La muerte de Stalin Perez Borges es una gran pérdida para los activistas que luchan por la emancipación social

La muerte de nuestro camarada y amigo Stalin Perez Borges es una gran pérdida para los activistas que luchan por la emancipación social. Lo conocí por primera vez en 2003 en Caracas, en plena dinámica bolivariana. Y desde entonces lo he visto unas quince veces, ya sea en su región natal de Carabobo, en reuniones de la Cuarta Internacional en Bélgica, en su instituto de Amsterdam, o en los últimos años en Buenos Aires. En los dos últimos años, me ha impresionado constantemente su vitalidad en la animación del sitio web https://1resisto.com/ y del boletín electrónico que enviaba todos los días. Abarcaba un abanico muy amplio de temas, lo que nos permitía comprender mejor las luchas de nuestro tiempo. Stalin Borges Pérez era un hombre muy simpático, de buen corazón, que mostraba una gran curiosidad por el mundo y las luchas de los oprimidos. En los últimos días, desde su hospitalización, estuve siguiendo diariamente su estado de salud, en contacto con Luis Bonilla y, a través de él, con su esposa Marilú y los camaradas que lo visitaron. Esperábamos que saliera adelante, pero nos temíamos lo peor. Le echaremos de menos. Nuestra solidaridad con Marilú, su familia, amigos y compañeros.

 

Saludos internacionalistas

Eric Toussaint, miembro del Comité internacional de la IVta Internacional



Esta nota ha sido leída aproximadamente 790 veces.



Eric Toussaint


Visite el perfil de Eric Toussaint para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: