Willy se hace el Willimey en el Municipio de Maracaibo

Al salir del Metro de Maracaibo se hace insostenible transitar por la ciudad de Maracaibo, a lo largo de la Estación Libertador pulula el polvo esparcido en la carretera, cientos de usuario del transporte público transitan hacia múltiples direcciones no sin chocar con decenas de comerciantes informales, todos distribuidos aleatoriamente, al azar, impidiendo el transito libre, el derecho de transitar libremente por las calles, violando los derechos de los ciudadanos, esto ocurre a diario, trabajadores informales ocupan las aceras frente al Mercado las Playitas, donde se organiza un mercado de bienes comerciales, ropas, aparatos eléctricos, domésticos, etc., allí en el frente podemos mirar incluso venta de comida ambulante, sin medios de protección, allí se sirve, se venden alimentos, sin medidas sanitarias alguna, en la acera del frente que baja del Centro Comercial Gran Bazar, vendedores informales colocan sus mercancías en el suelo, tales como bicicletas, muñecas, entre otras y mas allá vemos esparcidos en la acera venta de plátanos de manera informal a bajos precios, precios en efectivos, al alcance de persona que con suerte de tenerlo pueden comprarlos baratos, platano grandes a 15,20 y hasta 25 bolívares fuertes.

Un mercado anárquico de venta de plátanos, sin organización y sin medidas sanitarias, allí se estacionan de la misma manera vehículos a la vista de fiscales y policía obstaculizando las vías pública no ya del transeúnte, sino de otros vehículos que deben circular libremente, se colocan los autos, camionetas, microbúses de manera oblicua, este espectáculo lo podemos ver a lo largo de la parte frontal del mercado Las Pulgas, en la avenida Libertador, sin que nadie diga nada, haga nada ni denuncie nada, como se acostumbra todos a tener una ciudad anárquica, un capitalismo salvaje puesto que los negocios propician tales actividades, las actividades de venta de comida, ropa y todo tipo de mercancías, generando de manera residual basura a diario sin que los servicios municipales o de la gobernación adecenten la ciudad, circular a lo largo de la avenida se hace insoportable, casi imposible, el aire contaminado, los transeúntes torean los vehículos y estos a su vez los transeúntes.

A todas estas nos preguntamos dónde está el Alcalde de la Ciudad de la Tierra del Sol Amada, el Gobernador del Estado, Willy Casanova y Omar Prieto, lideres chavistas, autoridades del Estado, sabemos que no es fácil lidiar con estos buhoneros, con estos comerciantes, ni que diga en el Mercado Las Pulgas, donde se ha convertido en un mercado privilegiados para los pensionados cuando cobran sus pensiones, por lo barato conque pueden hacer sus mercado, estirando su presupuesto de sobrevivencia, a los precios mas baratos, pero allí también juega la especulación de precios con los Puntos Bancarios, autoridades públicas anteriores como Dimartino, Rosales, Evelin Trejo han dejado como herencia una ciudad caotizada, mejor dicho como dice el pueblo llano, no le han metido el diente, una lavadora de dinero se ha convertido este mercado, en manos de comerciantes grandes, pequeños y medianos, succionando el efectivo y exportandolo a Colombia, traspasando las fronteras en búsqueda del intercambio lucrativo, ellos venden el dinero efectivo por dinero por transferencia, aquellos en Colombia lo compran mas caro, desmintiendo el hecho de que el bolívar esté devaluado, para luego comprar gasolina barata de Venezuela haciendo mayores negocios, mas ganancia, a expensa de Venezuela, del dólar negro que devalúa el bolívar, es la inflación inducida.

Estas transacciones ocurre a diario, el bolívar es sobrevalorado en Colombia, para devolverlo devaluado en Venezuela, con los Precios por Punto, el mecanismo es perverso y los transeúntes trabajadores que van y viene en el Metro nos damos cuenta, ni que decir adentrarnos en el Mercado las Pulgas, el principal mercado de Lavado de Dinero, del efectivo que tanto necesitan los consumidores, a poca distancia estan los bancos privados, antes veiamos como los comerciantes depositaban el dinero de sus operaciones, ahora no es así, lo exportan a Colombia como cualquier otra mercancía, esta acción crea la escasez de dinero, del efectivo en el mercado, y los usuarios bancarios muchas veces regresamos del banco sin efectivo sencillamente porque no hay dinero, sometiéndonos a la lógica capitalista del mecanismo perverso de comprar por punto todo mas caro, empobreciendo al pueblo, las autoridades y el poder popular algo debe hacer para impedir no solo la devaluación del dinero, la inflación inducida que paralela al dólar negro declaran la guerra contra el derecho del pueblo a acceder a los bienes de primera necesidad, la revolución bolivariana debe abrir los ojos.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1330 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Alexander Kórdan Acosta R.

Alexander Kórdan Acosta R.

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Regionales


Revise artículos similares en la sección:
Anticorrupción y Contraloría Social



US mp N GA Y ab = '0' /regionales/a264517.htmlCd0NV CAC = Y co = US