Contra la corrupción y las manipulaciones de la prensa

Los medios de comunicación privados persisten sistemáticamente en desacreditar la relevancia de los anuncios presidenciales, es así como en el acto político efectuado en la Asamblea Nacional este martes 23 de noviembre, que tuvo como tema central la Defensa de la Patria y el Antiimperialismo, televisoras y periódicos opositores fustigaron severamente la cadena nacional de radio y televisión que dio cobertura al mencionado evento haciendo ver una supuesta desvinculación del discurso del Primer Mandatario con los problemas internos e inmediatos que aquejan al país.

La red de medios oposicionistas permanentemente insiste en hacer creer a la ciudadanía que se trata de una maniobra de distracción de parte del Ejecutivo Nacional hacia cuando se denuncian las amenazas del Imperialismo estadounidense contra la soberanía venezolana. Del mismo modo aducen que enfocarse en la sanción a Organizaciones No Gubernamentales financiadas por EEUU, es un acto obcecado del Gobierno y niegan que estas ONG's puedan realmente estar dedicadas a fomentar la desestabilización política y afectar la gobernabilidad.

Todo lo publicado promueve una lectura (ante la población) de radicalización política en la confrontación entre el movimiento revolucionario y el estamento oposicionista, vale decir un escenario conflictivo que según estas redes del amarillismo informativo, estaría siendo estimulado tercamente por el liderazgo revolucionario con el ánimo de arrollar a sus opositores, negándose a la necesaria pluralidad, avenimiento y diálogo que, a conforme al criterio contrarrevolucionario, debería implantarse a partir de los estrechos resultados electorales del pasado 26 de septiembre.

Llama la atención, la publicación en la portada del Portal electrónico revolucionario, Aporrea.org (23-11-10), donde con el título "En Mitsubishi: Mintrass patrocina y certifica sindicato ilegal y convención colectiva que impulsan la tercerización", se hace referencia a una supuesta complicidad entre funcionarios del Ministerio del Trabajo y factores patronales de esa empresa en razón de acuerdos fraudulentos que afectarían los derechos de los trabajadores. Dicha publicación incluye copias de las actas que presuntamente hacen constar la comisión de esta irregularidad, lo cual reviste una doble gravedad, primero, por tratarse de un medio de comunicación del que se presume veracidad dentro de las filas revolucionarias; y segundo por afectar los derechos colectivos de un segmento numeroso del pueblo trabajador. Tal hecho es supremamente inadmisible en tiempos donde el oposicionismo fomenta la conflictividad laboral y la expone exhaustivamente en sus medios de comunicación, fomentando así el abierto desprestigio de la revolución. Se estima recomendable activar expedita averiguación del caso denunciado, antes de que el oposicionismo lo aproveche, generando un nuevo tubazo mediático.

Urge velar por el eficaz cumplimiento de las políticas que nos abonan aceptación en los sectores sociales que en tiempos recientes han manifestado desapego al proceso bolivariano, como ha sucedido con la acertada intervención en la estafa inmobiliaria para beneficio de la clase media; así como la difusión de los logros generales en la gestión del Ejecutivo Nacional, pues el movimiento revolucionario debe contrarrestar la campaña que pretende hacer ver a su liderazgo como un promotor empedernido de la conflictividad social.

Constitucionalista y Penalista. Profesor Universitario.


http://jesusmanuelsilva.blogspot.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1719 veces.



Jesús M. Silva R.

Doctor en Derecho Constitucional. Abogado penalista. Escritor marxista. Profesor de estudios políticos e internacionales en UCV. http://jesusmanuelsilva.blogspot.com

 jesussilva2001@gmail.com      @Jesus_Silva_R

Visite el perfil de Jesús Silva R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: