Declaraciones televisivas…

Blanco blanquito: alma de amito…
Negro blanquiao: complejo de blanco…
Mono blanquito: acomplejao…

El racismo es una violación a los derechos humanos que consiste en la discriminación de las personas en razón de su origen, pertenencia étnica, o racial de modo tal que unas se consideran superiores a otras. De modo popular se suele incluir erróneamente en el término de racismo un amplio abanico de discriminaciones como la xenofobia el clasismo o la homofobía. = Wikipedia=

Al ver a Coquito, dócil, cabizbajo, rastrero y al ver a Franklin Virguez genuflexo bajo la mano del amito blanco, recordé inmediatamente las declaraciones de nuestros estudiantes universitarios… me vino a la mente aquel Tío Tom de los cuentos de mi niñez en contraposición del Kunta Kinte de la novela “Raíces” ya más reciente… Recordé lo estudiado después en nuestra historia sobre los esclavos “los de adentro” y “los de afuera”… los unos sirviendo a los “amitos” en casa, calentándoles los pies (y otras cosas) en la cama, y los otros, quebrándose el lomo en el campo, al compás del fuete, para el bien del amo… fuete que marcaba el compás en tambor de espaldas orquestado en las manos de un negro “de adentro” torturador de sus iguales; negros “de afuera” doblados por el látigo pero con el orgullo de raza siempre presente…

Por otro lado, recuerdo al sabio Edelfos, filósofo marabino, típico exponente del blanco criollo, limpiándose los labios con un pañuelo después de besar a aquella morena, que bien por dinero, o bien por convencimiento, le hizo la segunda en aquella tarjeta, que iniciaría la Misión Tío Tom en el fantasioso mundo de un muy improbable gobierno adélfico…

La opinión que tienen algunos del venezolano mestizo, negro, moreno, zambo o indio quedo claramente plasmada en el programa televisivo donde el “Coquito”, para vergüenza de todos, fue el digno ejemplo del “negrito bueno”. Para los europeos, y sus hijos ahora los venezolanos somos “vagos, flojos y ladrones”… pero olvidan que esos “vagos, flojos y ladrones” les han saciado el hambre por más de 50 años… Fueron aquellos europeos que arriban al país con una mano adelante y otra atrás, hacinados como ratas, en locaciones de tercera en aquellos sombríos buques que arribaban al puerto de la Guaira al son de aquel gingle “Wey Paisano”…

Mi padre llega, de Holanda, en uno de aquellos barcos, tal vez bastante antes de la migración de los 50´s, lo hace a finales de los 30´s huyendo del nazismo… tengo suerte que mi madre Rosita Vegas, Caraqueña, fue una morena color canela y pelo crespo… Yo salí blanco blanquito pero gracias al poder superior mi chiva es chicha y hoy la muestro con orgullo de mestizo… Por ello soy catalogado de “Mono Blanco” en cada dos de tres e-mail de mis detractores… con orgullo lo soy, y me uno a otros, quienes si consideran a Venezuela como su patria y que juntos reconocemos que esta raza de bronce, de mazapán y de greda, esta raza sin mancha laborada sin prisa (como dijera una vez M. V. Magallanes) es la heredera de los sueños de Bolívar y del futuro de América.

Así como la posición del Coquito o del Virguez dan profunda lástima venezolanista, hay posiciones que causan risa… ver los negros “blanquios” declarando en TV sobre el Sambo de Miraflores… hay un flaco de pelo afro chicha que se cree experto sobre Chávez que lo que saca por esa boca es puro complejo de casta “de adentro”… Vemos a un historiador “negro blanquiao, acusando a Bolivar de mantuano (cosa que nunca negó) y levantándole calumnias para satisfacer sus nuevos amos del norte… Vemos a algunas señoras de boca grande (bemba) pero casadas con un gallego o italiano (semi-analfabetas) protestar contra la chusma cerruna y tratar mal a la cachifa, muchas veces más blanca que ella… Vemos a aquellas niñas de pelo oxigenado y estirado a punta de “La Negrita” (y quienes esconden a las abuelitas como dice el son cubano) como moderadoras de programas donde campea el racismo y la segregación racial…

Que pena dan estos desubicados en la vida… y más tristeza dan cuando después de llamarnos acomplejados, sambos, chusma, cerruos, violentos, desadaptados, y varias docenas de epítetos más… terminan diciendo que los segregacionistas somos nosotros y que no hacemos nada por la inclusión… por lograr una “Venezuela de Todos”… claro, donde “TODOS” incluye nada más que la Sociedad Sambil, los predios de los alcaldes parchas, Fedecámaras y Cosecomercio y en donde el pobre, el trabajador, EL PUEBLO no tienen cabida por “no ser gente”…

Que vaina… ¡la ley del embudo!...

Nos vemos en las teclas…

JotaDobleVe
JWekker@GMail.com

PATRIA, SOCIALISMO O MUERTE….
¡¡¡VENCEREMOS!!!

¡¡PA´LANTE Y A FONDO CON LA REVOLUCIÓN BOLIVARIANA!!


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2660 veces.



JotaDobleVe

Activista venezolano-holandés. Alias Jota Dobleve.

 jotadobleve@gmail.com      @JWekker

Visite el perfil de J.W. De Wekker Vegas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: