado, algunas personas sin trabajo, se han dado a la tarea de votar basura, crear montañas de basura, incluso de los vecinos mismos de la urbanización que para sacar la basura del frente de su casa por la falta del servicio de aseo, pagan a estos "servidores" para que la arrimen detrás del Estadio, a sus lados, creando montañas de basura, un ambiente contaminado, focos de epidemias que muchas veces el Gobierno local ha tenido que limpiar masivamente.

Precisamente; para evitar este gastos de limpieza, de palas mecánica, de tractores y uso de camiones volteo ante la montaña de basura, foco de contaminación y enfermedades, hacemos llegar la propuesta de que las autoridades de gobierno, sea la Gobernación o la Alcaldía dispongan de un presupuesto para transformar este espacio, de organizar a estos trabajadores del aseo en una cooperativa de servicio del aseo, prestadores de servicio, y segundo; crear una fundación sin fines de lucro, para la atención de crear un parque recreativo, cultural deportivo, conjuntamente con la habilitación de un concejo comunal de la misma urbanización para la cogestión con los vecinos de un Parque recreativo al servicio de las comunidades mediante un plan coordinado con la misión cubana de atención a los ciudadanos (as) de la Tercera edad.

Un Parque para el disfrute de los vecinos, en parque en vez de crear un complejo residencial, que anule derechos de recreación, de esparcimiento, de ejercitación, resocialización tal cual como propone una ex líder del concejo comunal, un edifico residencial que amenace el colapso de los servicios agua y electricidad, entre otros, colapse la vida del urbanismo y los servicios simplemente para privilegiar a ex miembros del concejo comunal de la misma urbanización vinculados al PSUV y familias que lo apoyan para beneficiarse en lo personal, ya sea porque no disponen de vivienda, (incluso los hay que disponen), comparte vivienda con familiares o no haya resuelto su problema de vivienda. Ellos proponen cambiar el uso de estos terrenos, crear lo que no se ha podido crear en esta urbanización, ya que algunos habitantes los han ocupado, a riesgos de enfrentamientos entre vecinos como ya se ha dado, darle otro uso para el cual está destinado, uso habitacional cuando es deportivo por cuanto está en espacio del perímetro del Estadio, de uso deportivo, dentro del mismo perímetro del Estadio adscrito a la entidad deportiva de la Alcaldía de la ciudad.

Proponemos un transformación de la tierra ociosa del espacio del Estadio, la creación de una cancha en otra de usos múltiples, con gradas, una plaza contentiva de aparatos de ejercicios ergonómicos, de esos aparatos de fácil manipulación, equipos de ejercicio de abdominales, brazos, piernas, similares a los que se han instalados en "Las Canchas de Paz, proponemos áreas de bicicleta, caminería, todo en una sola plaza integra, de armonía, de servicios para el disfrute de jóvenes, niños y sobre todo de las personas de la tercera edad quienes son gran parte de la población que habitamos este sector de la ciudad, aparte del disfrute del esparcimiento, la recreación y del ocio, daría a otros vecinos la oportunidad de disfrutar de la vida en común, de vida socialista, de ganar salud, prevenir la delincuencia, el egoísmo, evitar el basurero en que se acumulan cada cierto tiempo, entre otros beneficios.

San Miguel pide a nombre de mis compatriotas una Plaza Pública, con bancos para el encuentro común, la caminata, los ejercicios, la bicicleta, tenemos la idea de una maqueta, un espacio para las bicicletas, estacionamiento para el visitante, todo integrado, ojala el ciudadano alcalde nos reciba para aportar dicha propuesta, ojala el gobernador la asuma de manera conjunta, sería una bendición en el nuevo año 2019, un beneficio popular, nadie olvidaría este gesto, este regalo para los vecinos de San Miguel y mas allá, un lugar que emularía a la Plaza de San Rafael, una plaza iluminada, con servicios de salud disponible, aprovechando el convenio con Cuba, sería de gran utilidad para que los adultos de la tercera edad disfruten del bien de la salud como derecho universal.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 333 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /regionales/a276139.htmlCd0NV CAC = Y co = US