Táchira: tal vez un porqué de la derrota

Desde hace algún tiempo se Le había venido diciendo al Mayor Vielma, de un poco de cosas que estaban mal enfocadas y no hubo rectificación, tal vez creyendo que el tiempo no pasaría y que la oposición con el trato blandengue que se le dio estaba acabada

El Táchira es desde los años de la cuarta se convirtió en reducto de la oligarquía y del anti-comunismo gracias entre otras cosas a la tarea de la curia que envenenó a los fieles contra el Chavismo, no hay que olvidar el fanatismo religiosos de este pueblo y éste es pata su concepto manipulador un sistema castro comunista totalitario y dictador.

Siendo un pueblo católico cuna de copei, nunca ha entendido, ni entenderá, ni nunca nos hemos propuesto a demostrarlo, que el mejor sistema para que el pueblo surja de la miseria, es el socialismo a pesar de que se hacen todos los esfuerzos sociales que han favorecido a los más pobres

La benevolencia con la que se trató al enemigo en nombre del amor la falta de coraje y decisión para enfrentar con la ley los delitos y castigar al os responsables intelectuales y materiales de esos hechos que nos agobiaron recibiendo la respuesta de las guarimbas, barricadas, destrucción, asaltos, muerte y que se cometieron dejando impunes sus acciones los hicieron fuertes amparados en la bondad y el amor del Chavismo, el silencio ante acusaciones de contrabando, corrupción, manejos así como no haber sido contundentes para desmontar las acusaciones que se hicieron, el no haber sabido escoger sus colaboradores , las casas de cambio, la venta de productos Colombianos en los pabellones, la mala política de querer atraer a la derecha oligarca congraciándose con ella, despreciando a revolucionarios y rodeándose de militares retirados algunos de baja graduación y no políticos revolucionarios.

No se quiere decir que no cumplió, pero sí que no hizo lo que un revolucionario hubiese hecho, como es el caso de otros gobernadores Chavistas, Yaracuy, Vargas

Al apartarse de la política y acercarse a la derecha complaciente se alejo de la filosofía chavista , su merito para haber sido escogido por chaves, que le acompaño en el golpe.

Lo que intriga, es ver cómo un pueblo que fue sometido a todo tipo de vejámenes salió a votar por sus agresores, cuando se creía que esa actitud era aval para conseguir la victoria

La otra arista, el partido se confió en el gerente que venía de excelente labor en el Seniat y se durmió en los laureles.

Esta dirigencia quizá, cansada de estar en el poder debe ceder el paso a nuevas caras y liderazgos frescos, para reestructurar el partido de cara a nuevos eventos electorales y como base para retomar el camino al socialismo

Es necesario que una nueva camada revolucionaria se encargue de llevar adelante la misión de proseguir el legado de Chávez,

No creo conveniente seguir utilizando a Vielma para que se encargue de otra misión en el Táchira NO ES QUE NO SIRVA ES QUE NO LO QUIEREN, sería llover sobre mojado y para llevar adelante la tarea de invertir los recursos extraordinarios que el gobierno central disponga para el desarrollo y bienestar del pueblo Tachirense En el Táchira, es necesario crear una figura como gobierno paralelo, vimos como fracasaron los protectores como Jaua en Miranda.

Vielma como gobernante se divorció de la revolución creyendo que abriendo hacia la derecha conseguiría unir alrededor del Chavismo a un pueblo conservador y necio, tan solo dos meses desde que fue nombrado para la reelección se manifestó. Revolucionario; el pueblo voto en contra de Vielma no a favor de la oposición, Vielma en su concepto de amplitud, apoyó tal vez de buena fe a capitalistas a los que concedió beneficios que negó a los revolucionarios que se acercaron a él a pedirle su apoyo

Creo, que para refrescar los liderazgos hay que Reestructurar el Psuv, crear el gobierno paralelo con la figura más conveniente y formado por los más idóneos revolucionarios y emprender la profundización filosófica en formación doctrinario de la juventud del Psuv...

Tal vez su poco conocimiento político, su benevolencia y la falta de un equipo político revolucionario para llevar adelante la gestión de gobierno y no oír los ruidos le hicieron fracasar.

Después del ojo afuera no vale Santa Lucia, ahora a trabajar duro y tratar de enderezar entuertos de cara a las nuevas luchas y otras contiendas electorales con la lección aprendida y llevando a la práctica el plan de la nación y el proyecto político hacia el socialismo.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 943 veces.



Antonio Daza


Visite el perfil de Antonio Daza para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Antonio Daza

Antonio Daza

Más artículos de este autor



US Y ab = '0' /regionales/a254103.htmlCd0NV CAC = Y co = US