(VIDEO) María Corina Machado habría recibido soborno para entregar Pdvsa “si ganaba elecciones”

Credito: Aporrea.org

La opositora militante de la ultraderecha, María Corina Machado, recibió soborno de $3,2 millones de un lobby estadounidense de nombre Howard Stirk Holdings (HSH) para entregar Pdvsa a Chevron "si ganaba elecciones" presidenciales.

Las pruebas de tal soborno fueron presentadas por la periodista brasileñaPatricia De Oliveira Souza Lelis, quien trabajó cubriendo noticias de América Latina en Estados Unidos en un emporio de varios medios de comunicación como Fox News y que, además, organiza lobbies internacionales, reseñó Venezuela News quien tuvo acceso a los documentos en entrevista con Souza Lelis.

El dinero entregado a Machado no solo era para promocionarla en la campaña presidencial de este año —pese a que está inhabilitada por traición a la patria— y que previamente ya tenía conocimiento de este procedimiento. También para ser usado en campaña de redes sociales y otros planes entreguistas.

Souza Lelis inició su trabajo en la parte de lobbies enfocados en Venezuela y ahí fue cuando conoció a María Corina Machado, quien se vendía como candidata presidencial ante los estadounidenses.

Los $3,2 millones pagados a MCM

El Gobierno estadounidense buscaba promover un presunto liderazgo de María Corina Machado entre la opinión pública y además posicionar al presidente Nicolás Maduro como un dictador. Por tal motivo, desembolsaron 3,2 millones de dólares por las elecciones primarias.

Esto además lo comprueba el protagonismo que Machado tomó en estas elecciones a pesar de no tener validez legal y porqué la dirigente negó toda ayuda del Consejo Nacional Electoral.

El vínculo directo también incluía a Pedro Luis Urruchurtu, encargado de las relaciones internacionales de María Corina Machado y solicitado por la justicia de Venezuela bajo cargos como traición a la patria, conspiración, legitimación de capitales y asociación para delinquir, cabe destacar. Además, otros republicanos como el fiscal vinculado a Donald Trump, William Barr, sostuvo Souza Lelis.
Las pruebas revelan que el dinero lo movieron a través de la fundación Disenso como receptora de tales recursos para la campaña y el trabajo de desprestigio a través de las redes sociales.

María Corina Machado estaba negociando los recursos de Venezuela con Estados Unidos a cambio de promover su candidatura. Además, gestionar una campaña completa de fakenews y desprestigios contra el presidente Maduro.

Asimismo, Souza Lelis dijo para Venezuela News que, "yo tuve unas reuniones con Guaidó también sobre esto y cuando decidieron que iba a colocar dinero en la campaña de María Corina para hacer la transición, para hablar con ellos, para saber como María Corina iba a mover este dinero para los gobernantes de Estados Unidos".

Pdvsa en bandeja de plata para Chevron

La fuente confirmó que en dicho lobby contra el Gobierno de Venezuela entró en juego Chevron por su evidente interés en el petróleo de Venezuela. Sostuvo que con este recurso abundante en Venezuela, manejaría precios más baratos, entre otros intereses estratégicos de dominio. Aseguró que en las reuniones siempre mencionaban "América Latina y México" pero el tema principal siempre era Venezuela.

Intentos de magnicidio y María Corina Machado

En medio de todo este entramado, Souza Lelis también confirmó a Venezuela News que pudo evidenciar como María Corina Machado, Juan Guaidó y otros dirigentes hablaron abiertamente de un magnicidio contra el presidente venezolano, Nicolás Maduro.

Yo estaba en la oficina de Washington DC y estas cosas se hicieron con políticos en Florida, vinculados a Guaidó y María Corina", afirmó.

También informó que estas negociaciones tenían lugar en una casa en Puerto Vallarta, México, que fue comprada ilegalmente. "Guaidó siempre utiliza esta propiedad para reunirse con políticos (…) La casa lleva el nombre de Terry Giles y Armstrong Williams, Terry es un abogado republicano vinculado a Trump y William Barr" apuntó la periodista.

Asilo ante amenazas de muerte

La periodista brasileña reveló pruebas de amenazas que le hicieron agentes de Estados Unidos involucrados en todos los planes para asesinar y derrocar al presidente Nicolás Maduro, en este sentido contó que las sospechas en su contra comenzaron cuando se negó a viajar con el pago millonario para la campaña de María Corina Machado.

"Empezaron a sospechar de mí cuando me pidieron que viajara a Venezuela con una maleta con dinero para entregarla a alguien de la campaña de María Corina y me negué", afirmó.

Subrayó que no trabajaron más con ella luego de encontrar en sus redes sociales que tenía contenido favorecedor a la izquierda. Desde que encontraron esto, la desconfianza hacia ella aumentó y cambiaron las cosas. Además comenzaron a formular acusaciones falsas en su contra sin tener prueba alguna, alega Souza Lelis.

Es importante resaltar que el fiscal que la acusa, se llama Russell Carlberg, y según la periodista, el funcionario conoce todo el plan, sabe de todas las transacciones, todos los documentos que tiene y por eso envió al FBI a buscarla a México.

Entre los que la amenazaron, también destaca el republicano y comentarista político, además de ser dueño de The Baltimore Sun, Armstrong William. Este personaje era el jefe directo de Souza Lelis en la oficina de trabajo.

Afirmó que está en México como asilada política tras las persecuciones de la que es víctima bajo órdenes de Washington. Entre los detalles ofrecidos, la periodista brasileña relató que miembros del FBI la persiguieron fuera del territorio de Estados Unidos.

Concluyó diciendo que un agente de identificado como Guillermo Turke estuvo en su casa en México. La amenazó de muerte si no le entregaba todos los documentos y computadoras con información sobre Venezuela. "Vino a mi casa sin ningún documento de un juez que le aprobara venir…Todo era ilegal".

Documentos que vinculan a MCM / Foto cortesía

Con información de Últimas Noticias / Venezuelanews.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4512 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter